The Big Mac Theory

    Comparte

    gatopardo2015
    Revolucionario/a
    Revolucionario/a

    Cantidad de envíos : 774
    Reputación : 789
    Fecha de inscripción : 26/12/2014

    The Big Mac Theory

    Mensaje por gatopardo2015 el Miér Mar 04, 2015 5:18 pm

    Subo este artículo porque es actual, hace eje en nuestra situación y es una clase magistral (es muy fácil de seguir) de economía real para entender como pega la inflación en los sectores de ingresos fijos (asalariados).

    Hay gráficos, entren al link.

    The Big Mac Theory

    El “tipo de cambio” nos muestra una relación entre monedas: por ejemplo en Argentina con 8,7 pesos se puede comprar 1 dólar (legalmente y sin contar los impuestos). A esa relación se le llama tipo de cambio nominal. Sin embargo, si uno tiene que viajar de vacaciones -por ejemplo- a Chile, México, España o Paraguay no le interesa tanto a cuánto se cambian las monedas entre sí, sino cuánto compro yo con 10 pesos en Argentina y si puedo comprar lo mismo, más o menos del mismo bien (o similar) en el otro país por el equivalente en la moneda del otro país. Es decir, quiero saber cuánto me va a salir la comida, transportarme, una entrada al cine o comprar una remera, cuánto me cuesta “vivir” en el otro país. Por eso, me importa el “poder adquisitivo” de mi moneda y no su numerito. Que diga 100 pesos o 10.000 guaraníes es anecdótico, lo que importa es qué compro con esos billetes.

    Hacer un tipo de cambio “real”, es decir, que mida el poder adquisitivo de las diferentes monedas en el mundo es muy difícil ¿qué usamos para comparar? En Argentina se consume mucha yerba y dulce de leche, pero en Rusia no. En Estados Unidos el transporte está 5 veces más caro que en Argentina, en Paraguay se come más chipa que en Alemania y así nos encontramos con que las canastas de consumo son diferentes, sus niveles de precios también, etc. La inflación también afecta al tipo de cambio real, porque a medida que los precios aumentan en un país, la cantidad de billetes que necesitamos para comprar las mismas cosas aumenta, la moneda se “deprecia”, pierde poder adquisitivo.

    Los economistas entonces inventaron el “índice Big Mac”. La hamburguesa Big Mac es un bien que hay en casi todos los países del mundo, se hace más o menos parecido, abarca más o menos la misma capa social de consumidores y varios supuestos del estilo. Si uno se pone muy exquisito tiene cientos de debilidades: desde qué carne se usa o si son lombrices hasta cuánto gana un trabajador de McDonalds en cada país. Sin embargo, es una aproximación y sirve para sacar algunas conclusiones que tienen alguna validez.

    Pero ayer Sergio Mohadeb (@dzapatillas en twitter) se preguntó: “En un ranking internacional de poder de compra de Big Macs con billetes de máxima denominación (acá $100), ¿Dónde estaría Argentina?”. A mi, y a otros, nos pareció una pregunta interesante. Como además la revista The Economist y algunos sitios tienen información de todos los Big Mac del mundo (o casi todos) era bastante fácil de conseguir la info para hacer este ranking. Faltaba buscar cuál es el billete de mayor denominación en cada país y listo. Muchos lo mandaron twitteros que estaban por ahí, otros los buscamos en internet y dio por resultado éste gráfico.


    Varias aclaraciones

    En principio, alguno va a decir “no, pero yo ayer compré una Big Mac y pagué $70!!!”. A lo que respondo: seguramente compraste el combo Big Mac. La Big Mac sola, pelada, así tristona, sale $30. Puede ser que incluso Mc Donalds ni siquiera la publicite demasiado. Como chisme acerca de la cuestión, esa Big Mac quedó desfasada del precio del resto del menú por motivos morenistas (de Guillermo Moreno). Cuando Guillo estaba en el INDEC la convirtió en nuestro primer “precio cuidado”. ¿Por qué lo hizo? Por el índice Big Mac que mencionábamos antes. Si la dejaba subir de precio iba a mostrar que nuestro tipo de cambio real medido por Big Mac en realidad era distinto al que medía (y mide aún) la inflación que se publica en el INDEC (la cuál sabemos es fruto de grandes polémicas).

