El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Comparte
avatar
javicho II
Revolucionario/a
Revolucionario/a

Cantidad de envíos : 667
Reputación : 940
Fecha de inscripción : 30/07/2010

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por javicho II el Mar Jul 12, 2011 7:09 am

Para empezar jamás he dicho "que para ganar una guerra primero hay que concientizar a als masas", me ha entendido erróneamente. Trataré de Contestar después a todas esas masacres e infundios que se atribuyen al PCP; para ello hablaré sobre Lucanamarca.
avatar
Maqui
Gran colaborador/a
Gran colaborador/a

Cantidad de envíos : 3754
Reputación : 4851
Fecha de inscripción : 09/10/2009

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por Maqui el Mar Jul 12, 2011 1:27 pm

Que rápido se nos ha olvidado que este tipo fue un para militar asesinando a muchísimos miembros de Sendero Luminoso, actuando en la zona roja...
avatar
Alexyevich
Miembro del Soviet
Miembro del Soviet

Cantidad de envíos : 1817
Reputación : 2065
Fecha de inscripción : 25/07/2010
Localización : México

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por Alexyevich el Mar Jul 12, 2011 6:12 pm

Maqui escribió:Que rápido se nos ha olvidado que este tipo fue un para militar asesinando a muchísimos miembros de Sendero Luminoso, actuando en la zona roja...

¿Quién fue un paramilitar? ¿Javicho II?
avatar
kantaria
Revolucionario/a
Revolucionario/a

Cantidad de envíos : 813
Reputación : 912
Fecha de inscripción : 12/05/2011

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por kantaria el Mar Jul 12, 2011 6:34 pm

Camarada Maqui, le ruego que no se refiera al Partido Comunista del Perú como "Sendero Luminoso", ese fue un nombre utilizado por la reacción, la prensa reaccionaria y el estado genocida para referirse a los camaradas del Partido.
avatar
javicho II
Revolucionario/a
Revolucionario/a

Cantidad de envíos : 667
Reputación : 940
Fecha de inscripción : 30/07/2010

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por javicho II el Mar Jul 12, 2011 6:42 pm

SOBRE LUCANAMARCA

Cuando se inició la Guerra Popular en el Perú en 1980, el Estado peruano, que en ese momento empezaba a encabezar Fernando Belaunde Terry, este difundió la idea de que las acciones guerrilleras era obra o se trataba de abigeos y que no tenían ninguna importancia. Pero pronto el PCP comenzó a crecer con el apoyo de las masas y barrer el viejo Estado, eliminando a las autoridades representantes del viejo Estado, a los latifundistas abusivos y explotadores del campesinado pobre, y a las Fuerzas Policiales. Cuando la situación fue insostenible para el gobierno de Belaunde y se descubrió su mentira de que no se trataba de simples abigeos ordenó el ingreso de las Fuerzas Armadas en diciembre de 1982. Desde el mismo momento del ingreso de las Fuerzas Armadas empezaron a aparecer las fosas comunes de masas campesinas principalmente pobres todos asesinados extrajudicialmente: ancianos, mujeres, jóvenes y niños. La respuesta del Estado fue así de cruel y racista: el exterminio en masa de campesinos pobres. Belaunde, García Pérez, Fujimori fueron unos expertos en fosas comunes y ejecuciones extrajudiciales y no dudaron en que sus fuerzas armadas y sus élites de la marinas y paramilitares asesinas y racistas llenaran de fosas comunes al Perú; se calcula, aproximadamente y pueden ser más, que deben haber 400 fosas comunes dispersas en la sierra y la selva del Perú todas realizadas por las FFAA. Y no olvidemos como mató el Ejército en el Huallaga (donde los campesinos cocaleros y de toda la zona tienen muchos recuerdos del ahora presidente Ollanta Humala). El Ejército barría del mapa caseríos enteros en la selva y la sierra cuando sufrían alguna emboscada por parte del PCP. El ejército lo llamaba “peinar la zona” es decir barrer y desaparecer toda forma de vida humana, dentro de un área determinada donde se realizó la emboscada. Las FFAA entraban matando a toda persona que encontraba en los caserío y ¿cómo mataban a los niños? Les disparaban en la frente. ¿Por qué las Fuerzas Armadas se ensañaba con los niños y la población local de esos caserío? La respuesta la daban el mismo ejército diciendo: “que la gente de ese o tal caserío ya simpatizaban con el PCP y los niños ya tenían la ideología en la cabeza y por lo tanto había que matarlos a todos”. Ya lo había confirmado un general del ejercito peruano “si para matar tres senderistas se tiene que matar a cien campesinos pues ese acto está justificado” así de fácil justificaban su genocidio. En la sierra los enterraban en fosas comunes, y en la selva peruana ¿ qué hacían las FFAA con los cuerpos de esa población que habían asesinado? Pues los descuartizaban y los ponían en costales y los rellenaban con piedras, cerraban los costales y pasaban a tirarlo al río Huallaga para que se hundan y no floten, de esa manera el río ya nos lo devolvía. Así eran de asesinos las FFAA peruanas.

