[Crítica Marxista-Leninista] La democracia popular en los países de Oriente. Una conferencia de académicos soviéticos en 1951

Comparte
avatar
Araka la kana
Gran camarada
Gran camarada

Cantidad de envíos : 308
Reputación : 500
Fecha de inscripción : 08/08/2010

[Crítica Marxista-Leninista] La democracia popular en los países de Oriente. Una conferencia de académicos soviéticos en 1951

Mensaje por Araka la kana el Lun Ago 19, 2013 4:16 pm

El concepto de democracia popular fue objeto de estudio de los académicos soviéticos a principios de los años 1950. Por supuesto, el tema no era nuevo entre los marxistas. La teoría de las etapas de la revolución proletaria tiene sus orígenes en Marx y Engels. Más tarde, Lenin la desarrolló bajo las condiciones del imperialismo. Desde entonces cada revolución ha contribuido a la comprensión, síntesis y desarrollo de la teoría de la revolución ininterrumpida por etapas.  

El desarrollo de procesos revolucionarios en países mucho más atrasados de lo que fue Rusia en 1917 –concretamente en los países de Oriente– plantearon a la III Internacional la necesidad de insistir en que se observen las particularidades nacionales de cada país en la aplicación de las directrices y la obligación de entender de qué forma la teoría marxista-leninista encontraba su aplicación en latitudes donde no existía clase obrera o este era incipiente.


Todos partían de las tesis de Lenin y Stalin y las de la III Internacional sobre la revolución en países coloniales y dependientes. La revolución china confirmó estas tesis revolucionarias y a su vez permitió desarrollarlas aún más, estableciendo puntos de referencia significativos para otros países de poco desarrollados. Asimismo, las revoluciones albanesa, vietnamita y otras confirmaron la validez de las tesis marxista-leninistas de la revolución.  

Particular atención, obviamente, mereció la forma en que se desarrolló la primera etapa de la revolución, la revolución democrática, en aquellos nuevos países que desarrollaron movimientos revolucionarios antiimperialistas y antifeudales, y triunfaron. Partes constitutivas de esta etapa democrático-popular de la revolución son por supuesto la dictadura democrático-popular y la organización de la economía de los países de democracia popular.  

La dictadura democrático-popular era y es una derivación  directa de la “dictadura democrático-revolucionaria del proletariado y del campesinado” que Lenin enunciara, especialmente en sus “Dos Tácticas”. Esta dictadura democrático-popular, dirigida por el proletariado y basada en la alianza obrero-campesina, es una forma de la dictadura del proletariado que toma cuerpo en países atrasados en los que las condiciones históricas, económicas, sociales y políticas plantean la necesidad de permitir y estimular durante un tiempo formas no socialistas de producción, incluyendo formas capitalistas. Esto significa que la base social del frente único que dirige el proletariado en esta revolución democrática es tan amplia que puede incluir a elementos burgueses y pequeñoburgueses mientras éstos coincidan con los intereses del proletariado.

Esto se reflejará en la estructura económica, social y política del régimen de democracia popular hasta que maduren las condiciones materiales y subjetivas que permitan y exijan que la clase obrera plantee las tareas estrictamente proletarias y realice la transformación de la revolución democrática en socialista, expropiando completamente a la burguesía e iniciando su liquidación como clase, tanto en la ciudad como en el campo, para establecer plenamente la propiedad socialista de los medios de producción en sus dos formas conocidas.

En 1919, dirigiéndose a los comunistas de Oriente, Lenin les decía que ellos enfrentaban una tarea que hasta ese momento los comunistas no habían afrontado, la de adaptar la teoría general y la práctica del comunismo a las condiciones especificas en las que la mayoría de la población es campesina, luchando tanto contra el capitalismo como contra las supervivencias feudales. La experiencia de la revolución china enriqueció la teoría de la revolución y dio luces para la aplicación creadora del marxismo-leninismo en otros países. De manera especial, Stalin y la III Internacional establecieron las líneas generales de la revolución china, su programa, su carácter, sus etapas, su estrategia, sus fuerzas motrices, su fuerza dirigente, el papel del ejército revolucionario, sobre los órganos de poder, etc. Estas sirvieron de base para que el PCCh y sus dirigentes aplicaran, enriqueceran y desarrollaran esas líneas generales, nutriéndola de todo lo que la experiencia revolucionaria les ofrecía. La experiencia china permitió hacerlo con creces, permitió resolver muchos problemas planteados que esperaban solución en el crisol de la lucha revolucionaria. No es casual que al PCCh y a su líder Mao Zedong les cupiera esta tarea.  

La importancia de la revolución china y las lecciones al proletariado del mundo entero se derivaron de los hechos particulares de la situación internacional e interna de China, que se resumen en el hecho de que la revolución China es la revolución más importante después de la revolución de Octubre.