    Otro dirá: pero en Europa hay billete de 500 euros, no me dan las cuentas. Si, tienen razón, y tomamos el de 200 porque el de 500 no circula tanto y para que la comparación no sea tan desbalanceada. Pero si quieren saber cómo daría con el de 500 basta hacer la cuenta (se puede multiplicar por 2,5 y listo).

    También me preguntaron ¿por qué no lo hiciste con coca cola o con jamones?… porque como dije antes, los valores de Big Mac están disponibles fácilmente y lo otro sería ponerme a googlear cientos de productos en distintos países y no tengo ni tanto tiempo ni tantas ganas de buscarlo, pero quién tenga el interés hay un mundo de datos por explorar.

    Al margen de esto, la metodología es muy fácil: Billete de mayor denominación dividido por el precio de la Big Mac da cantidad de hamburguesas que se pueden comprar. Por ejemplo, en Venezuela el más grande es de 100 bolívares y la Big Mac sale 132 bolívares, esto significa que no alcanza para comprar ni una sola.

    Es importante notar que no mide lo mismo que el índice Big Mac tradicional, es decir, no me mide cuántos dólares (o pesos) necesito para comprarme un Big Mac en cualquier lugar del mundo. Lo que hace es ver cuánto vale el billete más grande que hay en el país en cuestión y compara cuánto se puede comprar con él. Es una cosa muy diferente y tiene que ver con qué billetes tiene en circulación cada país. En Perú el más grande es el de 200 soles, en Brasil el de 100 reales, el Europa el de 500 euros, etc. Eso no quiere decir que 200 soles equivalen a 500 euros o 100 pesos argentinos. (Quizás alguno se acuerda de los pesos anteriores a los ’90  de los australes, y sino, pueden escuchar de ellos en mi podcast sobre la hiperinflación)

    “Tres hamburguesas”

    Una de las cosas que se ven en el gráfico es que los procesos inflacionarios en Argentina y Venezuela deterioraron bastante el poder de compra de la moneda. Es un poco limado que con el billete más grande que tenés en la billetera no puedas ni comprar la hamburguesa más barata de esta multinacional (caso Venezuela), o solo puedas comprar 3 (caso Argentina).¿Qué hacemos si tenemos que comprar un departamento, un auto, incluso una computadora?¿Bocha de billetitos y maletín como en las películas?

    Estos días además justo se anunciaba el nuevo billete de $50 con el dibujito de Malvinas, un billete que nace ya bastante devaluado y que compra una sola Big Mac y no llega a pagar un combo. Algunos dicen que hay que emitir billetes de denominación más alta, otro dicen que si se hace eso aumenta la inflación y otros dicen que el gobierno no emite billetes más grandes porque no quiere reconocer la inflación.  Esta situación también podría resolverse con una mayor bancarización de las transacciones. Si todos usáramos la tarjeta de débito (o crédito) para el super, el bondi, el kiosko, transferencias de alquiler, pagar los servicios, etc., la necesidad de efectivo en mano sería menor. Personalmente, no soy fan del sistema financiero y entregarles todo el poder sobre nosotros. Basta mirar lo que sucede en las economías “más avanzadas” y recordar que todavía no superamos los efectos de la última gran crisis financiera.

    Lo cierto es que hoy los billetes de 100 pesos en Argentina no están al nivel de los precios internos y que por más que querramos negarlo, la inflación es alta. Sea medida oficialmente que dió 24% para 2014 o por consultoras privadas que da arriba de 35%. En ambos casos es alta, y viene siendo alta hace varios años. Confieso que nunca he comido en McDonalds, no me gustan sus hamburguesas, prefiero las caseras que hace mi papá. Las papitas si me caben y los conitos de helado también.

    https://economixpodcast.wordpress.com/

      Fecha y hora actual: Jue Dic 08, 2016 11:00 pm