Foro de debate, intercambio y opinión


Entrevista de Oriana Fallaci a Deng Xiaoping

Deng
Deng
Revolucionario/a
Revolucionario/a

Cantidad de envíos : 916
Reputación : 1262
Fecha de inscripción : 29/08/2010

Entrevista de Oriana Fallaci a Deng Xiaoping Empty Entrevista de Oriana Fallaci a Deng Xiaoping

Mensaje por Deng el Miér Oct 07, 2015 5:37 pm

http://manosfueradechina.blogspot.com.es/2015/10/reveladoras-declaraciones-de-deng.html

En esta entrevista del año 1980 de la gran escritora, periodista y activista italiana Oriana Fallaci (primera mujer italiana en ir a un frente de guerra en calidad de reportera especial) a Deng Xiaoping, el por entonces Viceprimer ministro de China hablaba de los retos del PCCh en aquel momento, y hacía un balance de la "Revolución Cultural". Me parece interesante para que podamos conocer en persona al camarada Deng Xiaoping, y hacernos una opinión de él en base a sus propias palabras y no en base a los clásicos tópicos y clichés existentes en relación a su figura.

Me resultó particularmente interesante porque en la misma entrevista, Deng hace unas declaraciones reveladoras sobre Zhou Enlai, que en mi opinión arrojan luz sobre el papel aparentemente turbio y contradictorio que desempeñó durante la Revolución Cultural, y en particular durante sus primeros años. Efectivamente, Zhou Enlai, que según el historiador Philip Short había hecho "de la lealtad a Mao una religión" --lo cual le llevó en alguna ocasión en hacerse humillantes autocríticas en contra de su propio criterio) fue uno de los apoyos de Mao a la hora de iniciarse la "Revolución Cultural".

Y sin embargo, durante el periodo que abarca la caída de Lin Biao y el derrocamiento de la Banda de los Cuatro, Zhou fue un rival político de aquella misma Banda de los Cuatro. ¿Cómo es posible, además, que apoyase sin fisuras el inicio de "Revolución Cultural" y que durante los años 70 fuera el primero en hablar en la Asamblea Popular Nacional de la necesidad de las "Cuatro Modernizaciones", siendo un anticipo en el plano teórico de la Reforma y Apertura de China iniciada en 1979? ¿Cómo es posible que fuera uno de los principales valedores de Deng Xiaoping, desde que éste fuera readmitido en el Partido en 1973? ¿Cómo es posible que todo el pueblo chino llorara su muerte (tanto o más, incluso, que la del propio Mao), hasta tal punto de originarse grandes disturbios en Beijing en abril de 1976 después de que la Banda de los Cuatro desalojara la plaza de Tiananmen, donde se había hecho una inmensa ofrenda floral en su memoria? Huelga decir que la reacción del pueblo fue agresiva (se llegaron a incendiar varios vehículos y un edificio que la policía de Beijing usaba como comandancia, pero esto es otro asunto).

Pues la respuesta es sencilla. Zhou lo hizo por supervivencia. Habida cuenta de su origen aristocrático, y de la falta de democracia interna en el PCCh --en un ambiente de culto extremo a la personalidad de Mao-- un cuestionamiento público de la "Revolución Cultural" o su no-adhesión a la misma habría supuesto para Zhou su muerte política (y quién sabe si física). A esto se refiere Deng Xiaoping cuando declara a Fallaci que Zhou "dijo e hizo muchas cosas que él no hubiera deseado decir ni hacer".

En el ambiente existente por aquel entonces en el PCCh, Zhou supo sobrevivir para poder obtener un cierto margen de maniobra para, como dice Deng, "minimizar daños" y poder tener cierto margen de maniobra cuando los peores años de la "Revolución Cultural" hubieron pasado, principalmente a partir de la caída de Lin Biao. Esto coincide con la descripción que hace Philip Short de Zhou, que en su biografía de Mao califica de personaje "extraordinariamente cauto" y como una persona "maleable" para la cual "la premisa más básica para la supervivencia política consistía en evitar cualquier enfrentamiento con Mao". Tanto Deng como Zhou eran conscientes de la situación existente en el seno del PCCh a partir de cierto momento. Pero la habilidad de Zhou, pese a no permitirle siempre desempeñar un papel glorioso, le permitió sobrevivir permitieron proteger a Deng y a otros muchos cuadros sanos del PCCh, haciendo así posible que tras la caída de la Banda de la Cuatro el PCCh pudiera emancipar la mente e iniciar la Reforma y la Apertura, que abrió la vía hacia el desarrollo y la prosperidad para el pueblo chino. Por eso, los chinos sienten enorme respeto y se sienten enormemente agradecidos hacia Zhou Enlai, cuya merte fue una tragedia nacional.