Sobre el asunto de Lucanamarca del que tanto hablan los enemigos del PCP diciendo un montón de sucias mentiras las mismas mentiras que repiten de la miserable y mediocre prensa burguesa peruana que tenemos actualmente. Pero antes veamos qué dice el Presidente Gonzalo sobre aquellos sucesos de Lucanamarca en la “Entrevista del Siglo” :


“A fines del 82 ingresan las Fuerzas Armadas (FFAA); ya con anticipación de más de un año, el Comité Central (CC) había estudiado el ingreso de las FFAA y definió que sería progresivo hasta sustituir a las Fuerzas Policiales (FFPP) y así ha sido, de otra manera no podía ser en esa situación. Nos habíamos preparado y no obstante esto, vamos a tener un segundo problema con el ingreso de la fuerza armada; ellos entraron aplicando genocidio desde el comienzo y formando mesnadas y usando masas presionadas poniéndolas delante como parapeto, eso debe decirse con claridad, ahí se ve no solamente la política de usar masas contra masas, una vieja política reaccionaria ya vista por Marx, sino el cobarde uso de las masas: delante de ellos; la fuerza armada no tiene de qué gloriarse, por eso con razón le hemos dicho experta en derrotas, diestra en cebarse en masas desarmadas, ésa es la fuerza armada del Perú. Frente a eso tuvimos una sesión ampliada del CC, muy amplia en concurrencia y tiempo, ha sido una de las más largas, es ahí que se establece el Plan de Conquistar Bases; fue en esa ocasión que se creó el Ejército Guerrillero Popular para responder ante una fuerza que obviamente tenía más nivel que la policial; ahí fue que nos planteamos también el problema del frente.
Así surge un segundo problema, el problema de enfrentar el genocidio, es el genocidio de los años 83 y 84, está en los documentos, no será necesario enumerar pero sí queremos resaltar que fue un genocidio bárbaro e inmisericorde; creyeron que así nos iban a barrer del mapa y tan cierto es esto que a finales del 84 van a comenzar a distribuir, entre sus oficiales, su documentación sobre aniquilamiento.
La lucha ha sido intensa, dura, han sido momentos complejos y difíciles.
Frente al uso de mesnadas y la acción militar reaccionaria le respondimos contundentemente con una acción: Lucamarca, ni ellos ni nosotros la olvidamos, claro, porque ahí vieron una respuesta que no se imaginaron, ahí fueron aniquilados mas de 80, eso es lo real, y lo decimos, ahí hubo exceso, como se analizara en el año 83, pero toda cosa en la vida tiene dos aspectos: nuestro problema era un golpe contundente para sofrenarlos para hacerles comprender que la cosa no era tan fácil; en algunas ocasiones, como en ésa, fue la propia Dirección Central la que planificó la acción y dispuso las cosas, así ha sido. Ahí lo principal es que les dimos un golpe contundente y los sofrenamos y entendieron que estaban con otro tipo de combatientes del pueblo, que no éramos los que ellos antes habían combatido, eso es lo que entendieron; el exceso es el aspecto negativo. Entendiendo la guerra y basándonos en lo que dice Lenin, teniendo en cuenta a Clausewitz, en la guerra la masa en el choque puede rebalsar y expresar todo su odio, el profundo sentimiento de odio, de repudio, de condena que tiene, ésa fue la raíz y eso ha sido explicado por Lenin, bien claramente explicado. Puede cometerse excesos, el problema es llegar hasta un punto y no pasarlo porque si lo sobre pasas te desvías; es como un ángulo, hasta cierto grado de apertura tiene, más allá no. Si a las masas les vamos a dar un conjunto de recomendaciones, exigencias y normas, en el fondo no queremos que las aguas se desborden, y lo que necesitábamos era que las aguas se desbordaran, que el huayco entrara, y cuando entra arrasa pero luego vuelve a su cauce. Eso está explicado por Lenin perfectamente, así es como entendemos ese exceso que hubo ahí. Pero reitero, ahí lo principal fue hacerles entender que éramos un hueso duro de roer, y que estábamos dispuesto a todo, a todo. Porque Marx nos ha enseñado así: no se juega a la insurrección, no se juega a la revolución; pero cuando uno enarbola la insurrección, cuando uno toma las armas, no arria la bandera, la mantiene victoriosa hasta el triunfo, sin arriarla jamás; así nos ha enseñado, ¡no importa cuánto nos cueste! Bien, Marx pues nos ha armado, así como Lenin, y principalmente el Presidente Mao Tsetung, nos enseña lo que es la cuota, y lo que es aniquilar para preservar, lo que es mantener la bandera en alto, pase lo que pase, y así con esa decisión, hemos sobrepasado ese siniestro, vil, cobarde y bárbaro genocidio;... ¿Hemos pasado momentos difíciles?, sí; pero ¿qué ha demostrado la realidad pues? Que si se persiste, se mantiene la política al mando, se mantiene la estrategia política, se mantiene la estrategia militar, se tiene un plan claro, definido, entonces se avanza, y se es capaz de enfrentar cualquier baño de sangre (para el baño de sangre nos comenzamos a preparar desde el año 81, porque tenía que venir; así que ya estábamos preparado ideológicamente, eso es lo principal). Todo esto nos llevó a que crecieran nuestras fuerzas y se multiplicaran. Ese ha sido el resultado, se cumple lo que dijo el Presidente: sueña la reacción cuando quiere ahogar en sangre la revolución, sepa que la riega, y es una ley inexorable, así nos dice, se cumplió eso. Entonces eso mismo nos reafirma en cómo tenemos nosotros que ser cada vez más fieles, firmes, resueltos en los principios; y tener pues esa confianza, ese convencimiento en la masa.
Así salimos fortalecidos con un ejército mayor con más Comités Populares y Bases de Apoyo y con más Partido; todo lo contrario de lo que imaginaron. Así es, ya hemos hablado creo de los sueños de sangre d ella reacción, no son sino eso, sueños de sangre, que al fin y al cabo terminan siendo pesadillas. Pero insisto, persistiendo y combatiendo con el apoyo de la masa, principalmente del campesinado pobre, es que hemos podido afrontar esa situación, es ahí cuando se ha expresado ese heroísmo del cual hablé antes, ese heroísmo masivo”


