La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Comparte

    Echospace
    Miembro del Soviet
    Miembro del Soviet

    Cantidad de envíos : 2495
    Reputación : 2937
    Fecha de inscripción : 10/10/2011
    Edad : 33

    La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Mensaje por Echospace el Jue Jun 13, 2013 10:34 pm

    Lo subo a la taberna porque estas payasadas sólo tienen cabida aquí:



    Sin revelar su verdadero nombre, el que fuera chef y hombre de confianza del antiguo líder de Corea del Norte, Kim Jong Il, ha destapado algunos de los secretos mejor guardados del régimen norcoreano. Entre sus funciones, este experto en sushi viajaba a Irán a por caviar, a Dinamarca a por cerveza y a Pekín a por la norteamericana Big Mac.
    Kenji Fujimoto, es el pseudónimo que el cocinero ha utilizado durante su entrevista para la revista GQ . De origen japonés, Fujimoto sirvió durante once años al líder, desde que un día de 1983 fuese invitado a meterse en uno de los tres Mercedes negros que llegaron a la escuela de cocina en Pyongtang donde impartía clases. La matrícula del primero registraba la fecha de nacimiento del líder (2-16), el segundo trasportaba a cinco mujeres tailandesas secuestradas para servir como esclavas sexuales y el tercero lo reservaban para él.
    Aquella noche preparó sushi en un yate para lo que eufemísticamente denomina "altos ejecutivos", importantes cargos y generales del régimen que aterrizaban a la mesa de Fujimoto después de una jornada de fiesta y descontrol. Entre ellos se encontraba el futuro líder Kim Jong-il, con quien Fujimoto conversó sobre cocina hasta ganarse su confianza.
    Desde esa noche, por las mañanas Fujimoto continuaba con sus clases en la escuela y por las noches se convirtió en el chef en las "sushi parties" de la corte norcoreana. Las partidas de yut nori (juego tradicional), los Mercedes negros y las mujeres atractivas se hicieron elementos normales en la vida de Fujimoto, y su relación con Kim Jong-il fue ganando peso. Juntos compartieron vinos de Burdeos y sesiones de cines con Schwarzenegger de protagonista.
    Fujimoto no conocería la procedencia de todos estos lujos hasta cinco años más tarde. El cocinero había dejado la capital norcoreana para regresar a Japón y montar su propio negocio. Entonces recibió una invitación del líder para volver como su cocinero personal, un contrato de tres años, apartamento, Mercedes negro y algo más que un buen sueldo. Para entonces las exóticas tailandesas habían sido sustituidas por guapas menores norcoreanas, entrenadas para responder a las peticiones sexulaes de Jong-il. En función del humor del líder las mujeres debían dar masajes, realizar bailes eróticos o participar en peleas de boxeo.
    El mayor miedo del Querido Líder no era otra cosa que el miedo al abandono, a quedarse solo, probablemente infundado por las grandes pérdidas de su hermano y su madre durante su infancia. Después de ampliarle el contrato a diez años y ofrecerle su propio restaurante en un exclusivo hotel de la ciudad, Fujimoto tuvo que pasar por uno de los célebres test de lealtad al Jong-il. El líder retó al cocinero en una carrera de motos acuáticas en la que el chef ganó. Fujimoto asegura que cualquier otro ciudadano norcoreano habría sido ejecutado por porner en evidencia al líder, sin embargo, él dejó claro que era diferente y podía ofrecerle la clase de opiniones independietes que a veces necesitaba. "¿Me quieres?", era la pregunta que le repetía constantemente.
    En uno de sus viajes a Japón, Fujimoto fue arrestado en el aeropuerto en 1996. Durante un año y medio le interrogaron para obtener información de Corea del Norte. Al regresar junto al líder tras esta experiencia, huir se convirtió en su objetivo. Al morir Kim Jong-il consiguió escapar y pasó a formar parte de la inteligencia japonesa, aportando información de gran importancia sobre la familia. Teniendo en cuenta que no se tienen datos exactos sobre la población norcoreana y que el secretismo del país sólo se rompe con la información procedente del satélite, figuras como la de Fujimoto son de especial utilidad. 