Respuestas a la periodista italiana Oriana Fallaci

1 y 23 de agosto de 1980

Oriana Fallaci: ¿Se mantendrá el retrato del Presidente Mao encima de la Puerta de Tiananmen?

Deng Xiaoping: Sí, será mantenido por siempre. En el pasado, había demasiados retratos del Presidente Mao. Estaban colgados por todas partes. Esto no era correcto y no mostraba respeto realmente por el Presidente Mao. Es cierto que cometió errores en un determinado período, pero después de todo, fue uno de los fundadores principales del Partido Comunista de China y de la República Popular China. En la evaluación de sus méritos y errores, sostenemos que sus errores fueron sólo secundarios. Lo que hizo por el pueblo chino nunca se podrá borrar. En nuestros corazones, los chinos siempre lo querremos como un fundador de nuestro Partido y nuestro Estado.

Pregunta: A los occidentales nos resulta difícil de entender un montón de cosas. A la Banda de los Cuatro se echan todas las culpas. Me han dicho que cuando los chinos hablan sobre la Banda de los Cuatro, muchos enseñan cinco dedos.

Respuesta: Tenemos que hacer una distinción clara entre la naturaleza de los errores del Presidente Mao y los crímenes de Lin Biao y la Banda de los Cuatro. Durante la mayor parte de su vida, el Presidente Mao hizo cosas muy buenas. Muchas veces salvó al partido y al Estado de crisis. Sin él, el pueblo chino había, como mínimo, pasado mucho más tiempo buscando a tientas en la oscuridad. La mayor contribución del Presidente Mao fue que aplicó los principios del marxismo-leninismo a la práctica concreta de la revolución china, señalando el camino hacia la victoria. Hay que decir que antes de los años sesenta o finales de los cincuenta muchas de sus ideas nos trajeron victorias. Aplicó de forma creativa los principios fundamentales del marxismo-leninismo a todos los aspectos de la revolución china, con puntos de vista creativos en la filosofía, ciencia política, ciencia militare, literatura y arte, etc. Lamentablemente, en la recta final de su vida, particularmente durante la "Revolución Cultural", cometió errores --y no fueron errores pequeños-- que trajeron muchas desgracias a nuestro partido, nuestro Estado y nuestro pueblo. Como usted sabe, durante los días de Yan'an, nuestro partido resumió el pensamiento del Presidente Mao en diversos campos como pensamiento de Mao Zedong, e hicimos de ello nuestra guía ideológica. Hemos ganado grandes victorias para la revolución, precisamente porque nos adherimos al pensamiento de Mao Zedong. Por supuesto, el pensamiento de Mao Zedong no fue creado solo por el camarada Mao --otros revolucionarios de la generación anterior desempeñaron un papel en su formación y desarrollo-- pero encarna principalmente el pensamiento del Camarada Mao. Sin embargo, las victorias le hicieron menos prudente, de tal manera que en sus últimos años empezaron a emerger algunas características e ideas erróneas, sobre todo de “izquierda''. En un buen número de casos, él fue en contra de sus propias ideas y de las propuestas correctas que había avanzado previamente, y en contra del estilo de trabajo que él mismo había defendido. En ese momento perdió progresivamente el contacto con la realidad. No mantuvo un buen estilo de trabajo. No aplicó consistentemente el centralismo democrático y la línea de masas, y falló a la hora de institucionalizarlos durante su vida. Esto no fue culpa del Camarada Mao Zedong solamente. Otros revolucionarios de la antigua generación, incluyéndome a mí, también debemos ser considerados responsables. Surgieron algunas anomalías en la vida política de nuestro Partido y del Estado --se desarrollaron formas patriarcales de estilo de trabajo, y la glorificación de los individuos era moneda corriente. Con el tiempo, estas cosas condujeron a la "Revolución Cultural", que fue un error.

