La economía rentística de Venezuela y el comunismo "de reparto"

    Comparte
    avatar
    ñángara
    Gran camarada
    Gran camarada

    Cantidad de envíos : 432
    Reputación : 735
    Fecha de inscripción : 18/02/2010
    Localización : Venezuela

    La economía rentística de Venezuela y el comunismo "de reparto"

    Mensaje por ñángara el Miér Feb 18, 2015 10:38 pm


    Emilio Francisco (Graco-"Grachus") Babeuf (1760-1797). Socialista revolucionario (comunista) francés. Condenado a muerte el 26 de mayo de 1797 por su conspiración de "la revolución de los iguales", preconizaba la igualdad mediante la distribución frugal de los bienes de consumo.

    Este subestimado planteamiento, denominado por el historiador francés Georges Lefebvre como "comunismo de reparto", cayó en el olvido por más de un siglo hasta la aparición de un tipo deforme de economía capitalista que se da en los países productores de petróleo: la economía rentística.

    El Estado venezolano funciona como un terrateniente que recibe regalías (equivalente a la renta de la tierra) por la explotación la riqueza del subsuelo, de la cual es el único dueño.

    Esta economía deforme tiene la particularidad de que no necesariamente debe estar circunscrita a un proyecto capitalista pues toda la actividad económica interna se reduce a la lucha por apropiarse de la mayor tajada de la renta petrolera. Los burgueses "criollos" ganan más como revendedores que como "capitanes de industria".

    De hecho, los gobiernos "democrático"-representativos, a pesar de proclamarse al servicio de todas las clases sociales, han resultado muy  buenos administradores de la clase dominante, facilitandole una de las  fugas de capitales más bochornosa de América Latina:

    En un trabajo de investigación de Marea Socialista denominado "Sinfonía de un Desfalco a la Nación: Tocata y fuga… de Capitales" http://www.aporrea.org/contraloria/n257348.html se hacen las siguientes estimaciones:



    El Flujo de Capital hacia el exterior se calcula como la suma de errores y omisiones, el flujo de monedas y depósitos en moneda extranjera, el pago del servicio de deuda externa más el saldo neto de las inversiones extranjeras directas, los cuales se ajustan en función de las correlaciones existentes entre las variaciones de las reservas internacionales y del ingreso petrolero.

    Pero durante todo el periodo estudiado se ha desarrollado un proceso de acumulación mafiosa de capital que alcanzó una fuga neta entre 1998 y 2013, de MM $ 259.234, este cálculo resulta, luego de descontar del flujo de capital bruto al exterior los ingresos destinados al FONDEN, que estimamos en MM $ 110.225.

    Si alguien pudiera pensar que el país tiene condiciones financieras ideales para completar la revolución burguesa de la industrialización "endógena" y la democratización del campo, en la práctica ha sucedido todo lo contrario. Con cada boom petrolero se lanzan por el caño todas las políticas proteccionistas a la producción nacional.


    El socialismo "petrolero"

    Para la década de los 1970s, ante el fracaso de la izquierda emulando a la Revolución cubana y la derrota de la teoría foquista de la guerra de guerrillas, un grupo que se separó del Partido Comunista de Venezuela, el Partido de la Revolución Venezolana (PRV) planteó por primera vez un "marxismo-leninismo-bolivariano" que propone la meta de un "socialismo petrolero", es decir, un gobierno que utilice los excedentes de la gran renta petrolera para "pagar la deuda social" con las grandes mayorías marginadas del consumo capitalista.

    Hugo Chávez, su hermano Adán, el ex-presidente de PDVSA Rafael Ramírez, etc., fueron influenciados en su juventud por esa organización poltica. De ahí su gobierno "amigo de los pobres", con sus políticas asistencialistas.



