Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005

avatar
RioLena
Colaborador estrella
Colaborador estrella

Cantidad de envíos : 10246
Reputación : 20002
Fecha de inscripción : 24/03/2011

Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005 Empty Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005

Mensaje por RioLena el Lun Feb 03, 2020 9:59 pm

Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe

Matthias Küntzel*

Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005


►en el Foro en 4 mensajes


El antisemitismo basado en la noción de una conspiración mundial judía no tiene sus raíces en la tradición islámica, sino más bien en los modelos ideológicos europeos. La transferencia decisiva de esta ideología al mundo musulmán tuvo lugar entre 1937 y 1945 bajo el impacto de la propaganda nazi. Importante para este proceso fueron el servicio en idioma árabe transmitido por el transmisor alemán de onda corta en Zeesen entre 1939 y 1945, y el papel de Haj Amin el-Husseini, el Mufti de Jerusalén, quien fue el primero en traducir el antisemitismo europeo en un Contexto islámico.

Aunque el islamismo es un movimiento de masas independiente, antisemita y antimoderno, sus principales promotores iniciales, la Hermandad Musulmana en Egipto y los Mufti y los Qassamitas en Palestina, fueron apoyados financiera e ideológicamente por agencias del gobierno nacionalsocialista alemán.

"¡Escucha!", Dice un rabino a un joven judío. “Hemos recibido un pedido desde arriba. Necesitamos la sangre de un niño cristiano para el pan sin levadura para la fiesta de la Pascua ”. En la siguiente toma, un joven aterrorizado es capturado en el vecindario. Luego, la cámara se acerca al niño para que le corten un primer plano de la garganta. La sangre brota de la herida y se vierte en un recipiente de metal.

El canal satelital Al-Manar que transmitió este episodio es dirigido por el islamista Hizbollah ("Partido de Dios"). La escena es parte de una serie de veintinueve partes titulada Al-Shatat ("Diáspora"), producida por Al-Manar con el respaldo del gobierno sirio y transmitida por primera vez durante el Ramadán en 2003.

Episodio por episodio, la serie vende la fantasía de la conspiración mundial judía: los judíos han traído la muerte y la destrucción a la humanidad, los judíos desataron las dos guerras mundiales, los judíos descubrieron las armas químicas y destruyeron Hiroshima y Nagasaki con bombas nucleares.

Con un personal permanente de trescientos trabajadores, este canal tiene el mayor alcance en el mundo árabe-islámico después de Al-Jazeera. Diez millones de personas al día sintonizan las transmisiones que se hacen las 24 horas desde Beirut. Al-Manar ("el faro") es el primer y único canal satelital que, incluso sin pretender objetividad, se ve a sí mismo como la voz global del islamismo. Su popularidad se debe a sus innumerables videoclips, que utilizan gráficos inspiradores y música inspiradora para promover los atentados suicidas. Al-Manar no solo presiona con actos terroristas contra Israel, sino que los inspira, justifica y aclama.

Esta actitud casual hacia el odio al judío islamista es típica del discurso en Europa. Mientras que el antisemitismo de derecha de políticos como Le Pen en Francia o del diputado alemán Martin Hohmann provoca indignación pública, cuando los musulmanes expresan exactamente el mismo antisemitismo, a menudo se ignora o se minimiza como una supuesta reacción al conflicto del Medio Oriente. Este silencio sobre el antisemitismo islamista persiste junto con un silencio sobre sus raíces en el nacionalsocialismo, como lo confirma el ejemplo del transmisor Zeesen.

En Zeesen, una ciudad con unos cuatro mil habitantes situada al sur de Berlín, una vez estuvo uno de los transmisores de onda corta más potentes del mundo. A partir de 1939 transmitió su programa diario en idioma árabe. De todos los servicios en idiomas extranjeros, el Servicio Oriental tenía "prioridad absoluta". Llegó a árabes, turcos, persas e indios y tenía un personal de ochenta y tantos trabajadores, incluidos anunciantes y traductores independientes. 4

Entre 1939 y 1945, en un momento en que en el mundo árabe la radio se escuchaba principalmente en las plazas públicas o en los bazares y cafeterías, ninguna otra estación era más popular que el servicio Zeesen, que mezclaba hábilmente la propaganda antisemita con citas del Corán y música árabe popular. Los Aliados en la Segunda Guerra Mundial fueron presentados como lacayos de los judíos y la noción de las "Naciones Unidas Judías" se hizo presente entre la audiencia.

Al mismo tiempo, los judíos fueron atacados como los peores enemigos del Islam. "El judío desde la época de Mahoma nunca ha sido amigo del musulmán, el judío es el enemigo, y le agrada que Alá lo mate". 5

Hoy, el canal de televisión Al-Manar de Hizbollah envía este mismo mensaje por satélite. ¿Cuáles son las conexiones históricas entre el transmisor de onda corta en Zeesen y el canal satelital de Beirut?

Propaganda nacionalsocialista

Un aspecto destacado de la producción de Radio Zeesen fue la demanda de yihad por parte de la figura más popular en el mundo árabe-islámico de la época, el Mufti de Jerusalén, Haj Amin el-Husseini (1895-1974). Desde 1941 en adelante, vivió en Berlín, supervisando la transmisión de radio árabe desde Zeesen, Atenas y Roma.6 Nadie promovió el odio a los judíos entre los musulmanes de manera más efectiva que los muftíes. La responsabilidad europea de esto es clara: después de todo, el-Husseini había sido nombrado y promovido en el cargo por las potencias europeas. Fueron los británicos quienes, tras haberlo sentenciado por primera vez a diez años de cárcel por incitación antijudía en 1920, lo amnistiaron en 1921 y lo convirtieron en Mufti contra la voluntad de la mayoría de los palestinos. Fueron los alemanes quienes le pagaron por sus servicios entre 1937 y 1945. Y fueron los franceses quienes en 1946 le ayudaron, cuando el Mufti estaba siendo perseguido internacionalmente como un criminal de guerra y logró escapar a Egipto y continuar sus actividades.7

Nadie tuvo mayor influencia en la historia temprana del conflicto del Medio Oriente que el Mufti, quien como presidente del Consejo Supremo Musulmán no solo era la autoridad religiosa suprema, sino también la figura central del nacionalismo palestino. En la década de 1930, había innumerables nacionalistas árabes que veían a Alemania como un aliado contra los británicos sin preocuparse por la naturaleza del régimen de Hitler. Las cosas eran diferentes en lo que respectaba al Mufti, sabía de qué se trataba el régimen y se sintió atraído por esa misma razón.

Ya en la primavera de 1933 aseguró al cónsul alemán en Jerusalén que "los musulmanes dentro y fuera de Palestina dan la bienvenida al nuevo régimen de Alemania y esperan la extensión del sistema gubernamental fascista y antidemocrático a otros países".8

La organización juvenil del partido establecido por el Mufti operó por un tiempo bajo el nombre de Scouts nazis y adoptó pantalones cortos y cinturones de cuero al estilo de las Juventudes Hitlerianas.

Durante la revuelta palestina de 1936-1939 la esvástica se usó como una marca de identidad: panfletos y graffitis árabes fueron decorados generosamente con ella, los niños árabes se daban la bienvenida con el saludo brazo en alto de Hitler y se exhibieron un gran número de banderas alemanas y fotos de Hitler incluso en las celebraciones del cumpleaños de Mohammed.