Pregunta: Usted mencionó que en sus últimos años, el Presidente Mao estaba en un mal estado de salud. Pero en el momento de la detención de Liu Shaoqi y su posterior muerte en la prisión, la salud de Mao no era tan mala. Y hay otros errores que se han de tener en cuenta. ¿No fue el Gran Salto Adelante un error? ¿No fue copiar el modelo soviético un error? ¿Y qué buscaba realmente el Presidente Mao con la “Revolución Cultural''?

Respuesta: Los errores empezaron a producirse a finales de los años 50 --el Gran Salto Adelante, por ejemplo. Pero eso tampoco fue culpa del Presidente Mao exclusivamente. La gente alrededor de él también se dejó llevar. Hemos actuado en contravención directa con las leyes objetivas, tratando de impulsar la economía a toda costa. Como nuestros deseos subjetivos iban en contra de las leyes objetivas, las pérdidas fueron inevitables. Aún así, es el Presidente Mao, quien debe ser considerado el principal responsable del Gran Salto Adelante. Pero no tardó mucho --apenas unos meses-- en reconocer su error, y lo hizo antes que el resto de nosotros y propuso hacer unas correcciones. Y en 1962, cuando a causa de otros factores tales correcciones no se cumplieron cabalmente, hizo una autocrítica. Pero las lecciones no fueron completamente sacadas, y como resultado de ello irrumpió la “Revolución Cultural''. En lo que respecta a los propios deseos del Presidente Mao, él inició la “Revolución Cultural'' a fin de evitar la restauración del capitalismo, pero hizo una apreciación errónea de la situación real de China. En primer lugar, los objetivos de la revolución fueron mal definidos, lo que llevó a querer descubrir “seguidores del camino capitalista en el poder y en el Partido''. Los golpes fueron dirigidos contra los cuadros dirigentes en todos los niveles que habían hecho contribuciones a la revolución y tenían experiencia práctica, incluyendo el camarada Liu Shaoqi. En el último par de años antes de su muerte, el Presidente Mao dijo que la “Revolución Cultural'' se había equivocado en dos aspectos: uno fue el querer “derrocar a todos'', y el otro fue la voluntad de librar “una guerra civil a gran escala". Estos dos aspectos, por sí solos, demuestran que la “Revolución Cultural' 'no puede ser considerada correcta. El error del Presidente Mao fue un error político, y no uno pequeño. Por otra parte, estos errores fueron aprovechados por las dos camarillas contrarrevolucionarias encabezadas por Lin Biao y la Banda de los Cuatro, que conspiraron para usurpar el poder. Por lo tanto, debemos trazar una línea entre los errores del Presidente Mao y los crímenes de Lin Biao y la Banda de los Cuatro.

Pregunta: Pero todos sabemos que fue el mismo Presidente Mao quien eligió a Lin Biao como sucesor, casi de la misma manera que un emperador elige a su heredero.

Respuesta: Esto es a lo que me referí antes como una manera incorrecta de hacer las cosas. Para un líder, elegir a propio sucesor es una práctica feudal. Es una ilustración de las imperfecciones en nuestras instituciones a las que me referí hace un momento.

Pregunta: ¿Hasta qué punto estarán presente el Presidente Mao cuando celebréis el próximo congreso de vuestro Partido?

Respuesta: Haremos una evaluación objetiva de las contribuciones del Presidente Mao y de sus errores. Reafirmaremos que su contribución son los principal, y sus errores secundarios. Adoptaremos un enfoque realista hacia los errores que cometió al final de su vida. Seguiremos adhiriéndonos al pensamiento de Mao Zedong, que representa la parte correcta de la vida del Presidente Mao. El pensamiento de Mao Zedong no sólo nos sirvió para alcanzar la victoria de la revolución en el pasado, sino que es --y lo seguirá siendo-- una preciada posesión del Partido Comunista de China y de nuestro país. Es por eso que siempre se mantendrá el retrato del Presidente Mao en la Puerta de Tiananmen, como un símbolo de nuestro país, y que siempre lo recordaremos como uno de los fundadores de nuestro Partido y nuestro Estado. No le haremos al Presidente Mao lo que Jruschov le hizo a Stalin.