A veces se comete el error de decir que la “revolución democrático-popular”, el sistema de democracia popular y la dictadura democrático-popular son creación de Mao Zedong. Esto se hace generalmente, desde el lado maoísta, para acentuar la contribución teórica y original de Mao al marxismo-leninismo. También se comete este error al criticar la teoría maoísta de la “nueva democracia” como ajena al marxismo, criticando como maoístas también cuestiones de la revolución y de la dictadura que son propias del marxismo-leninismo. No se puede desconocer que la revolución china y Mao han contribuido más que nadie al tratamiento de este problema y han aportado tesis y lecciones al acervo del marxismo-leninismo. Lo notable hubiera sido que no lo hicieran. Sin embargo, junto a las aportaciones también existen errores sustanciales que impidieron que la transformación de la revolución democrática en revolución socialista se desarrollara con apego a la teoría y la práctica marxista-leninista de la revolución socialista, y llevara en su seno las semillas de su propio fracaso, materializado en la restauración capitalista por acción de seudocomunistas que nunca pasaron de ser demócratas burgueses.

El artículo que a continuación presentamos es una amplia nota de prensa que relata los términos en que académicos soviéticos discutían la experiencia de la democracia popular en los países de Oriente, a principios de la década de 1950. Aunque no es exhaustivo en su explicación nos revela a grandes rasgos las características que más llamaban la atención sobre el sistema de democracia popular en esos países.
Enlace al documento completo

Chus Ditas
Miembro del Soviet
Miembro del Soviet

Cantidad de envíos : 2870
Reputación : 5829
Fecha de inscripción : 24/03/2011

Re: [Crítica Marxista-Leninista] La democracia popular en los países de Oriente. Una conferencia de académicos soviéticos en 1951

Mensaje por Chus Ditas el Lun Ago 19, 2013 5:30 pm

¿Crítica Marxista-Leninista es una organización?. Ya me extraña. Es simplemente un blog en donde conviven personas de ideología similar basada en el marxismo-leninismo y que utilizan la facilidad que les da conocer otros idiomas para difundir textos olvidados o poco conocidos en castellano, desde un punto de vista de análisis marxistas-leninistas. Si se han convertido en una organización estructurada que emite comunicados y análisis propios, por favor, que lo indiquen claramente porque estoy interesada en saber sobre ella, su acción y posible ubicación. Gracias.
avatar
Araka la kana
Gran camarada
Gran camarada

Cantidad de envíos : 308
Reputación : 500
Fecha de inscripción : 08/08/2010

Re: [Crítica Marxista-Leninista] La democracia popular en los países de Oriente. Una conferencia de académicos soviéticos en 1951

Mensaje por Araka la kana el Lun Ago 19, 2013 9:24 pm

No parece que Crítica Marxista-Leninista sea, en el sentido estricto de la palabra, una organización. Pero un blog puede ser también una forma de organización, sobrepase o no las fronteras de lo virtual.

Por otro lado, parece evidente que, si bien el cometido del blog es rescatar contenidos ajenos poco conocidos y/o muy relevantes para el campo marxista-leninista internacional, el espacio posee una clara "línea editorial" desde el punto de vista ideológico y político; una línea, además, muy interesante y necesaria bajo mi punto de vista.

En todo caso, si alguien cree que es un problema que este texto lo haya colocado en este hilo, que proponga otra ubicación y yo mismo puedo encargarme de ello.

Por último, camarada, entiendo que lo mejor es que cualquier duda la plantees de forma directa al blog Crítica Marxista-Leninista.

Saludos revolucionarios.

P. D.: además del comentario sobre el mensajero... ¿qué opinión te merece el mensaje?
avatar
NG
Miembro del Soviet
Miembro del Soviet

Cantidad de envíos : 2038
Reputación : 2249
Fecha de inscripción : 25/02/2011

Re: [Crítica Marxista-Leninista] La democracia popular en los países de Oriente. Una conferencia de académicos soviéticos en 1951

Mensaje por NG el Miér Abr 23, 2014 7:54 pm

"A veces se comete el error de decir que la “revolución democrático-popular”, el sistema de democracia popular y la dictadura democrático-popular son creación de Mao Zedong. Esto se hace generalmente, desde el lado maoísta, para acentuar la contribución teórica y original de Mao al marxismo-leninismo. También se comete este error al criticar la teoría maoísta de la “nueva democracia” como ajena al marxismo, criticando como maoístas también cuestiones de la revolución y de la dictadura que son propias del marxismo-leninismo. No se puede desconocer que la revolución china y Mao han contribuido más que nadie al tratamiento de este problema y han aportado tesis y lecciones al acervo del marxismo-leninismo. Lo notable hubiera sido que no lo hicieran. Sin embargo, junto a las aportaciones también existen errores sustanciales que impidieron que la transformación de la revolución democrática en revolución socialista se desarrollara con apego a la teoría y la práctica marxista-leninista de la revolución socialista, y llevara en su seno las semillas de su propio fracaso".