Sin embargo, hasta el verano de 1937, este apoyo fue incómodo para el gobierno alemán. Berlín rechazó cortés pero firmemente a los oficiales árabes de cooperación. Mientras que, por un lado, Hitler ya había declarado su creencia en la "inferioridad racial" de los árabes en Mein Kampf y rechazó despectivamente su "Guerra Santa"10, por el otro, el Ministerio de Asuntos Exteriores alemán estaba extremadamente ansioso por no poner prematuramente en peligro las apacibles relaciones británicas que con Berlín se daban en esos momentos, por actividades antibritánicas en el Medio Oriente, especialmente porque el Mediterráneo cayó dentro de la esfera de responsabilidad del aliado italiano de la Alemania nazi.

Berlín revisó este enfoque por primera vez en junio de 1937. El detonante fue la propuesta de la Comisión Británica de Peel para la división del territorio de Palestina en un Estado judío más pequeño y un Estado musulmán-árabe más grande. La formación de un estado judío "no está en el interés de Alemania", fue la respuesta inmediata del ministro de Relaciones Exteriores Konstantin von Neurath, ya que dicho estado "crearía una posición de poder adicional bajo el derecho internacional para la comunidad judía. Por lo tanto, Alemania tiene interés en fortalecer el mundo árabe como contrapeso contra un posible aumento de poder para los judíos del mundo". 11

Fortalecer a los árabes contra los judíos: es cierto que Berlín inicialmente siguió este nuevo rumbo subrepticiamente, para que no alienase a Londres. Sin embargo, la escala de las operaciones ahora iniciadas fue impresionante. Estudiantes de países árabes recibieron becas alemanas, empresas contrataron aprendices árabes y los líderes del partido árabe fueron invitados a las manifestaciones del partido de Nuremberg y los jefes militares a las maniobras de la Wehrmacht. Se estableció un "Club Árabe" en Berlín como el centro para la agitación relacionada con Palestina y la transmisión en idioma árabe 12.

Bajo la dirección del Ministerio de Propaganda alemán, la Agencia de Noticias Alemana (DNB), cuya sede regional en Jerusalén había establecido un servicio árabe en 1936, intensificó su trabajo. El jefe de DNB-Jerusalén, el Dr. Franz Reichert, que tenía excelentes vínculos no solo con el Mufti sino también con la prensa árabe, sobornó a periodistas y atrajo periódicos disidentes con los britácos con lucrativos encargos de publicidad.

En septiembre de 1937 dos miembros del Departamento judío del servicio secreto de las SS, uno de ellos Adolf Eichmann, llevaron a cabo una misión exploratoria en el Medio Oriente que duró varias semanas. Le siguieron las visitas prolongadas del líder de la Juventud Hitleriana, Baldur von Schirach, y el jefe del Abwehr (servicio de contrainteligencia), Wilhelm Canaris.

Finalmente, en abril de 1939, el jefe del Departamento Oriental del Ministerio de Asuntos Exteriores, Otto von Hentig, también pasó un tiempo en Palestina y Egipto. Este activismo no estuvo exento de resultados: von Schirach donó el dinero para el establecimiento de un "Club Árabe" en Damasco en el que funcionarios alemanes entrenaron a reclutas para los insurgentes de Mufti y Canaris cubrió la región con una red de espías. 13

Sin embargo, la herramienta más efectiva fue la transmisión en árabe de Zeesen, "nuestra arma de largo alcance en el éter", como lo llamó Goebbels. Comenzó su servicio regular el 25 de abril de 1939, transmitiendo diariamente a las 17.45 horas, hora de Berlín.14 Se burló de cualquier árabe que deseara negociar con los sionistas. "El locutor de radio de Berlín, por ejemplo, solía referirse al Emir Abdallah como 'Rabbi Abdallah'", tal y como informó Nevill Barbour, reportero de la BBC. "Por lo tanto, no fue fácil contrarrestar la propaganda nazi sobre el tema del Hogar Nacional Judío en Palestina".15 Pero Radio Zeesen también fue difícil de combatir porque no tenía escrúpulos sobre la movilización de antipatías antioccidentales: con su cambio pro-árabe, Berlín había descubierto el potencial antimodernista del islam.



Última edición por RioLena el Lun Feb 03, 2020 10:13 pm, editado 1 vez
avatar
RioLena
Colaborador estrella
Colaborador estrella

Cantidad de envíos : 10246
Reputación : 20002
Fecha de inscripción : 24/03/2011

Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005 Empty Re: Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005

Mensaje por RioLena el Lun Feb 03, 2020 10:03 pm

El antisemitismo del Mufti

No fue solo Heinrich Himmler quien se puso lírico sobre la "cercanía ideológica" del nacionalsocialismo y el Islam, acuñando el concepto de Muselgermanen ("musulmanes-alemanes"). 16

Haj Amin el-Husseini también se refirió a los paralelismos entre musulmanes y los ideales alemanes, identificando los siguientes puntos de contacto: (1) monoteísmo - unidad de liderazgo; (2) el poder de ordenar: obediencia y disciplina; (3) la lucha y el honor de caer en la batalla; (4) comunidad; (5) familia y descendencia; (6) glorificación del trabajo y la creatividad; y (7) actitud hacia los judíos: “en la lucha contra los judíos, el Islam y el nacionalsocialismo se acercan mucho” 17.

Sin embargo, precisamente este último punto no era en absoluto evidente. El antisemitismo racista y la fantasía de la conspiración mundial judía eran de origen europeo y ajenos a la visión islámica original de los judíos. Solo en la leyenda de Cristo aparecieron los judíos como una fuerza mortal y poderosa que supuestamente fue tan lejos como para matar al único hijo de Dios.

El Islam era una historia bastante diferente. Aquí no fueron los judíos quienes asesinaron al Profeta, sino el Profeta quien asesinó a los judíos, en los años entre 623 y 627 Mahoma esclavizó, expulsó o mató a todas las tribus judías de Medina. Como resultado, los rasgos característicos del antisemitismo cristiano no surgieron en el mundo musulmán. “No hubo temores de conspiración y dominación judía, ni cargos de maldad diabólica. Los judíos no fueron acusados de envenenar pozos o propagar la plaga”.18 En cambio, los judíos fueron tratados con desprecio o tolerancia condescendiente. Esta herencia cultural hizo que la idea de que los judíos pudieran representar un peligro permanente para los musulmanes y el mundo pareciera absurdo.

Por lo tanto, esta idea tuvo que ser introducida en el mundo árabe-islámico con mayor fuerza. El conflicto sobre la inmigración y la propiedad de la tierra en Palestina no fue la razón, sino simplemente una oportunidad, para su propagación. Así, por ejemplo, el folleto sobre "Islam y judería" distribuido por los alemanes a los miembros musulmanes de la división de las SS bosnias "Handzar" hablaba de una "enemistad antigua", mientras que Radio Zeesen evocaba variaciones siempre nuevas sobre el tema del "enemigo eterno, el judío ”.

Un discurso pronunciado por el Mufti en noviembre de 1943 es típico:

Este pueblo ha sido enemigo de los árabes y el Islam desde que surgió. El Sagrado Corán expresó esta vieja enemistad en las siguientes palabras: "encontrarás que los más dispuestos hostilmente hacia los creyentes son los judíos". Trataron de envenenar al profeta digno de alabanza, opusieron resistencia, se llenaron de hostilidad hacia él y conspiraron contra él. Este fue el caso hace más de 1300 años. Desde entonces, nunca han dejado de tramar complots contra los árabes y mahometanos.

Por lo tanto, era una amenaza eterna para todos los musulmanes inventados por los derrotados contemporáneos de Mahoma.

Para los muftíes, la referencia al siglo séptimo se ajustaba al proyecto de ley por una segunda razón: su odio hacia los judíos era una declaración de guerra contra la "invasión de ideas liberales" en el mundo del Islam. Desde principios del siglo XX, Egipto se había abierto al mundo exterior; en la década de 1920 Turquía reemplazó el Califato con el modelo Atatürkist; y Reza Khan también estaba promoviendo la secularización de Irán.