Pregunta: ¿Quiere decir que el nombre del Presidente Mao surgirá inevitablemente cuando la Banda de los Cuatro sea llevada a juicio, así como cuando ustedes celebren el próximo congreso de su Partido?

Respuesta: Su nombre será mencionado. No sólo en el siguiente congreso del partido, sino también en otras ocasiones. Pero el juicio a la Banda de los Cuatro no irá en detrimento del prestigio del Presidente Mao. Por supuesto, él fue responsable por ponerles en sus posiciones. Sin embargo, los crímenes de la Banda de los Cuatro son más que suficientes para justificar cualquier sentencia que pueda recaer sobre ellos.

Pregunta: He oído que el Presidente Mao se quejaba con frecuencia de que usted no escuchaba lo suficiente, y que usted no le gustaba a él. ¿Es eso cierto?

Respuesta: Sí, el Presidente Mao decía que no le escuchábamos. Pero esto no sólo iba dirigido hacia mí. Esto también le pasó a otros dirigentes. Refleja algunas ideas poco saludables en sus últimos años, es decir, formas patriarcales que son feudales por naturaleza. No escuchaba con facilidad opiniones diferentes. No podemos decir que todas sus críticas fueran erróneas. Pero tampoco estaba dispuesto a escuchar muchas opiniones correctas formuladas no sólo por mí sino por otros camaradas. El centralismo democrático se vio afectado, al igual que el liderazgo colectivo. De lo contrario, sería difícil explicar cómo pudo estallar la “Revolución Cultural''.

Pregunta: Hay un personaje en China, que siempre ha salido ileso, que fue Primer Ministro Zhou Enlai. ¿Cómo explica usted este hecho?

Respuesta: El Primer Ministro Zhou fue un hombre que trabajó duro y sin quejarse toda su vida. Trabajaba 12 horas al día, y, a veces 16 horas o más, durante toda su vida. Nos conocimos bastante pronto, cuando estábamos en Francia, en un programa de trabajo y estudio durante la década de los 20. Siempre le he considerado como mi hermano mayor. Tomamos el camino de la revolución al mismo tiempo. Era muy respetado por sus compañeros y por todo el pueblo. Afortunadamente, sobrevivió durante la “Revolución Cultural'' cuando estábamos golpeados. Estaba en una posición extremadamente difícil entonces, dijo e hizo muchas cosas que él no hubiera deseado decir ni hacer. Pero la gente lo perdonó, ya que, de no haber hecho y dicho aquellas cosas, él mismo no habría sido capaz de sobrevivir y desempeñar el papel neutralizador que jugó, lo que redujo las pérdidas. Consiguió proteger a un buen número de personas.

Pregunta: No veo cómo cosas tan terribles como la “Revolución Cultural'' se pueden evitar o prevenir para que no se repitan.

Respuesta: Esta cuestión debe ser abordada en el tratamiento de los problemas en nuestras instituciones. Algunas de las que establecimos en el pasado estuvieron, de hecho, contaminadas por el feudalismo, lo que se manifestó en cosas como el culto a la personalidad, las formas o estilos de trabajo patriarcales, y la presencia de por vida de cuadros en puestos de dirección. Ahora estamos buscando la forma de evitar que estas cosas se repitan y nos estamos preparando para empezar con la reestructuración de nuestras instituciones. Nuestro país tiene una historia de miles de años de feudalismo y aún falta mucho por hacer en la democracia socialista y la legalidad socialista. Ahora estamos trabajando seriamente para cultivar la democracia socialista y la legalidad socialista. Solo de esta manera podemos resolver el problema.

Pregunta: ¿Está usted seguro de que las cosas van a suceder con más facilidad a partir de ahora? ¿Pueden alcanzar las metas que se han fijado? He oído decir que los llamados maoístas aún están rondando. Por "maoístas'', me refiero a los que apoyaron la “Revolución Cultural''.