El Presidente Gonzalo es claro y contundente en sus expresiones y explica qué ocurrió en Lucanamarca. Pero veamos qué era Lucanamarca; Lucanamarca se convirtió en el centro y base de las operaciones antisubversivas del Ejército peruano en su política de genocidio de aplicación de masas contra masas. El PCP perderá a su mejores militante, cuadros y dirigentes entre 1983 y 1984. Perdió a sus mejore hijos del pueblo de ideología proletaria comprobada formados en la década de los 70 en el genocidio de masas contra masas.
Determinados campesinos de Lucanamarca, los dirigentes del pueblo al servicio del gamonalismo, campesinos ricos, comerciantes,etcétera, etcétera, eran aliados de las fuerzas armadas, que actuaban como agentes y soplones contra el PCP. En el pueblito de Huaichao, que pertenece a Lucanamarca, llegó un pelotón de la guerrilla del PCP malheridos porque habían tenido un enfrentamiento con las fuerzas armadas. Llegaron a Huaichao para pedir apoyo en medicinas y para curar a sus heridos. El Varayok del pueblo les dijo que los iba ayudar haciéndolos pasar al local de la comunidad para que sean atendidos. El varayok le dijo al que dirigía el pelotón del PCP que iba a traer más medicinas, de otro pueblo cercano ya que lo necesitaban. Pero el Varayok no fue a traer más medicinas informó a Lucanamarca que tenían en su pueblo un pelotón de la guerrilla del PCP. El ejército no tardó en llegar con sus mesnadas para liquidar y desaparecer a todo el contingente guerrillero. Es después de la pérdida de este importante contingente del PCP ( Y ya habían perdido varios contigentes a través de este soplonaje) que el CC comprenderá y descubrirá que la base y el centro de operaciones de las fuerzas armadas genocidas estaba en Lucanamarca y se dicidió a actuar. Por eso el Presidente Gonzalo, ante las enormes pérdidas de los mejores hijos del pueblo que provocó el genocidio de las fuerzas armadas en 1983-1984 dirá: “Frente al uso de mesnadas y la acción militar reaccionaria le respondimos contundentemente con una acción: Lucanamarca, ni ellos ni nosotros la olvidamos,...” Donde se comprende que lo de Lucanamarca fue un combate decisivo y que las fuerzas armadas jamás se esperaron tamaña respuesta del PCP. Jamás pensaron que el PCP descubriera su base de operaciones genocidas. Y así donde las fuerzas armadas cobardes y miserables tenían sus mesnadas, el PCP tenía que responder sin contemplaciones.