El Mufti no hizo la menor concesión a esta tendencia reformista en su esfera de control. Él vio a Jerusalén como el punto de cristalización para el "renacimiento del Islam" y Palestina como el centro de donde la resistencia a los judíos y al mundo moderno estaba destinada a emanar. Hablando en una conferencia religiosa en 1935, el Mufti se quejó: "El cine, el teatro y algunas revistas desvergonzadas entran a nuestras casas y patios como víboras, donde matan la moralidad y derriban los cimientos de la sociedad ". Los judíos fueron culpados de esta supuesta corrupción de los valores morales, como lo demuestra otra declaración del Haj Amin el-Husseini:" Ellos [los judíos] también han difundido aquí sus costumbres y usos, que se oponen a nuestra religión y a toda nuestra forma de vida. Las muchachas judías que corren en pantalones cortos desmoralizan a nuestra juventud por su mera presencia". 20

El-Husseini utilizó incansablemente su oficina para islamizar el antisionismo y proporcionar una justificación religiosa para el odio a los judíos. Cualquiera que no aceptara sus pautas sería denunciado por su nombre en la mezquita durante las oraciones del viernes, excluido de los ritos de matrimonio y entierro, o amenazado físicamente. El Mufti implementó esta política junto con su aliado palestino más prominente de la época, el fundamentalista islámico Izz al-Din al-Qassam, cuyo nombre es llevado en la actualidad por las unidades suicidas de Hamas. Al-Qassam fue el primer jeque de los tiempos modernos que, en 1931 en la región de Haifa, estableció un movimiento que unía la ideología de un devoto retorno al Islam original del siglo VII con la práctica de la yihad militante contra los infieles. 21

El malestar que comenzó en 1936 y que ha pasado a la historia como la "revuelta árabe" fue el campo de pruebas inicial para la ideología islamista emergente. Aquí, por primera vez, se emplearon métodos terroristas que luego serían inculcados entre los musulmanes en Argelia, Afganistán e Irán.

Núcleo de islamismo

La "revuelta árabe", que continuó en etapas hasta el comienzo de la Segunda Guerra Mundial, comenzó en abril de 1936 como una ola de huelgas contra la inmigración judía y el dominio británico.22 La segunda fase se desarrolló en otoño de 1937 después de la publicación del Plan Peel sobre La partición de Palestina. En este punto, la política exterior alemana intervino decisivamente. “El mismo Mufti dijo que solo por el dinero alemán recibido en ese momento había sido posible llevar a cabo el levantamiento en Palestina. Desde el principio, hizo grandes demandas financieras que los nazis cumplieron en gran medida” 23.

A partir de ese momento el carácter de los disturbios fue determinado por el Mufti y los partidarios de Sheikh al-Qassam. En las zonas "liberadas" de los judíos y los británicos se aplicaron brutalmente nuevos códigos de vestimenta y la ley sharia y se liquidaron numerosos elementos desviadores "no islámicos". Un biógrafo alemán del Mufti informó con admiración en 1943 sobre el tiroteo a los árabes palestinos que resistieron la presión de someterse al negarse a usar el kaffiyeh. 24 No menos draconianos fueron los medios utilizados para obligar a las mujeres árabes cristianas y a todas las demás mujeres a usar el velo.

Junto con los judíos y los británicos, los palestinos que buscaron compromisos con el sionismo y el poder obligatorio y apoyaron el Plan Peel también fueron atacados. "Vendedores de tierras para los judíos, poseedores de opiniones políticas moderadas y aquellos de cuyo nacionalismo se sospechaba", relata Porath: ...no siempre fueron asesinados de inmediato, en ocasiones fueron secuestrados y llevados a las zonas montañosas bajo control rebelde. Allí fueron maltratados y arrojados a pozos infestados de serpientes y escorpiones. Después de pasar unos días allí, las víctimas, si aún estaban vivas, fueron llevadas ante uno de los tribunales rebeldes y generalmente condenadas a muerte o, como dispensa especial, a una flagelación severa. El terror era tan fuerte que nadie, incluidos los ulama y los sacerdotes, se atrevió a realizar los servicios de entierro adecuados para estas personas. 25

Los disturbios culminaron en el otoño de 1938. El-Husseini ahora tenía unos diez mil combatientes, incluidos tres mil soldados profesionales, a su disposición. Los comandos más importantes estaban en manos de los "Qassamitas", mientras que el Mufti dirigió la revuelta desde Beirut. 26

El Dr. Reichert, del Buró de Inteligencia, tuvo varias reuniones con representantes de los insurgentes y enfatizó repetidamente que "sobre la base los compromisos de Reich con los nacionalistas árabes de Haj Amin el-Husseini pronto tendrán suficientes recursos financieros para la continuación de su rebelión ”27.

¿Por qué los nacionalsocialistas querían prolongar los disturbios? La razón más importante fue expresada por Alfred Rosenberg, jefe del departamento de política exterior del Partido Nazi. "Mientras más tiempo el fuego siga ardiendo en Palestina", profetizó en diciembre de 1938, "más fuerte se vuelve la resistencia al régimen judío de violencia en todos los estados árabes y más allá de eso en los otros países musulmanes".28

Estas palabras se confirmaron, por ejemplo, fue la lucha en Palestina lo que convirtió por primera vez a la organización central del islamismo, la Hermandad Musulmana Egipcia, fundada en 1928, en la organización influyente de cuyas filas, no solo Hamas, sino también el Frente Islámico Mundial de Jihad contra los judíos de Osama bin Laden y los cruzados de toda índole, saldrían. Mientras que en 1936 la Hermandad Musulmana egipcia tenía solo ochocientos miembros, para 1938 ya tenía 200.000. En el período intermedio, había emprendido solo una campaña: la movilización detrás de la revuelta liderada por Mufti en Palestina.29

El antisemitismo de la hermandad musulmana

Antes de 1936 no se podía hablar de antisemitismo en Egipto. Los judíos eran bien considerados por la población e influían en la vida económica y política. Los panfletos antijudíos que el grupo local del NSDAP en El Cairo intentó difundir, cayeron en oídos sordos. En una carta a Berlín en 1933, el grupo afirmó que otros folletos y panfletos no servirían de nada y que, por el contrario, debería centrarse la atención en "donde existen verdaderos conflictos de intereses entre árabes y judíos: Palestina. El conflicto entre árabes y judíos debe ser trasplantado a Egipto". 30

Tres años después, eso es lo que sucedió. En mayo de 1936, inmediatamente después del comienzo de la revuelta palestina, la Hermandad Musulmana llamó al boicot de todos los negocios judíos en Egipto. En mezquitas y fábricas, se corrió el rumor de que los judíos y los británicos estaban destruyendo los lugares sagrados de Jerusalén. Circularon más informes falsos sobre cientos de mujeres y niños árabes asesinados.

Después de la publicación del Plan Peel para Palestina se intensificó la agitación antijudía. Los gritos de "¡Abajo los judíos!" y "¡Judíos fuera de Egipto y Palestina!" resonaron en violentas manifestaciones estudiantiles en El Cairo, Alejandría y Tanta. Se introdujo una columna titulada "La amenaza de los judíos de Egipto" en la revista de la Hermandad, Al-Nadhir. En ella se publicaron los nombres y direcciones de propietarios de negocios judíos y dueños de periódicos supuestamente judíos de todo el mundo, y todos los males, desde el comunismo hasta los burdeles, se atribuyeron a la "amenaza judía".