Respuesta: La influencia de la Banda de los Cuatro no debería subestimarse, pero cabe señalar que el 97% o el 98% de la población la odió intensamente por sus crímenes. Esto fue demostrado por el movimiento de masas contra la Banda de los Cuatro que estalló en la Plaza de Tiananmen el 5 de abril de 1976, cuando la Banda todavía estaba en la cima de su poder, el Presidente Mao estaba gravemente enfermo y el Primer Ministro Zhou había fallecido. Desde el derrocamiento de la Banda [en 1976], y particularmente en los dos últimos años, se ha dado expresión a la voluntad y las demandas del pueblo en la III, IV y V Sesión Plenaria del Comité Central del Partido Comunista de China. Estamos estudiando las maneras de resolver nuestros problemas mediante la mejora de nuestras instituciones. Muchas son las cuestiones que han sido planteadas hasta ahora. Se está haciendo un particular énfasis en trabajar de manera concentrada en las cuatro modernizaciones, y esto está ganando los corazones de la gente. La gente quiere la estabilidad política y la unidad. Está harta de los movimientos a gran escala. Estos movimientos han terminado invariablemente por hacer daño a un número --y no un pequeño número-- de personas. Los movimientos incesantes hacen que sea prácticamente imposible concentrarse en la construcción nacional. Por lo tanto, podemos decir con total seguridad que, dada la justeza de nuestro rumbo actual, la gente nos apoyará y los fenómenos como la “Revolución Cultural" no volverán a suceder.

Pregunta: La Banda de los Cuatro sólo podría haber sido detenida después de la muerte del Presidente Mao. ¿Quién diseño su detención? ¿Quién inició la idea?

Respuesta: Fue un esfuerzo colectivo. En primer lugar, creo que había una base de masas que había dejado el movimiento del 5 de abril [de 1976]. El término “Banda de los Cuatro'' fue acuñado por el Presidente Mao un par de años antes de su muerte. Libramos una lucha contra la Banda durante dos años, entre 1974 y 1975. Por aquel entonces la gente vio claramente lo que eran. Aunque el Presidente Mao había designado a su sucesor, la Banda de los Cuatro se negó a aceptarlo. Después de la muerte del presidente Mao, la Banda aprovechó la oportunidad para intentar arrebatar todo el poder en sus propias manos, y la situación exigía una acción de los que nos oponíamos a ellos. En estas circunstancias, la gran mayoría de los camaradas del Buró Político acordamos que debían tomarse medidas debían tomarse para hacer frente a la Banda. Los esfuerzos de unos pocos no habrían sido suficientes para este propósito.

Cabe señalar que algunas de las cosas que se hicieron después de la detención de la Banda de los Cuatro eran incongruentes con los deseos del Presidente Mao, como por ejemplo la construcción del mausoleo del Presidente Mao. Él había propuesto en los años 50 que todos debíamos ser incinerados a nuestra muerte, que sólo debían ser preservadas nuestras cenizas y no construirse tumbas. El Presidente Mao fue el primero en poner su firma, y todos siguieron su ejemplo. Casi todos los cuadros superiores a nivel central y en todo el país firmaron. Aún tenemos este libro de firmas. Lo que se hizo al respecto después del aplastamiento de la Banda de los Cuatro ha estado motivado por el deseo de lograr una relativa estabilidad.

Pregunta: ¿Significa esto que el mausoleo del Presidente Mao será demolido pronto?

Respuesta: Yo no estoy a favor de cambiarlo. Ahora que está ahí, no sería adecuado retirarlo. No fue una buena idea construirlo, pero retirarlo suscitaría un largo debate. Muchas personas ahora están especulando sobre si vamos a demoler el mausoleo. No se nos está pasando por la cabeza.

Pregunta: Se dice que usted está queriendo dejar el cargo de Viceprimer Ministro.

Respuesta: No voy a ser el único en renunciar. Todos los demás camaradas de la antigua generación están renunciando a los puestos de trabajo simultáneos. El Presidente Hua Guofeng ya no ejerce como Primer Ministro del Consejo de Estado. El Comité Central del Partido ha recomendado al Camarada Zhao Ziyang como candidato para ese puesto. Si los viejos camaradas permanecemos en nuestros puestos, las nuevas generaciones quedarán inhabilitadas en su trabajo. Nos enfrentamos al problema de la reducción gradual de la edad media de los líderes en todos los niveles. Tenemos que tomar la iniciativa.