El ingreso de las FFAA en Ayacucho en diciembre de 1982, y la aplicación de guerra de exterminio entre los años 1983 y 1984, a pesar de ser previsto por el CC, hizo pasar momentos muy difíciles a toda la Dirección Central del Partido, por eso el Presidente Gonzalo dice:

“¿Hemos pasado momentos difíciles?, sí; pero ¿qué ha demostrado la realidad pues? Que si se persiste, se mantiene la política al mando, se mantiene la estrategia política, se mantiene la estrategia militar, se tiene un plan claro, definido, entonces se avanza, y se es capaz de enfrentar cualquier baño de sangre (para el baño de sangre nos comenzamos a preparar desde el año 81, porque tenía que venir; así que ya estábamos preparado ideológicamente, eso es lo principal). Todo esto nos llevó a que crecieran nuestras fuerzas y se multiplicaran.”

Ese fue el primer momento difícil del Partido: sobrevivir al genocidio, y sólo con la acción de Lucanamarca el Partido pudo avanzar y pudo crecer: “Así salimos fortalecidos con un ejército mayor con más Comités Populares y Bases de Apoyo y con más Partido; todo lo contrario de lo que imaginaron.”

Lucanamarca no fue un error fue un acierto, el Partido pudo crecer y avanzar dirigiendo a las masas campesinas principalmente pobre en el campo. Hubo excesos, pero fueron inevitables y consecuencias de la guerra de masas contra masas, de genocidio y exterminio aplicadas por el ejército, es decir las masas iban adelante, obligadas, como carne de cañón y el ejército iban detrás como unos viles cobardes. Así lo explica el presidente Gonzalo:

“...ellos [ las FFAA ] entraron aplicando genocidio desde el comienzo y formando mesnadas y usando masas presionadas poniéndolas delante como parapeto, eso debe decirse con claridad, ahí se ve no solamente la política de usar masas contra masas, una vieja política reaccionaria ya vista por Marx, sino el cobarde uso de las masas: delante de ellos; la fuerza armada no tiene de qué gloriarse, por eso con razón le hemos dicho experta en derrotas, diestra en cebarse en masas desarmadas, ésa es la fuerza armada del Perú."

El segundo momento difícil que pasará el PCP vendrá con la captura del Presidente Gonzalo, segundo momento difícil que ya ha sido superado porque la Guerra Popular jamás se detuvo, ha proseguido y prosigue en duras y difíciles condiciones, ya existe hace un tiempo un nuevo CC, y en algún momento se tendrá que realizar el Segundo Congreso del PCP marxista-leninista-maoista, principalmente maoista.












avatar
kantaria
Revolucionario/a
Revolucionario/a

Cantidad de envíos : 813
Reputación : 912
Fecha de inscripción : 12/05/2011

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por kantaria el Mar Jul 12, 2011 7:00 pm

Excelente aporte Camarada Javicho II, realmente expone datos muy valiosos sobre la acción de Lucanamarca.
avatar
Alexyevich
Miembro del Soviet
Miembro del Soviet

Cantidad de envíos : 1817
Reputación : 2065
Fecha de inscripción : 25/07/2010
Localización : México

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por Alexyevich el Mar Jul 12, 2011 7:29 pm