En septiembre de 1938 la Hermandad lanzó una llamada para que las personas usaran y consumieran solo productos producidos en países islámicos, y en todas partes de Egipto se instó para prepararse para embarcarse en una yihad para defender la Mezquita Al-Aqsa en Jerusalén. 31

Giselher Wirsing, un destacado periodista del Tercer Reich, informó con entusiasmo sobre las ondas de choque que el "centro político de terremotos", Palestina, había creado en Egipto. Wirsing, miembro de las SS, observó con satisfacción "un marcado retorno a las tradiciones religiosas del Islam" y "una feroz hostilidad hacia el liberalismo occidental. Los desarrollos recientes en Egipto muestran cuán fuerte esta teocracia es capaz de revivirse después de la primera embestida del liberalismo”. Teocracia en lugar de democracia, salafismo en lugar de liberalismo, este influyente hombre de las SS tomó una línea clara.

Ahora se dio prioridad a apoyar el floreciente movimiento islamista en Egipto con fondos alemanes. Como Brynjar Lia relata en su monografía sobre la Hermandad Musulmana:

Los documentos incautados en el piso de Wilhelm Stellbogen, Director de la Agencia Alemana de Noticias, afiliada a la Legación Alemana en El Cairo, muestran que antes de octubre de 1939 los Hermanos Musulmanes recibieron subsidios de su organización. Stellbogen fue punto fuerte en la transferencia de estos fondos a los Hermanos, que eran considerablemente mayores que los subsidios ofrecidos a otros activistas anti-británicos. Estas transferencias parecen haber sido coordinadas por Haj Amin el-Husseini y algunos de sus contactos palestinos en El Cairo. 33

Las contribuciones permitieron a la Hermandad Musulmana establecer una imprenta con veinticuatro empleados y utilizar los métodos de propaganda más actualizados. Por ejemplo, se produjo un folleto de ochenta páginas llamado "Fuego y destrucción en Palestina", con cincuenta fotos de presuntos actos de violencia y tortura, y varias decenas de miles de copias distribuidas entre la población.
La Hermandad Musulmana también, por supuesto, disfrutó de la ayuda de oficiales alemanes en la construcción de su organización militar, que cooperó con el ejército de Rommel en la Segunda Guerra Mundial. Pero nunca admiraron realmente a Hitler. Para Hassan al-Banna, el fundador y líder de la Hermandad Musulmana, no se trataba de aceptar un líder no musulmán. “Cuando expresaron admiración por ciertos aspectos del nacionalsocialismo o el fascismo, generalmente fue en el contexto de demostrar que los alemanes habían implementado algunos de los 'principios del Islam', como un código de vestimenta modesto, el estímulo del matrimonio temprano, un fuerte patriotismo y el espíritu militar de la jihad". 34

Así, los años 1936-1939 dieron forma al islamismo como un movimiento de masas nuevo e independiente, antisemita y antimoderno.

Hasta 1936 las fuerzas árabes moderadas, que acogieron o al menos toleraron el sionismo, no habían sido marginadas de ninguna manera. Esto cambió después de que los nacionalsocialistas apoyaron a los islamistas. Espolearon con éxito los disturbios en Palestina y contribuyeron a difundir la idea de que los judíos eran enemigos de Egipto. La movilización masiva islamista fue apoyada financiera e ideológicamente por Radio Zeesen y otros medios de propaganda. Esta fue una de las razones por las que el islamismo y el antisemitismo de Hassan al-Banna, en lugar del modernismo ilustrado de Kemal Atatürk, ganara la aceptación general en la parte árabe del mundo islámico. 35

El transmisor de onda corta Zeesen parece, en retrospectiva, haber sido la interfaz que transfirió la ideología antisemita al mundo árabe y vinculó el islamismo árabe temprano con el nacionalsocialismo tardío. Aunque Radio Zeesen dejó de funcionar en abril de 1945, fue solo después de esa fecha que sus frecuencias de odio realmente comenzaron a resonar en el mundo árabe.

avatar
RioLena
Colaborador estrella
Colaborador estrella

Cantidad de envíos : 10246
Reputación : 20002
Fecha de inscripción : 24/03/2011

Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005 Empty Re: Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005

Mensaje por RioLena el Lun Feb 03, 2020 10:08 pm

Hermano Hitler

El ocho de mayo de 1945 (rendición incondicional alemana) fue seguido por una doble división del mundo. La división entre sistemas político-económicos se conoce como la Guerra Fría. La segunda división, simplemente encubierta por la Guerra Fría, tiene que ver con la persistencia de los modos del pensamiento nacionalsocialista.

En su informe sobre el juicio de Adolf Eichmann en 1961, Hannah Arendt dirigió su mirada hacia este abismo: “los periódicos en Damasco y Beirut, en El Cairo y Jordania no ocultaron ni su simpatía por Eichmann ni su arrepentimiento de que él no hubiera terminado el trabajo”. Una emisión de radio desde El Cairo el día de la apertura del juicio, incluso incluyó un pequeño toque de atención a los alemanes, reprochándole el hecho de que 'en la última guerra, ningún avión alemán había volado y bombardeado un asentamiento judío’.

Todo el asunto [el Holocausto], como han demostrado muchos científicos e investigadores franceses y británicos, no es más que un gran complot israelí destinado a extorsionar al gobierno alemán en particular y a los países europeos en general. Pero yo, personalmente y a la luz de esta historia imaginaria, me quejo a Hitler, incluso diciéndole desde el fondo de mi corazón: "Si tan solo lo hubieras hecho, hermano, si tan solo hubiera sucedido realmente, para que el mundo pudiera suspirar" aliviado [sin] su maldad y pecado ”37.

La lógica es clara: el judío es la fuente del mal en el mundo y debe ser destruido. Israel, por lo tanto, merece ser borrado del mapa. Y, por lo tanto, la Shoah no es un crimen, sino un intento fallido para el cual se desea una repetición más exitosa. Demonización de los judíos, legitimación del Holocausto y liquidación de Israel; tres lados de un triángulo ideológico que no puede existir si falta alguno de los lados. Pero, ¿por qué esta monstruosa ideología encontró su lugar de exilio más fértil en el mundo árabe después de 1945?

Aquí el Mufti vuelve a la escena. Abiertamente y conociendo la existencia de Auschwitz, había abogado por la Shoah. "Alemania", declaró en 1943, "ha decidido encontrar una solución final a la amenaza judía, que pondrá fin a esta desgracia en el mundo".38

Sin embargo, la reputación del Mufti permaneció intacta después de 1945. Estaba seguro a pesar de ser personalmente responsable tanto de las atrocidades cometidas por la división musulmana de las SS en Bosnia como de la muerte de miles de niños judíos en el Holocausto.39 Sin embargo, para no pelear contra el mundo árabe, Estados Unidos y Gran Bretaña se abstuvieron de procesarlo, mientras que Francia, bajo cuya custodia había estado el Mufti desde 1945, lo dejó escapar para refugiarse en Egipto. Cuando el 10 de junio de 1946 los titulares de la prensa mundial anunciaron el "vuelo" de Mufti desde Francia, "los barrios árabes de Jerusalén y todas las ciudades y pueblos árabes estaban decorados con guirnaldas y banderas, y el retrato del gran hombre se podía ver en todas partes".40

Mientras amnistíaron al Mufti, los Aliados también rehabilitaron su antisemitismo. Aún más, los árabes vieron en la impunidad del Mufti "no solo una debilidad de los europeos, sino también la absolución por sucesos pasados y futuros", comentó Simon Wiesenthal en 1947. Ahora el pasado pro-nazi pasó a convertirse en "una fuente de orgullo, no vergüenza ". 41

Las opiniones opuestas sobre el Holocausto se enfrentaron por primera vez en noviembre de 1947 en la Asamblea General de la ONU. Por un lado, aquellos que consideraron la Shoah como un hecho y una catástrofe y, en consecuencia, estaban a favor de la partición de Palestina y la fundación de Israel.42

Por otro lado, aquellos que vieron en la resolución de la ONU un ejemplo más de "la conspiración del mundo judío". Entre estos últimos se encontraba el fundador de la Hermandad Musulmana, Hassan Al-Banna, quien "consideró toda la intervención de las Naciones Unidas como un complot internacional llevado a cabo por los estadounidenses, los rusos y los británicos, bajo la influencia del sionismo".