Antes no existían normas pertinentes al respecto. Había, de hecho, una nominación de por vida para los puestos dirigentes. Esto no facilitaba la renovación del liderazgo o la promoción de jóvenes. Se trata de un defecto institucional que no era evidente en los años 60, ya que en aquel entonces estábamos en la flor de la vida. Este problema no sólo atañe a los individuos, sino a todas las instituciones concernidas. Tiene una influencia aún mayor sobre nuestra política general y sobre el éxito de nuestras cuatro modernizaciones. Por lo tanto, digamos que sería mejor para los viejos camaradas que adoptemos una actitud inteligente y demos el ejemplo en este sentido.

Pregunta: He visto otros retratos en China. En Tiananmen he visto los retratos de Marx, Engels y Lenin y particularmente de Stalin. ¿Tiene la intención de mantenerlos allí?

Respuesta: Antes de la “Revolución Cultural'' sólo se ponían en días festivos importantes. La costumbre se cambió durante la “Revolución Cultural'', durante la cual fueron exhibidos de forma permanente. Ahora vamos a volver a la costumbre antigua.

Pregunta: Los cuatro modernizaciones traerán capital extranjero en China, y esto dará lugar inevitablemente a la inversión privada. ¿No es un capitalismo en miniatura?

Respuesta: En última instancia, el principio general de nuestro desarrollo económico sigue siendo el formulado por el Presidente Mao, es decir, basarse principalmente en nuestras propias fuerzas, con una ayuda subsidiaria del exterior. Independientemente del grado en que nos abramos al mundo exterior y admitamos capital extranjero, su magnitud relativa será pequeña y no puede afectar a nuestro sistema de propiedad pública socialista de los medios de producción. La absorción de capital extranjero y de tecnología, e incluso el permitir que extranjeros construyan plantas en China sólo puede desempeñar un papel complementario en nuestro esfuerzo por desarrollar las fuerzas productivas en una sociedad socialista. Por supuesto, esto traerá algunas influencias capitalistas decadentes en China. Somos conscientes de esta posibilidad, pero no es nada de lo que haya que temer.

Pregunta: ¿Significa que no todo en el capitalismo es tan malo?

Respuesta: Depende de cómo se defina el capitalismo. Todo capitalismo es superior al feudalismo. Y no podemos decir que todo lo desarrollado en los países capitalistas sea de naturaleza capitalista. Por ejemplo, la tecnología, la ciencia --incluso los sistemas avanzados de gestión y de producción son una especie de de ciencia-- serán útiles en cualquier sociedad o país. Tenemos la intención de adquirir tecnología avanzada, la ciencia y capacidades de gestión para servir a nuestra producción socialista. Y estas cosas, como tal, no tienen carácter de clase.

Pregunta: Recuerdo que hace varios años, cuando se hablaba de las parcelas privadas en las zonas rurales, ustedes reconocieron que el hombre necesita un cierto interés personal para producir. ¿No significa esto cuestionar el propio comunismo?

Respuesta: Según Marx, el socialismo es la primera etapa del comunismo y cubre un largo período histórico en el que debemos practicar el principio de “a cada cual según su trabajo'' y conjugar los intereses del Estado, del colectivo y de los individuos, porque sólo así se puede despertar el entusiasmo de la gente por el trabajo y desarrollar la producción socialista. En la etapa superior del comunismo, cuando las fuerzas productivas estén muy desarrolladas y sea practicado el principio de "a cada cual según su capacidad, a cada uno según sus necesidades'', los intereses personales serán aún más reconocidos y se podrán satisfacer más necesidades personales.

Pregunta: Usted mencionó que hubo otros que hicieron contribuciones al pensamiento de Mao Zedong. ¿Quiénes fueron?

Respuesta: Otros revolucionarios de la antigua generación, por ejemplo el Primer Ministro Zhou Enlai, los Camaradas Liu Shaoqi y Zhu De --y muchos otros. Muchos cuadros veteranos son creativos y originales en su pensamiento.

Pregunta: ¿Por qué ha dejado su propio nombre fuera?

Respuesta: Yo soy bastante insignificante. Por supuesto, también he hecho algún trabajo. De lo contrario, no sería considerado un revolucionario.