javicho II escribió:SOBRE LUCANAMARCA

Cuando se inició la Guerra Popular en el Perú en 1980, el Estado peruano, que en ese momento empezaba a encabezar Fernando Belaunde Terry, este difundió la idea de que las acciones guerrilleras era obra o se trataba de abigeos y que no tenían ninguna importancia. Pero pronto el PCP comenzó a crecer con el apoyo de las masas y barrer el viejo Estado, eliminando a las autoridades representantes del viejo Estado, a los latifundistas abusivos y explotadores del campesinado pobre, y a las Fuerzas Policiales. Cuando la situación fue insostenible para el gobierno de Belaunde y se descubrió su mentira de que no se trataba de simples abigeos ordenó el ingreso de las Fuerzas Armadas en diciembre de 1982. Desde el mismo momento del ingreso de las Fuerzas Armadas empezaron a aparecer las fosas comunes de masas campesinas principalmente pobres todos asesinados extrajudicialmente: ancianos, mujeres, jóvenes y niños. La respuesta del Estado fue así de cruel y racista: el exterminio en masa de campesinos pobres. Belaunde, García Pérez, Fujimori fueron unos expertos en fosas comunes y ejecuciones extrajudiciales y no dudaron en que sus fuerzas armadas y sus élites de la marinas y paramilitares asesinas y racistas llenaran de fosas comunes al Perú; se calcula, aproximadamente y pueden ser más, que deben haber 400 fosas comunes dispersas en la sierra y la selva del Perú todas realizadas por las FFAA. Y no olvidemos como mató el Ejército en el Huallaga (donde los campesinos cocaleros y de toda la zona tienen muchos recuerdos del ahora presidente Ollanta Humala). El Ejército barría del mapa caseríos enteros en la selva y la sierra cuando sufrían alguna emboscada por parte del PCP. El ejército lo llamaba “peinar la zona” es decir barrer y desaparecer toda forma de vida humana, dentro de un área determinada donde se realizó la emboscada. Las FFAA entraban matando a toda persona que encontraba en los caserío y ¿cómo mataban a los niños? Les disparaban en la frente. ¿Por qué las Fuerzas Armadas se ensañaba con los niños y la población local de esos caserío? La respuesta la daban el mismo ejército diciendo: “que la gente de ese o tal caserío ya simpatizaban con el PCP y los niños ya tenían la ideología en la cabeza y por lo tanto había que matarlos a todos”. Ya lo había confirmado un general del ejercito peruano “si para matar tres senderistas se tiene que matar a cien campesinos pues ese acto está justificado” así de fácil justificaban su genocidio. En la sierra los enterraban en fosas comunes, y en la selva peruana ¿ qué hacían las FFAA con los cuerpos de esa población que habían asesinado? Pues los descuartizaban y los ponían en costales y los rellenaban con piedras, cerraban los costales y pasaban a tirarlo al río Huallaga para que se hundan y no floten, de esa manera el río ya nos lo devolvía. Así eran de asesinos las FFAA peruanas.

Sobre el asunto de Lucanamarca del que tanto hablan los enemigos del PCP diciendo un montón de sucias mentiras las mismas mentiras que repiten de la miserable y mediocre prensa burguesa peruana que tenemos actualmente. Pero antes veamos qué dice el Presidente Gonzalo sobre aquellos sucesos de Lucanamarca en la “Entrevista del Siglo” :