Mientras que Haj Amin el-Husseini, nuevamente en su papel de portavoz de los palestinos, creía que, en lugar de que Palestina se dividiera en estados, "los árabes deberían atacar juntos a los judíos y destruirlos tan pronto como las fuerzas británicas se hayan retirado de Palestina".

Ningún jefe de Estado árabe tuvo el coraje de contradecir al popular líder palestino. Y así, el cinismo de Occidente, que dejó al Mufti sin ser molestado en 1946, y el oportunismo de los árabes allanaron el camino a uno de los puntos de inflexión más fatídicos del siglo XX: cuando Israel se fundó el 14 de mayo de 1948, los ejércitos de Egipto, Jordania, Irak, Siria y Líbano lo invadieron. El secretario general de la Liga Árabe, Abd al-Rahman Azzam, quien había declarado anteriormente en privado que consideraba la partición de Palestina como la única solución racional, ahora estaba hombro con hombro con el Mufti. "Esta guerra", declaró el día del ataque árabe, "será una guerra de destrucción". 44

El nuevo Estado, sin duda, salió victorioso de esta guerra, con un costo de al menos seis mil vidas israelíes.

El antisemitismo, sin embargo, adquirió una nueva dimensión. Gamal Abdul Nasser, cuyo golpe de estado de 1952 fue consecuencia de la derrota árabe, difundió el texto central del antisemitismo europeo, los Protocolos de los Ancianos de Sión, en el mundo árabe. Además, Nasser empleó a muchos de los criminales de guerra nacionalsocialistas que habían evadido la justicia huyendo a Egipto en su antigua esfera de experiencia: la propaganda antijudía.

Después de que la campaña militar de Nasser contra Israel también fracasara miserablemente en la Guerra de los Seis Días de 1967, el odio previamente incitado contra los judíos se radicalizó en una dirección islamista.

La propaganda antijudía de Nasser surgía de manera tal que, ahora el antisemitismo, se mezclaba con el odio de los islamistas por la sensualidad y la alegría en la vida y, al asumir la yihad lanzada treinta años antes en Palestina, se popularizó como resistencia religiosa contra todos los "corruptores del mundo".

Ahora se "descubrió" que no solo todo era malo judío, sino que todo lo malo era judío. Así, el manifiesto más importante del antisemitismo islamista, el ensayo "Nuestra lucha con los judíos" del hermano musulmán Sayyid Qutb, distribuido en millones de copias en todo el mundo islámico con ayuda de Arabia Saudita, declara: con alusiones a Karl Marx, Sigmund Freud y Emile Durkheim, de que los judíos son responsables de la decadencia moral y sexual mundial: “Detrás de la doctrina del materialismo ateo había un judío; detrás de la doctrina de la sexualidad animalista había un judío; y detrás de la destrucción de la familia y la ruptura de las relaciones sagradas en la sociedad había un judío ”. 46

Ahora Palestina fue declarada territorio islámico sagrado (Dar al-Islam), donde los judíos no deberían poder gobernar ni una sola aldea, y el territorio de Israel debía destruirse como un deber religioso.

La devastación intelectual se extendió sin obstáculos: los judíos comenzaron a ser denigrados por referencia a versos en el Corán como "cerdos" y "simios", y la afirmación de que el consumo de sangre no judía era un rito religioso para los judíos se ofreció como un científico descubrimiento. 47 Las mayores víctimas del giro islamista fueron los propios musulmanes. La "lucha contra la depravación" significa la supresión de las propias necesidades sensuales, y el retorno a los "lazos sociales sagrados" implica el dominio y la opresión de las mujeres.

Una nueva escalada tuvo lugar en 1982 cuando Hizbollah comenzó a emplear sistemáticamente a personas como bombas. El odio a los judíos era ahora mayor que el miedo a la muerte. La ideología de la destrucción se convirtió en la práctica de destrozar a cualquier judío. Cada vez que aparecía la posibilidad de una solución pacífica en el horizonte, se ahogaba en la sangre de los asesinatos en masa suicidas.

La primera serie importante de atentados suicidas comenzó en Palestina en 1993-1994, precisamente en el momento en que estaba en marcha el proceso de paz de Oslo. Se reanudó en octubre de 2000 después de que Israel se retiró del Líbano y había hecho sus concesiones de mayor alcance hasta el lado palestino en Camp David.48

Islamistas y europeos

De Zeesen a Beirut, la campaña mediática internacional contra los judíos que comenzó hace sesenta años con un "arma de largo alcance en el éter", ahora se lleva a cabo en forma de instrucción en combate cuerpo a cuerpo por satélite. Mientras más sangrientas sean las masacres en Israel y Palestina, mayores serán las cifras de observación de Al-Manar y más exitosa será la movilización antisemita en el mundo árabe-islámico, lo que a su vez garantizará un aumento en el número de muertos en el conflicto de Medio Oriente. Esta estrategia de escalada no es una respuesta a ninguna política israelí específica. Cualquier cosa que haga el gobierno israelí está subordinada a una mentalidad que busca destruir al estado israelí como representante del mal.

Sin embargo, el "mal" es el judío mismo. En septiembre de 2001, la leyenda de que después de una advertencia del Mossad, cuatro mil judíos no se habían presentado a trabajar en el World Trade Center el 11 de septiembre, una leyenda inventada por Hizbollah y transmitida por Al-Manar, se extendió como un incendio forestal.

Este virus del odio fue difundido un millón de veces por Internet y por satélite en todo el mundo. ¿Qué tipo de imagen de "judíos" transmite? En primer lugar supone que el Mossad está preparado para dañar a los árabes. Segundo, implica que cada judío fuera de Israel obedece las órdenes de Tel Aviv.

Tercero, proyecta los impulsos destructivos de Hizbollah sobre las víctimas: los judíos en Nueva York, supuestamente, entregaron a sangre fría a miles de sus colegas no judíos. La afirmación de Goebbels de que una mentira solo tiene que ser lo suficientemente grande y repetirse como para creerse, aquí se siguió fielmente. Su difusión y aceptación global en sí misma marca un hito: de la noche a la mañana, la historia inventada de una conspiración judía mundial se popularizó como el marco interpretativo central para un evento de importancia mundial. Si hoy hay "más antisemitas y más antisemitismo en el mundo que nunca", como afirma Alain Finkielkraut, entonces esto se debe en cierta medida a Al-Manar.49

En Europa, este canal, cuyos costos están cubiertos, entre otras cosas, por la publicidad del chocolate alemán Milka, el queso finlandés Smeds, la bebida austriaca Red Bull y los cigarrillos franceses Gauloises, es transmitido por la firma de satélites Eutelsat a través de su satélite Hotbird 4 .50

El periódico francés Libération estima que 2.6 millones de hogares solo en Francia pueden recibir el canal, que desde el 11 de septiembre también ha ganado una creciente popularidad en los vecindarios árabes de Alemania. Al menos en Francia, la transmisión de la serie de veintinueve partes Al-Shatat provocó protestas inmediatas. El primer ministro Raffarin, tras haber visto extractos de la serie, está presionando para que se modifiquen las leyes de medios de comunicación a fin de bloquear las transmisiones del canal.51 No hay indicios de tales pasos en Alemania.