Pregunta: Lo que no hemos entendido es: Si la Banda de los Cuatro fue, como usted ha dicho, una minoría que tenía a todo el país en su contra, ¿cómo es posible que hayan estado mandando sobre todo el país, incluidos los líderes veteranos? ¿Fue porque uno de los cuatro era la esposa de Mao Zedong y los vínculos entre Mao Zedong y su esposa eran tan profundos que nadie se atrevía a tocarla?

Respuesta: Este fue uno de los factores. Como he dicho, el Presidente Mao cometió errores, uno de los cuales fue utilizar a la Banda, permitiendo que accedan al poder. Además, la Banda tenía su propio conjunto de facciones, y constituyeron una camarilla de un cierto tamaño --en particular, hicieron uso de jóvenes ignorantes que utilizaron como fachada, así que dispusieron de una base considerable.

Pregunta: ¿Estuvo Mao Zedong cegado por su esposa hasta el punto de no ver lo que estaba haciendo? ¿Era una aventurera como la emperatriz viuda Yehonala?*

Respuesta: Jiang Qing hizo cosas malas enarbolando la bandera del Presidente Mao. Sin embargo, el presidente Mao y Jiang Qing vivieron separados durante años.

Periodista: No lo sabía.

Respuesta: Jiang Qing hizo lo que hizo enarbolando la bandera del Presidente Mao, pero él no intervino con efectividad. Por ello, debe ser considerado responsable. Jiang Qing está podrida hasta la médula. Sea cual sea la sentencia que se dicte contra la Banda de los Cuatro, ésta no será excesiva. Hicieron daño a millones y millones de personas.

Pregunta: ¿Cómo evaluaría Jiang Qing? ¿Qué puntuación daría usted a ella?

Respuesta: Por debajo de cero. Mil puntos por debajo de cero.

Pregunta: ¿Cómo se evaluaría usted mismo?

Respuesta: Yo estaría muy contento si pudiera ser evaluado 50-50 en méritos y deméritos. Pero hay una cosa que puedo decir en mi favor: he tenido una conciencia clara toda mi vida. Por favor, no malinterprete mis palabras: he cometido algunos errores, y yo tengo mi parte de responsabilidad en algunos de los errores cometidos por el Camarada Mao Zedong. Pero se puede decir que cometí mis errores con un buena intención. No existe nadie que no cometa errores. No deberíamos achacar todos los errores del pasado al Presidente Mao. Así que debemos ser muy objetivos a la hora de evaluarlo. Sus contribuciones fueron lo principal, sus errores lo secundario. Vamos a heredar las muchas cosas buenas del pensamiento del Presidente Mao, mientras que al mismo tiempo explicaremos claramente los errores que cometió.


*Yehonala significa Cixi (1835-1908), fue una consorte del emperador Xianfeng de la dinastía Qing (1644-1911). Después de que su hijo Zai Chun ascendiera al trono como Emperador Tongzhi, se le dio el título honorífico de Emperatriz Viuda Cixi. Como verdadera gobernante del imperio Qing durante los reinados de los emperadores Tongzhi y Guangxu y como representante general de las fuerzas reaccionarias cuando la dinastía Qing estaba llegando a su fin, gobernó con crueldad en los asuntos internos, pero llegó a compromisos y capituló en asuntos exteriores. Esto llevó a la conclusión de una serie de tratados con los países imperialistas, que comprometieron la soberanía de China y llevó la humillación a la nación.
Lin Piao
Lin Piao
Comunista
Comunista

Cantidad de envíos : 222
Reputación : 301
Fecha de inscripción : 09/07/2015

Entrevista de Oriana Fallaci a Deng Xiaoping Empty Re: Entrevista de Oriana Fallaci a Deng Xiaoping

Mensaje por Lin Piao el Jue Oct 08, 2015 8:48 pm

Muy interesante la entrevista , hay fallos en la revolución cultural pero creo que también había que poner lo positivo de esta misma.

Los e comentado pero pronto los publicare, coincido plenamente en la criminalidad de la banda de los 4 izquierdismo juntado con fanatismo

Saludos revolucionarios


    Fecha y hora actual: Lun Nov 11, 2019 9:46 pm