“A fines del 82 ingresan las Fuerzas Armadas (FFAA); ya con anticipación de más de un año, el Comité Central (CC) había estudiado el ingreso de las FFAA y definió que sería progresivo hasta sustituir a las Fuerzas Policiales (FFPP) y así ha sido, de otra manera no podía ser en esa situación. Nos habíamos preparado y no obstante esto, vamos a tener un segundo problema con el ingreso de la fuerza armada; ellos entraron aplicando genocidio desde el comienzo y formando mesnadas y usando masas presionadas poniéndolas delante como parapeto, eso debe decirse con claridad, ahí se ve no solamente la política de usar masas contra masas, una vieja política reaccionaria ya vista por Marx, sino el cobarde uso de las masas: delante de ellos; la fuerza armada no tiene de qué gloriarse, por eso con razón le hemos dicho experta en derrotas, diestra en cebarse en masas desarmadas, ésa es la fuerza armada del Perú. Frente a eso tuvimos una sesión ampliada del CC, muy amplia en concurrencia y tiempo, ha sido una de las más largas, es ahí que se establece el Plan de Conquistar Bases; fue en esa ocasión que se creó el Ejército Guerrillero Popular para responder ante una fuerza que obviamente tenía más nivel que la policial; ahí fue que nos planteamos también el problema del frente.
Así surge un segundo problema, el problema de enfrentar el genocidio, es el genocidio de los años 83 y 84, está en los documentos, no será necesario enumerar pero sí queremos resaltar que fue un genocidio bárbaro e inmisericorde; creyeron que así nos iban a barrer del mapa y tan cierto es esto que a finales del 84 van a comenzar a distribuir, entre sus oficiales, su documentación sobre aniquilamiento.
La lucha ha sido intensa, dura, han sido momentos complejos y difíciles.
Frente al uso de mesnadas y la acción militar reaccionaria le respondimos contundentemente con una acción: Lucamarca, ni ellos ni nosotros la olvidamos, claro, porque ahí vieron una respuesta que no se imaginaron, ahí fueron aniquilados mas de 80, eso es lo real, y lo decimos, ahí hubo exceso, como se analizara en el año 83, pero toda cosa en la vida tiene dos aspectos: nuestro problema era un golpe contundente para sofrenarlos para hacerles comprender que la cosa no era tan fácil; en algunas ocasiones, como en ésa, fue la propia Dirección Central la que planificó la acción y dispuso las cosas, así ha sido. Ahí lo principal es que les dimos un golpe contundente y los sofrenamos y entendieron que estaban con otro tipo de combatientes del pueblo, que no éramos los que ellos antes habían combatido, eso es lo que entendieron; el exceso es el aspecto negativo. Entendiendo la guerra y basándonos en lo que dice Lenin, teniendo en cuenta a Clausewitz, en la guerra la masa en el choque puede rebalsar y expresar todo su odio, el profundo sentimiento de odio, de repudio, de condena que tiene, ésa fue la raíz y eso ha sido explicado por Lenin, bien claramente explicado. Puede cometerse excesos, el problema es llegar hasta un punto y no pasarlo porque si lo sobre pasas te desvías; es como un ángulo, hasta cierto grado de apertura tiene, más allá no. Si a las masas les vamos a dar un conjunto de recomendaciones, exigencias y normas, en el fondo no queremos que las aguas se desborden, y lo que necesitábamos era que las aguas se desbordaran, que el huayco entrara, y cuando entra arrasa pero luego vuelve a su cauce. Eso está explicado por Lenin perfectamente, así es como entendemos ese exceso que hubo ahí. Pero reitero, ahí lo principal fue hacerles entender que éramos un hueso duro de roer, y que estábamos dispuesto a todo, a todo. Porque Marx nos ha enseñado así: no se juega a la insurrección, no se juega a la revolución; pero cuando uno enarbola la insurrección, cuando uno toma las armas, no arria la bandera, la mantiene victoriosa hasta el triunfo, sin arriarla jamás; así nos ha enseñado, ¡no importa cuánto nos cueste! Bien, Marx pues nos ha armado, así como Lenin, y principalmente el Presidente Mao Tsetung, nos enseña lo que es la cuota, y lo que es aniquilar para preservar, lo que es mantener la bandera en alto, pase lo que pase, y así con esa decisión, hemos sobrepasado ese siniestro, vil, cobarde y bárbaro genocidio;... ¿Hemos pasado momentos difíciles?, sí; pero ¿qué ha demostrado la realidad pues? Que si se persiste, se mantiene la política al mando, se mantiene la estrategia política, se mantiene la estrategia militar, se tiene un plan claro, definido, entonces se avanza, y se es capaz de enfrentar cualquier baño de sangre (para el baño de sangre nos comenzamos a preparar desde el año 81, porque tenía que venir; así que ya estábamos preparado ideológicamente, eso es lo principal). Todo esto nos llevó a que crecieran nuestras fuerzas y se multiplicaran. Ese ha sido el resultado, se cumple lo que dijo el Presidente: sueña la reacción cuando quiere ahogar en sangre la revolución, sepa que la riega, y es una ley inexorable, así nos dice, se cumplió eso. Entonces eso mismo nos reafirma en cómo tenemos nosotros que ser cada vez más fieles, firmes, resueltos en los principios; y tener pues esa confianza, ese convencimiento en la masa.
Así salimos fortalecidos con un ejército mayor con más Comités Populares y Bases de Apoyo y con más Partido; todo lo contrario de lo que imaginaron. Así es, ya hemos hablado creo de los sueños de sangre d ella reacción, no son sino eso, sueños de sangre, que al fin y al cabo terminan siendo pesadillas. Pero insisto, persistiendo y combatiendo con el apoyo de la masa, principalmente del campesinado pobre, es que hemos podido afrontar esa situación, es ahí cuando se ha expresado ese heroísmo del cual hablé antes, ese heroísmo masivo”