Como en febrero de 2004 el presidente de Eutelsat se reunía con representantes de las agencias de monitoreo francesas para discutir medidas para controlar a Al-Manar, en Beirut el Friedrich-Ebert-Stiftung estaba sentado con la gente del canal, no para disociarse de él, pero sí para "facilitar el cambio a través del acercamiento", como escribió el FES en un comunicado de prensa. "Esperamos que lleguen a un cierto entendimiento y que formen una especie de comité permanente para mantener ese diálogo entre los islamistas y los europeos", declaró un representante de FES en el período previo a la conferencia.52

De Zeesen a Beirut: ¿por qué los guerreros santos antisemitas en 2002 decidieron acercarse a Alemania en particular con su propuesta de conferencia? La respuesta no es un secreto. Udo Steinbach, director del Deutsche Orient-Institut en Hamburgo, se mostró abiertamente entusiasmado con los "efectos persistentes de la simpatía tradicionalmente demostrada por Alemania en toda la región". 53

La base ideológica de esta simpatía fue decididamente reforzada por Radio Zeesen y el Mufti.

avatar
RioLena
Colaborador estrella
Colaborador estrella

Cantidad de envíos : 10246
Reputación : 20002
Fecha de inscripción : 24/03/2011

Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005 Empty Re: Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005

Mensaje por RioLena el Lun Feb 03, 2020 10:12 pm

Orientación pro-alemana

¿La política exterior alemana está recogiendo hoy los hilos de esta "simpatía"? Los funcionarios del Ministerio de Relaciones Exteriores evaden dar una respuesta clara a esta pregunta. En cambio, el virulento sentimiento pro-nazi se ignora a propósito y la continuación de un antisemitismo nazi se ha encontrado con una inexplicable indiferencia.

En Beirut no fueron los neonazis alemanes quienes se reunieron con Hizbollah y su vicesecretario general, Sheikh Naeem Qasim, sino con los socialdemócratas, es decir, los opositores declarados al fascismo.54 Sin embargo, incluso mencionar el antisemitismo nazi de Hizbollah fue  eliminado de las bases pevias para esta reunión. Entonces, la conferencia probó las aguas del "cambio a través del acercamiento" en torno a temas en los que las tradiciones alemanas y árabes residuales se pueden utilizar en igual medida, como "Neocolonialismo o Hegemonía benévola'", "Ocupación y resistencia" y "Autoevaluación" -Determinación e independencia en un mundo globalizado".

Se necesitaba cierta justificación después de la conferencia de Beirut para salvar el abismo entre las buenas intenciones subjetivas y la validación objetiva del terror de Hezbolá. Esta justificación era "Israel". Los participantes en la conferencia intentaron que tanto ellos como los críticos de la conferencia creyeran que Hezbolá estaba reaccionando a las políticas de Israel.55

Ciertamente, las políticas del gobierno israelí, como las de cualquier otro gobierno, pueden dar pie a la ira y la crítica.

Pero ninguna política israelí, por muy merecida que sea la crítica, hace plausibles los principios antisemitas de que Washington está gobernado por Jerusalén y que la comida de la Pascua se prepara con la sangre de niños asesinados.

Sin embargo, cualquiera que crea en presentar a Israel como el chivo expiatorio de la violencia islamista no solo está desviando la atención de los objetivos del islamismo y su herencia nacionalsocialista, sino que también, al adherirse a un nuevo modelo de "el judío es culpable", se vuelve a conectar con las antiguas formas de antisemitismo europeo.

El judío es el mal del mundo, declara hoy la estación islamista, al unísono con la anterior con sede en Zeesen. Uno no puede salirse con respuestas confusas a la pregunta de si Alemania y Europa, en sus políticas exteriores, quieren seguir esta tradición o romperla. La ausencia de claridad es el comienzo de la complicidad, escribió el historiador Omer Bartov. O en palabras de Leon Poliakov: "cualquiera que no denuncie el antisemitismo en su forma primitiva y elemental, y no lo haga precisamente porque es primitivo y elemental, tendrá que enfrentar la pregunta de si no está enviando una señal de aprobación secreta a los antisemitas de todo el mundo ". 56



Notas:

1. Este artículo fue traducido por Colin Meade.
2. Ver Avi Jorisch, "Al-Manar: Hizbollah TV", Middle East Quarterly, Winter 2004. Ver también Lisbeth Rausing, "Frequenzen des Hasses. Wie die Hisbollah ihre Mordpropaganda nach Europe trägt ”, Frankfurter Allgemeine Zeitung (FAZ), vol. 13 de marzo de 2004 (alemán).
3. Junto con el FES y el Centro Consultivo de Estudios y Documentación de Hizbollah, el Deutsche Orient-Institut Beirut y el Centro de la Universidad de Birminham para el Estudio del Islam también participaron en la organización de la conferencia, celebrada del 17 al 19 de febrero de 2004. Ver comunicado de prensa de la FES de 23 de febrero de 2004.
4. Werner Schwipps, "Wortschlacht im äther", en DeutscheWelle, ed., Wortschlacht im äther, Der deutsche Auslandsrundfunk im Zweiten Weltkrieg (Berlín: Haude & Spenersche Verlagsbuchhandlung, 1971), pág. 58 (alemán).
5. Seth Arsenian, "Propaganda de guerra en el Medio Oriente", Middle East Journal, vol. 2, núm. 4 (1948): 421; Robert Melka, The Axis and the Arab Middle East 1930-1945, tesis, University of Minnesota, University Micro-films, Inc., Ann Arbor, MI, 1966, págs. 47; Heinz Tillmann, Deutschlands Araberpolitik im Zweiten Weltkrieg (Berlín Oriental: Verlag der Wissenschaften, 1965), págs. 83 (alemán). Según Arsenian y Melka, la transmisión en árabe desde Zeesen comenzó en 1938.
6. Nicholas Bethell, Das Palästina-Dreieck, Juden und Araber im Kampf um das britische Mandat 1935 bis 1948 (Frankfurt am Main: Propyläen-Verlag, 1979), p. 240 (alemán). Según Bethell, El-Husseini era el "Leiter" ("Director") de esta estación, mientras que según Hurewitz el Mufti era un director de la "Oficina Árabe" en Berlín, que era responsable de preparar y transmitir las transmisiones en árabe, bajo la supervisión del Ministerio de Propaganda de Goebbels. Ver JC Hurewitz, La lucha por Palestina (Nueva York: Norton, 1951), p. 154.
7. Klaus Gensicke, Der Mufti von Jerusalem, Amin el-Husseini und die Nationalsozialisten (Frankfurt am Main: Verlag Peter Lang, 1988), págs. 251 (alemán).
8. Yehoshua Porath, El Movimiento Nacional Árabe Palestino: De los disturbios a la rebelión, vol. 2, 1929-1939 (Londres, 1977), p. 76.
9. Ralf Balke, Die Landesgruppe der NSDAP en Palästina, tesis, Universität- Gesamthochschule Essen, 1997, pp. 214, 216 (alemán); Tillmann, Deutschlands Araberpolitik, p. 78 (alemán); Francis R. Nicosia, The Third Reich and the Palestine Question (Austin: University of Texas Press, 1975), pág. 98. Ver también Iwo Jordan, Araberaufstand. Erlebnisse und Dokumente aus Palästina (Viena-Leipzig, 1943), págs. 3, 97 (alemán). Jordan reimprime un ejemplo de un folleto árabe-palestino con esvásticas.
10. Adolf Hitler, Mein Kampf (Múnich: Verlag Franz Eher Nachfolger, GmbH, 1934), pág. 747 (alemán).
11. Tillmann, Deutschlands Araberpolitik, p. 66. Italia no parecía lo suficientemente confiable para el proyecto antijudío. En el último análisis, según el Ministerio de Relaciones Exteriores alemán, el rechazo de Italia al Plan Peel fue motivado "menos por la animosidad antisemita que por el temor de que Gran Bretaña pueda hacer de la fundación de un estado judío en Palestina la base de su política mediterránea". Ver Melka , The Axis, págs. 70.
12. Melka, The Axis, pág. 53.
13. Hurewitz, Lucha por Palestina, p. 87; Balke, Die Landesgruppe, pág. 204; Melka, The Axis, págs. 48 .; Michael Cohen, Retiro del mandato (Nueva York: Holmes y Meier, 1978), p. 58; Lukasz Hirszowicz, El Tercer Reich y el Este árabe (Londres: Routledge & Kegan Paul, 1966), p. 54)
14. Información de Gerhard Damm, Zeesen. Según Arsenian y Melka, el servicio árabe de Zeesen comenzó a transmitir a principios de 1938.
15. Nevill Barbour, "Transmitiendo al mundo árabe: transmisiones en árabe de la BBC y otras estaciones no árabes", Middle East Journal, vol. 5, invierno de 1951, pág. 65. Emir Abdallah, el gobernante de Transjordania, fue asesinado en 1951 por uno de los matones del Mufti por tratar de llegar a un acuerdo con Israel.
16. Gensicke, Der Mufti, pág. 171.
17. Discurso del Mufti a los imanes de la División de las SS de Bosnia, citado en Gensicke, ibid., P. 207.
18. Ver Bernard Lewis, Semitas y Antisemitas (Londres: Weidenfeld y Nicolson, 1986), pág. 122)
19. Este discurso de los Mufti en el aniversario de la Declaración Balfour se reproduce en Gerhard Höpp, ed., Mufti-Papiere. Briefe, Memoranden, Reden und Aufrufe Amin al-Husainis aus dem Exil, 1940-1945 (Berlín: Klaus Schwarz Verlag, 2001), págs. 192 (alemán). La cita del Corán es del verso 82 del quinto Sura. El folleto "Islam y Judentum" se puede encontrar en Thomas Casagrande, Die Volksdeutsche SS-Division "Prinz Eugen" (Frankfurt am Main: Campus Verlag, 2003), p. 333 (alemán).
20. Uri M. Kupferschmidt, El Consejo Supremo Musulmán: Islam bajo el mandato británico para Palestina (Leiden: EJ Brill, 1987), pp. 249, 252.
21. En Izz al-Din al-Qassam, ver Porath, Movimiento Nacional Árabe Palestino, págs. 133. En noviembre de 1935, al-Qassam se convirtió en la primera víctima del culto a la muerte que promovió cuando fue asesinado en una escaramuza con los británicos, y desde entonces ha sido venerado como mártir.
22. Davis Thomas Schiller, Palästinenser zwischen Terrorismus und Diplomatie (Múnich: Bernard y Graefe Verlag, 1982), pág. 123. (alemán).
23. Según Klaus Gensicke en su importante estudio, Der Mufti, pp. 233. Los relatos más detallados del levantamiento se encuentran en Schiller, Palästinenser y Porath, Movimiento Nacional Árabe Palestino.
24. Kurt Fischer-Weth, Amin el-Husseini. Grossmufti von Palästina (Berlín: Walter Titz Verlag, 1943), p. 83. Cómo la kaffiyah, que fue usada permanentemente por Arafat, podría convertirse en la insignia de identidad de los "progresistas" de hoy, merece un estudio propio.
25. Porath, Movimiento Nacional Árabe Palestino, p. 250.
26. Ibid. , pág. 183. Después del fallido intento británico de arrestar a el-Husseini en julio de 1937, huyó en octubre a Beirut desde donde, con unos pocos cientos de acólitos que habían venido con él, continuó dirigiendo el levantamiento. Ver Melka, The Axis, págs. 106 .; Cohen, Retiro, pág. 59)
27. Nuevamente, en mayo de 1939, los funcionarios británicos informaron que "los agentes de DNB están llevando a cabo una intensa campaña de propaganda en Palestina para reanudar la rebelión en alianza con el círculo de Husseini". Los agentes de DNB habían declarado "que había grandes sumas de dinero disponibles para garantizar que la rebelión continúe y que se trajeron ametralladoras al país para la rebelión". Balke, Die Landesgruppe, págs. 205, 207.
28. Alfred Rosenberg,"Die Judenfrage im Weltkampf", en Alfred Rosenberg, Tradition und Gegenwart, Reden und Aufsätze 1936-1940, Blut und Ehre, IV. Band (Munich: Zentralverlag der NSDAP, 1943), pág. 208 (alemán).
29. Abd Al-Fattah Muhammad El-Awaisi, La Hermandad Musulmana y la Cuestión Palestina 1928-1947 (Londres: Estudios Académicos Tauris, 1998), p. 98. Para los vínculos entre el islamismo de los años treinta y el de hoy, ver Matthias Küntzel, Djihad und Judenhass (Friburgo: ca ira-Verlag, 2002) (alemán).
30. Gudrun Krämer, Minderheit, Millet, Nation? Die Juden en Agypten 1914-1952 (Wiesbaden: Verlag Otto Harrassowitz, 1982), pág. 278 (alemán). Desde 1926, Alfred Hess, hermano del futuro diputado de Hitler, había estado formando el grupo NSDAP en Egipto. Ver Küntzel, Djihad, pp. 26.
31. Krämer, Minderheit, págs. 290 .; El-Awaisi, Hermandad Musulmana, págs. 39, 70, 92; Porath, Movimiento Nacional Árabe Palestino, p. 199. Sobre la resistencia que esta campaña encontró al principio incluso en los círculos clericales, ver Küntzel, Djihad, pág. 30.
32. GiselherWirsing, Engländer, Juden, Araber, en Palästina, 5ta rev. ed. (Leipzig: Eugen Diederichs Verlag, 1942), págs. 136 (alemán). Wirsing visitó Egipto y Palestina en 1936 y 1939 en nombre de las SS. Véase Otto Köhler, Unheimliche Publizisten (Múnich: Droemersche Verlagsanstalt Th. Knaur Nachf., 1995), págs. 290 (alemán). Salafismo (as-salaf as-salih significa "los antepasados piadosos") es el término utilizado para el ideal de un regreso al Islam temprano del siglo VII defendido por figuras como Hassan al-Banna e Izz al-Din al-Qassam .