    De manera que hemos llegado a la extraña situación en que un comunismo primitivo como el "comunismo de reparto" de Babeuf es viable si se le dedican exclusivamente, con frugalidad y absoluto control, las grandes cantidades de divisas fuertes que genera la deforme economía capitalista rentística en los países productores de petróleo.
    avatar
    ñángara
    Gran camarada
    Gran camarada

    Cantidad de envíos : 432
    Reputación : 735
    Fecha de inscripción : 18/02/2010
    Localización : Venezuela

    Re: La economía rentística de Venezuela y el comunismo "de reparto"

    Mensaje por ñángara el Vie Feb 27, 2015 4:14 am

    "El socialismo en un país rentista"
    por James Petras

    Rebelión http://www.rebelion.org/noticia.php?id=158616

    [extracto]

    A pesar de los vastos y progresistas cambios socio-políticos, Venezuela todavía depende en gran parte de las exportaciones y ganancias petroleras y de una fuerza laboral dependiente de los ingresos del petróleo para incrementar su consumo personal.

    Transformar Venezuela de la condición de economía y estado rentista a un estado con una economía diversificada, productiva y competitiva en los mercados internacionales es el obstáculo y única  oportunidad para una transición socialista.

    La construcción del socialismo o de una nueva economía capitalista productiva es un proceso complejo y difícil en cualquier economía rentista, incluyendo la venezolana.

    Los ejecutivos de empresas públicas y privadas han demostrado poseer muy poca capacidad para innovar, invertir en nueva tecnología, buscar nichos en mercados y terminar los proyectos a tiempo. En cambio, se recuestan en el estado rentista para conseguir contratos públicos, subsidios, mercados internos cautivos, préstamos públicos de baja tasa de interés y contactos políticos. Como un resultado de ello, los defensores de los estados "mixtos", "socialistas" y "neoliberal" hacen críticas de sus adversarios pero no ven las mismas debilidades referidas a sus propias "agencias de desarrollo".

    Durante décadas, el sector privado fue incapaz de funcionar con sentido empresarial, confundiendo su tendencia a ganancias rápidas, manipulando intereses diferenciales y tasas de cambio y ganancias monopólicas con un signo de la "magia del mercado".

    De hecho, durante décadas, antes de la época de Chávez, se dedicaron a extraer las ganancias del petróleo del estado rentista para luego "invertirlas" en productos importados, en el negocio inmobiliario nacional e internacional y en un inflado y anticuado sector de servicios.

    La denuncia de la derecha neoliberal de que la pobrísima trayectoria en inversión e innovación del sector privado es un resultado de la postura poco amigable de los negocios de Chávez no se corresponde con los hechos.

    El mismo comportamiento antiempresarial y rentista entre gente de negocios, la banca y las
    élites agrícolas existió antes de la década de Chávez. El comportamiento rentista tiene profundas raíces históricas, culturales y económicas.

    La burguesía venezolana se ha adaptado desde hace largo tiempo al estado rentista y en lugar de luchar contra él, ha optado por la complicidad, la opción más ventajosa y fácil; exprimen las ganancias del petróleo usando falsos "proyectos de desarrollo" que nunca llegan a nada.

    El problema del rentismo no está confinado al pasado y al presente de la burguesía del sector privado; también se manifiesta en el desempeño de los ejecutivos de mayor rango a cargo de las empresas nacionalizadas.

    Sus fojas de servicio referidas a la producción e innovación van de mediocres a malas: baja productividad, dependencia de los subsidios gubernamentales y propensión a no cumplir con plazos establecidos incrementando costos de extensión de plazos (en la construcción) al igual que debilidades administrativas.

    Es difícil ver cómo el modelo chavista "moderado" de una "economía mixta" que combine lo público y lo privado, uniendo mentalidades rentistas, pueda llevar el país a una "economía dinámica y productiva". Chávez tiene un material humano muy problemático para trabajar en una transformación de Venezuela, que la aleje de la economía rentista.

    Los tratados teóricos marxistas y los postulados de "transiciones al socialismo" que no tomen en cuenta el carácter profundamente clientelista del capitalismo venezolano no tienen relevancia alguna.

    La transformación de un capitalismo rentista en una economía productiva moderna con una administración pública capaz de ofrecer servicios sociales es crucial para la transición al socialismo venezolano del siglo XXI.

      Fecha y hora actual: Sáb Sep 23, 2017 11:58 pm