El Presidente Gonzalo es claro y contundente en sus expresiones y explica qué ocurrió en Lucanamarca. Pero veamos qué era Lucanamarca; Lucanamarca se convirtió en el centro y base de las operaciones antisubversivas del Ejército peruano en su política de genocidio de aplicación de masas contra masas. El PCP perderá a su mejores militante, cuadros y dirigentes entre 1983 y 1984. Perdió a sus mejore hijos del pueblo de ideología proletaria comprobada formados en la década de los 70 en el genocidio de masas contra masas.
Determinados campesinos de Lucanamarca, los dirigentes del pueblo al servicio del gamonalismo, campesinos ricos, comerciantes,etcétera, etcétera, eran aliados de las fuerzas armadas, que actuaban como agentes y soplones contra el PCP. En el pueblito de Huaichao, que pertenece a Lucanamarca, llegó un pelotón de la guerrilla del PCP malheridos porque habían tenido un enfrentamiento con las fuerzas armadas. Llegaron a Huaichao para pedir apoyo en medicinas y para curar a sus heridos. El Varayok del pueblo les dijo que los iba ayudar haciéndolos pasar al local de la comunidad para que sean atendidos. El varayok le dijo al que dirigía el pelotón del PCP que iba a traer más medicinas, de otro pueblo cercano ya que lo necesitaban. Pero el Varayok no fue a traer más medicinas informó a Lucanamarca que tenían en su pueblo un pelotón de la guerrilla del PCP. El ejército no tardó en llegar con sus mesnadas para liquidar y desaparecer a todo el contingente guerrillero. Es después de la pérdida de este importante contingente del PCP ( Y ya habían perdido varios contigentes a través de este soplonaje) que el CC comprenderá y descubrirá que la base y el centro de operaciones de las fuerzas armadas genocidas estaba en Lucanamarca y se dicidió a actuar. Por eso el Presidente Gonzalo, ante las enormes pérdidas de los mejores hijos del pueblo que provocó el genocidio de las fuerzas armadas en 1983-1984 dirá: “Frente al uso de mesnadas y la acción militar reaccionaria le respondimos contundentemente con una acción: Lucanamarca, ni ellos ni nosotros la olvidamos,...” Donde se comprende que lo de Lucanamarca fue un combate decisivo y que las fuerzas armadas jamás se esperaron tamaña respuesta del PCP. Jamás pensaron que el PCP descubriera su base de operaciones genocidas. Y así donde las fuerzas armadas cobardes y miserables tenían sus mesnadas, el PCP tenía que responder sin contemplaciones.

El ingreso de las FFAA en Ayacucho en diciembre de 1982, y la aplicación de guerra de exterminio entre los años 1983 y 1984, a pesar de ser previsto por el CC, hizo pasar momentos muy difíciles a toda la Dirección Central del Partido, por eso el Presidente Gonzalo dice:

“¿Hemos pasado momentos difíciles?, sí; pero ¿qué ha demostrado la realidad pues? Que si se persiste, se mantiene la política al mando, se mantiene la estrategia política, se mantiene la estrategia militar, se tiene un plan claro, definido, entonces se avanza, y se es capaz de enfrentar cualquier baño de sangre (para el baño de sangre nos comenzamos a preparar desde el año 81, porque tenía que venir; así que ya estábamos preparado ideológicamente, eso es lo principal). Todo esto nos llevó a que crecieran nuestras fuerzas y se multiplicaran.”

Ese fue el primer momento difícil del Partido: sobrevivir al genocidio, y sólo con la acción de Lucanamarca el Partido pudo avanzar y pudo crecer: “Así salimos fortalecidos con un ejército mayor con más Comités Populares y Bases de Apoyo y con más Partido; todo lo contrario de lo que imaginaron.”

Lucanamarca no fue un error fue un acierto, el Partido pudo crecer y avanzar dirigiendo a las masas campesinas principalmente pobre en el campo. Hubo excesos, pero fueron inevitables y consecuencias de la guerra de masas contra masas, de genocidio y exterminio aplicadas por el ejército, es decir las masas iban adelante, obligadas, como carne de cañón y el ejército iban detrás como unos viles cobardes. Así lo explica el presidente Gonzalo:

“...ellos [ las FFAA ] entraron aplicando genocidio desde el comienzo y formando mesnadas y usando masas presionadas poniéndolas delante como parapeto, eso debe decirse con claridad, ahí se ve no solamente la política de usar masas contra masas, una vieja política reaccionaria ya vista por Marx, sino el cobarde uso de las masas: delante de ellos; la fuerza armada no tiene de qué gloriarse, por eso con razón le hemos dicho experta en derrotas, diestra en cebarse en masas desarmadas, ésa es la fuerza armada del Perú."

El segundo momento difícil que pasará el PCP vendrá con la captura del Presidente Gonzalo, segundo momento difícil que ya ha sido superado porque la Guerra Popular jamás se detuvo, ha proseguido y prosigue en duras y difíciles condiciones, ya existe hace un tiempo un nuevo CC, y en algún momento se tendrá que realizar el Segundo Congreso del PCP marxista-leninista-maoista, principalmente maoista.













Evidentemente estamos hablando de una guerra total, donde el Ejército utilizó a cierto sector del campesinado para combatir a la insurrección. Sin embargo, el relato de Lucanamarca no concuerda del todo con las víctimas encontradas.
Según datos oficiales (si tienes otros por favor dímelo), de los 69 muertos encontrados, 18 fueron NIÑOS. ¿Acaso esos 18 niños eran parte de los comités de autodefensa, o fue una manipulación de las FF.AA.?