33. Brynjar Lia, La Sociedad de los Hermanos Musulmanes en Egipto (Lectura: Ithaca Press, 1988), p. 175. El oficial del servicio secreto británico Seth Arsenian confirma esta información: "Los agentes nazis también pagaron a grupos subversivos, como ... el Ikhwan al-Muslimun en Egipto, para hacer propaganda contra los británicos en Palestina" (Ikhwan al-Muslimun: término árabe para los hermanos musulmanes). Ver Arsenian, "Propaganda de tiempo de guerra", pág. 425.
34. Lia, Sociedad de los Hermanos Musulmanes, págs. 80, 180. La cuestión de los contactos recíprocos entre nazis y hermanos musulmanes en la Segunda Guerra Mundial queda fuera del alcance de este artículo. Sobre este asunto, véase, entre otros, John W. Eppler, Rommel ruft Cairo (Gütersloh: C. Bertelsmann Verlag, 1959), p. 165 (alemán).
35. Sobre las tendencias moderadas, ver Küntzel, Djihad, págs. 15, 24, 41, 54. El ejemplo del islamista muestra que el antimodernismo islamista no se asocia automáticamente con la fantasía basada en la identidad "Los judíos son nuestra desgracia", movimiento formado al mismo tiempo en el sudeste asiático. La fuerza detrás de este movimiento, Ala Maududi, era ciertamente antiliberal y antifeminista, pero no adoptó las teorías de conspiración antijudía. Ver Martin Riexinger, "Allahs Kader", taz-Magazin, 24 de enero de 2004 (alemán).
36. Hannah Arendt, Eichmann en Jerusalén (Munich: Piper Verlag, 1986), pág. 81 (alemán).
37. Citado en Middle East Research Institute (MEMRI), informe núm. 375, 3 de mayo de 2002. Sobre la negación del Holocausto como un componente de la conciencia árabe promedio, ver Küntzel, Djihad, pp. 51, 116.
38. Discurso sobre el aniversario de la Declaración Balfour, 2 de noviembre de 1943, citado en Höpp, Mufti-Papiere, p. 197.
39. En 1943, el Mufti impidió con éxito la implementación de una decisión de los gobiernos de Rumanía, Bulgaria y Hungría, que en ese momento deseaba permitir que varios miles de niños judíos emigraran a Israel. En lugar de esto, instó a los Mufti, deberían ser "enviados a donde estarán bajo un control más cercano, por ejemplo, a Polonia". Ver Höpp, Mufti-Papiere, p. 164. 40. Daphne Trevor, Under the White Paper (Jerusalén: Jerusalem Press, 1948), págs. 206. Véase también Gensicke, Der Mufti, págs. 251; Küntzel, Djihad, págs. 48, 146.
41. Según Lewis, Semites, pág. 160, y Simon Wiesenthal, Grossmufti - der Grossagent der Achse (Viena: Reid Verlag, 1947), p. 2 (alemán).
42. El 29 de noviembre de 1947, la Asamblea General de la ONU decidió dividir Palestina en un estado judío (56% del territorio del Mandato con 500,000 judíos y 500,000 habitantes árabes) y un estado árabe (43% del territorio con 750,000 árabes y 10,000 judíos) y colocar a Jerusalén bajo control internacional.
43. El-Awaisi, Hermandad Musulmana, p. 195; Bethell, Das Palästina, pág. 381.
44. Küntzel, Djihad, pág. 46. En 1948, después de que el-Husseini había sido nombrado presidente de los Hermanos Musulmanes en Palestina y el diputado de Hassan al-Banna, The Magazine of the Year escribió: "... aproximadamente uno de cada diez árabes es seguidor del Mufti, y ... no es prudente criticar a Haj Amin en público”. Ver Gensicke, Der Mufti, p. 143. Esta fue también la opinión del primer ministro egipcio, Sidqi Pasha, que inicialmente había apoyado el Plan de partición. Esta razón instrumental, que hoy nos parece una reliquia de un pasado lejano, fue documentada en 1947 por el representante responsable de la Agencia Judía para el mundo árabe, Eliyahu Sasson: “Según el informe de Sasson, el primer ministro hizo hincapié reiteradamente en que es un hombre de negocios No es ni pro-judío ni pro-árabe. Él vela por el bienestar de Egipto. Si eso dicta la comprensión judía-árabe,
45. Küntzel, Djihad, pp. 70.
46. El texto de Qutb fue escrito en 1950, pero no pudo ser aceptado en el período de la sangrienta represión de Nasser de la Hermandad Musulmana, de la cual Qutb mismo fue víctima de la horca.
Ver Ronald L. Nettler, "Ensayos pasados y tribulaciones actuales: un fundamentalista musulmán habla sobre los judíos", en Michael Curtis, ed., Antisemitism in the Contemporary World (Londres: Westview Press, 1986), págs. 99.
47. Esta afirmación se encuentra, por ejemplo, en el trabajo estándar sobre El pueblo de Israel en el Corán y la Sunna por la autoridad espiritual sunita más famosa de hoy y el Gran Imam de la Universidad Al-Azhar en El Cairo, Mohammed Tantawi, que él presentado como tesis doctoral y publicado en 1968-69. Véase Wolfgang Driesch, Islam, Judentum und Israel (Hamburgo: Deutsches Orient-Institut, Mitteilungen 66, 2003), págs. 53, 74. La edición más reciente de este éxito de ventas apareció en 1997.
48. Joseph Croitoru, Der Märtyrer als Waffe (Munich: Carl Hanser Verlag, 2003), p. 130, págs. 165 (alemán).
49. “Antisemitismo en Wandel. Ein Gespräch mit Alain Finkielkraut” FAZ, vol. 12 de noviembre de 2003 (alemán).
50. A diferencia de sus competidores europeos, empresas estadounidenses como Pepsi, Coca-Cola y Western Union dejaron de involucrarse con Al-Manar tras las protestas. Ver Jorisch, "Al-Manar".
51. Rausing, "Frequenzen des Hasses", pág. 50
52. Christian Henderson, "La conferencia tiene como objetivo sacar cabezas de la arena", Daily Star, 18 de febrero de 2004; Markus Bickel, "Reden und lassen reden", taz, 24 de febrero de 2004. El gobierno alemán participó en la planificación y evaluación de esta conferencia, como se desprende de una carta enviada por Bernd Mützelburg, asesor principal de política exterior del canciller Schröder. Centro Simon Wiesenthal en París el 6 de abril de 2004. Según Mützelburg, el objetivo de la conferencia era "probar la capacidad del Islam político para el diálogo". Sin embargo, el gobierno alemán había llegado a la conclusión de que en Beirut aún no habían alcanzaron su objetivo de "contribuir a un diálogo honesto y crítico con los miembros del Islam político" (comunicado de prensa del Centro Simon Wieisenthal, 14 de abril de 2004).
53. Udo Steinbach, "Der Nahe Osten in der deutschen Aussenpolitik", Aus Politik und Zeitgeschichte, B 12/98, p. 27 (alemán).
54. Entre los participantes en la conferencia estuvieron el diputado socialdemócrata Christoph Zö pel (entre 1999 y 2002, ministro de Estado en el Ministerio de Asuntos Exteriores y actual portavoz del Grupo Parlamentario de Diálogo del Medio Oriente del SPD), Michael Lüders y Helga Baumgarten (expertos en el Medio Oriente). ), Volker Perthes (del grupo de expertos Stiftung Wissenschaft und Politik), AndräGärber (Friedrich-Ebert-Stiftung), Manfred Kropp (Deutsches Orient- Institut Beirut) y Friedemann Büttner (FU Berlin).
55. "En los territorios ocupados por Israel", declaró el más destacado de los participantes alemanes, Christoph Zö bel, "la fuerza se usa a diario", como resultado de lo cual Hizbollah también piensa en términos de "cambiar la situación a través del uso de la fuerza ". Ver" Die Hisbollah ist eine Kraft unter vielen ", entrevista con Christoph Zö bel en JungleWorld, 25 de febrero de 2004 (alemán). Sobre la relación entre el antisemitismo islámico y la política israelí, ver Matthias Küntzel, "The Roots of Delusion", en el sitio web www.matthiaskuentzel. Delaware.
56. Leon Poliakov, Vom Antizionismus zum Anti-Semitismus (Friburgo: ca ira-Verlag, 1992), p. 104 (alemán).



*Matthias Kuentzel es investigador asociado del Centro Internacional Vidal Sassoon para el Estudio del Antisemitismo de la Universidad Hebrea de Jerusalén. Es politólogo y escritor. Vive en Hamburgo.


►Fin del último mensaje - FINAL del texto◄


Contenido patrocinado

Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005 Empty Re: Nacionalsocialismo y antisemitismo en el mundo árabe - Matthias Küntzel - Revista de estudios políticos judíos, primavera de 2005

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Jue Jun 04, 2020 4:56 pm