¡Claro que sí, la nueva democracia no es ninguna desviación de las teorías leninistas sobre la revolución democratico-nacional! Por eso Earl Browder dedicó parrafadas para convencer al Senado estadounidense lo beneficiosa y antidogmatica que era su política:

«El Partido Comunista de China acepta la perspectiva de un desarrollo capitalista de China, no sólo ahora, sino también para un futuro indefinido». (Earl Browder,  Victory and After, 1942)

Incluso para invertir allí:

«Es un hecho demostrado que las políticas económicas propias del Kuomintang en la China de hoy en día están operando para derrotar a los intereses de Estados Unidos en un mercado chino en expansión, mientras que las políticas económicas de los comunistas en China son las más favorables y propicias para un mercado en expansión».  (Earl Browder, Teheran, Our Path in War and Pace, 1944)

Y claro que era así, según Mao Zedong, China debía expandirse a través de créditos extranjeros:

«Se necesitan grandes cantidades de capital para el desarrollo de nuestras industrias. Ellos vendrán principalmente de la riqueza acumulada por el pueblo chino, y al mismo tiempo de la asistencia extranjera. Damos la bienvenida a las inversiones extranjeras si tales son beneficiosos para la economía de China y se realizan de acuerdo con las leyes de China. Se pueden expandir rápidamente y a gran escala empresas rentables tanto para el pueblo chino como para los extranjeros, siendo la industria pesada y la modernización de la agricultura, una realidad cuando lo que hay es una firme e interna paz internacional, y cuando dichas reformas políticas y agrarias se realizan a fondo. Sobre esta base, hemos de ser capaces de absorber grandes cantidades de inversiones extranjeras. Una política regresiva y económicamente empobrecida para China no será rentable ni para el pueblo chino ni para los extranjeros». (Mao Zedong, The Fight for a New China, New Century Publishers, New York, 1945)

¿Que casualidad que se suprimieran estas frases del informe original en las obras escogidas? ¿Quizás plantear en 1945 el futuro programa "titoista" de industrialización no quedaba bien en el Libro rojo?

Y como sería de "leninista" su nueva democracia, con eso de que "ningún partido, grupo o clase ejerza la dictadura":

«¿Qué es el régimen constitucional de nueva democracia? Es la dictadura conjunta de las diversas clases revolucionarias sobre los colaboracionistas y reaccionarios. Alguien dijo una vez: «si hay comida, que la compartan todos». Me parece que esto puede servir de metáfora ilustrativa de la nueva democracia. Puesto que la comida debe ser compartida por todos, es inadmisible que un solo partido, grupo o clase ejerza la dictadura». (Mao Zedong, El régimen constitucional de nueva democracia, 1940)

Que nuestro revisionista Browder comprendió tan bien esto, que dijo que Mao Zedong tenía el mérito de formular:

«El concepto de la «nueva democracia» bajo un nuevo frente que no sólo ocupa las particularidades de la etapa y momento, sino para el momento histórico del desarrollo y transición hacia el socialismo». (Earl Browder, Chinese Lessons for American Marxists, 1949)

O sea, no sólo la colaboración con la burguesía nacional era en la etapa democrático-nacional [algo correcto], sino a la hora de intentar transitar al socialismo, y así fue:

«Nuestro método para llevar a cabo la revolución socialista es el método pacífico. En el pasado, mucha gente, tanto dentro como fuera del Partido Comunista, expresaban dudas a cerca de este método. Sin embargo, desde el verano del pasado año, debido al aumento del movimiento de cooperativización en el campo, y el recrudecimiento de la transformación socialista de las zonas urbanas en recientes meses, sus dudas por lo general se han despejado. Dadas las condiciones que prevalecen en nuestro país, es posible usar métodos pacíficos –estos son, el método de persuasión y educación– no sólo en lograr la transformación del sistema de propiedad individual en propiedad colectiva socialista, sino también en lograr la transformación del sistema capitalista al sistema socialista». (Mao Zedong, Discurso en la Conferencia Suprema de Estado, 1956)

En fin, que forma tiene ese [quién haya escrito esa aberración] de olvidarse de los textos de Stalin sobre China, y de las posteriores críticas a la desviación derechista, con razón sospechaba que Mao Zedong era el Tito asiático. y así lo confeso Mao Zedong en sus obras y entrevistas.

Con razón, que también felicitan a Vietnam y Corea del Norte, por apegarse a esas mismas tesis del tránsito pacífico al socialismo con la burguesía de la mano, en resumen: colaboración con la burguesía nacional y la no eliminación de su poderío ideológico, económico y político.

Contenido patrocinado

Re: [Crítica Marxista-Leninista] La democracia popular en los países de Oriente. Una conferencia de académicos soviéticos en 1951

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Lun Nov 20, 2017 3:09 am