Frente al uso de violencia contra las mesnadas o CADs,sí no tendría sentido discutirlas. Mi duda principal respecto a Lucanamarca es la que señalé anteriormente.
avatar
trotski
Novato/a rojo/a
Novato/a rojo/a

Cantidad de envíos : 17
Reputación : 17
Fecha de inscripción : 18/07/2010

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por trotski el Miér Jul 13, 2011 3:35 am

Aclaraciones:
1.En Perú, en los 80s hubo solo un grupo guerrillero: Movimiento Revolucionario Túpac Amaru.
Sendero Luminoso no era una guerrilla, era un grupo de dementes asesinos que mataban campesinos a hachazos. Lamentablemente, el MRTA también se convirtió en una desgracia tipo SL, pero con menos integrantes.

haber el mrta no era un grupo revolucionario sino contra revolucionario cierto que habia en sus filas personas que querian cambiar la situacion pero su lider polay campos acaso no esta ahora con un pie afuera de su carcel de maxima seguridad a una simple o mejor bein dicho a una bien amueblada pro ser toda una farsa para asesinar a muchos camaradas del epl disculpe mi nombre peor se me ocuurrio ponermelo no por su significado si no por otras tonterias pero bueno
yo pensaba que el mrta era una grupo revolucionario pero despues de investigar mucho me doi cuenta de que no fue mas que una mentira del estado es mass hace unos años sacaron una seria que contaba la toma de la embajada japonesa jajaja que risa por que en la serie no los pintaban de malos si no fueron totalmente parciales por que sera que no sacan una serie sobre el pcp umm sera por que no les combienen beunoo alla sus conclusiones compañeros y `por favor si realmente quieren que nos liberemos de esta basura revisionista por favor dejen ya de seguir en la mentira pues la unica salida es la revolucion armada
viva el PCP
viva EPL Ç pero sobre todo vivan los grandes camaradas que dan sus vidas a quienes admiro mucho arriba la revolucion !
avatar
javicho II
Revolucionario/a
Revolucionario/a

Cantidad de envíos : 667
Reputación : 940
Fecha de inscripción : 30/07/2010

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por javicho II el Jue Jul 14, 2011 12:44 am

"Evidentemente estamos hablando de una guerra total, donde el Ejército utilizó a cierto sector del campesinado para combatir a la insurrección. Sin embargo, el relato de Lucanamarca no concuerda del todo con las víctimas encontradas.
Según datos oficiales (si tienes otros por favor dímelo), de los 69 muertos encontrados, 18 fueron NIÑOS. ¿Acaso esos 18 niños eran parte de los comités de autodefensa, o fue una manipulación de las FF.AA.?

Frente al uso de violencia contra las mesnadas o CADs,sí no tendría sentido discutirlas. Mi duda principal respecto a Lucanamarca es la que señalé anteriormente."



Bien dice el dicho "a buen entendedor pocas palabras". El Presidente Gonzalo reconoce el exceso, la muerte de inocentes fue una consecuencia de la guerra de masas contra masas utilizada por las FFAA. En cambio las FFAA sí iban a liquidar a los niños con premeditación asesina porque consideraban que ya estaban ideologizados, porque las FFAA consideraban a los niños como más fáciles de ser influenciados ideológicamente. Entonces en las FFAA existía un plan de arrasarlo todo: mujeres y niños, era un plan de Estado. El Ejército utilizaba el mismo método de Hitler cuando ordenó exterminar a la población civil, el Ejército utilizaba el mismo método que los norteamericanos en Vietnán: L. B. Johnson dijo: "es preferible matar a una vietnamita guerrillera embarazada a que nos enfrentemos a un futuro guerrillero".

Esa es la diferencia; entonces se habrá dado cuenta en la diferencia que existe entre "consecuencia" y "premeditación". Pero ya sé que es innecesario explicarle las cosas, no es mi objetivo que piense diferente sino que no se diga y se repita en forma tan ruin, mentiras y mediocridades de la prensa burguesa peruana.
avatar
Maqui
Gran colaborador/a
Gran colaborador/a

Cantidad de envíos : 3754
Reputación : 4851
Fecha de inscripción : 09/10/2009

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por Maqui el Jue Jul 14, 2011 12:51 am

kantaria escribió:Camarada Maqui, le ruego que no se refiera al Partido Comunista del Perú como "Sendero Luminoso", ese fue un nombre utilizado por la reacción, la prensa reaccionaria y el estado genocida para referirse a los camaradas del Partido.

Yo no me he referido al PCP como Sendero Luminoso, he dicho que Ollanta Humala bien asesinaba a revolucionarios, y parece ahora que es la reencarnación del Che.

Contenido patrocinado

Re: El racismo y nacionalismo de Ollanta Humala y su participación en la repreción contra el pueblo

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Jue Mayo 24, 2018 11:36 pm