    Fuente: http://www.publico.es/457187/el-chef-de-kim-jong-il-viajaba-por-el-mundo-a-por-caviar-cerveza-y-big-mac

    RevoluciónSocialista
    Camarada
    Camarada

    Cantidad de envíos : 58
    Reputación : 68
    Fecha de inscripción : 04/06/2013
    Edad : 22
    Localización : Murcia

    Re: La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Mensaje por RevoluciónSocialista el Jue Jun 13, 2013 10:38 pm

    Por mucho que el capitalista se vista de rojo, capitalista se queda.

    Eso son Publico, La Sexta y todos estos medios que van de progres.

    IonaYakir
    Miembro del Soviet
    Miembro del Soviet

    Cantidad de envíos : 1868
    Reputación : 2199
    Fecha de inscripción : 14/09/2010
    Localización : Incierta

    Re: La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Mensaje por IonaYakir el Jue Jun 13, 2013 10:41 pm

    ¿Tienen algo solido que compruebe las "confesiones" del fujimoto ese? 

    Por lo demás, se trata de un cheff con bastante imaginación, lo de las tailandesas como esclavas sexuales fue muy ocurrente. Son una red de mentiras estos tipos...

    Habeas_Corpus
    Miembro del Soviet
    Miembro del Soviet

    Cantidad de envíos : 2019
    Reputación : 2066
    Fecha de inscripción : 30/11/2011
    Localización : Euskal Herria

    Re: La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Mensaje por Habeas_Corpus el Vie Jun 14, 2013 1:31 am

    Si lo mejor es que la gente se lo traga sin mirarlo xD

    Zaitzev
    Colaborador estrella
    Colaborador estrella

    Cantidad de envíos : 5502
    Reputación : 5916
    Fecha de inscripción : 16/11/2010
    Edad : 26
    Localización : En una tierra llamada "Sonora", con la novedad de que llueven novatos pendejos. ;)

    Re: La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Mensaje por Zaitzev el Vie Jun 14, 2013 2:03 am

    IonaYakir escribió:¿Tienen algo solido que compruebe las "confesiones" del fujimoto ese? 

    Por lo demás, se trata de un cheff con bastante imaginación, lo de las tailandesas como esclavas sexuales fue muy ocurrente. Son una red de mentiras estos tipos...
    Me huele que van a sacar a Myanmar como pretexto de conexión...red de corrupción, más bien, porque permiten divulgar mamadas como esa.

    Habeas_Corpus escribió:Si lo mejor es que la gente se lo traga sin mirarlo xD
    Ahí sí que cocinó algo bien. xD

    jordiskim
    Gran camarada
    Gran camarada

    Cantidad de envíos : 390
    Reputación : 404
    Fecha de inscripción : 28/08/2012
    Edad : 21

    Re: La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Mensaje por jordiskim el Vie Jun 14, 2013 11:27 am

    El diario parece que "rectifica" 

    Es la hostia que un hombre con dinero para comprar todos los barcos y putas del universo encargue a su cocinero ir al McDonalls, seguro que todos lo haríamos.

    Por el tiempo en que descubrí el bonito slogan de “la imaginación al poder”, yo ya había leído a Lovecraft y a Poe, y barruntaba que la imaginación, así en crudo, no tenía por qué ser garantía de nada bueno. De América a Asia, pasando por África y Europa, el siglo XX presenta una asombrosa galería de dictadores omnímodos a quienes se les puede tachar de cualquier cosa excepto de poco imaginativos. Al lado de las mejores ocurrencias de algunos de ellos (Idi Amin, Pol Pot, Rafael Leónidas Trujillo), palidecen cualquier fantasía literaria y cualquier tenebrosa pesadilla.
    Por ejemplo, el repelente tirano de El otoño del patriarca (una amalgama de diversos dictadores latinoamericanos) le pidió prestada a Trujillo la anécdota de declarar persona non grata al huracán que puso el país patas arriba. Pero cuando, inspirado en Duvalier, escribió sobre la furia perricida que le llevó a ordenar el exterminio de todos los chuchos de color negro (ante la creencia de que su principal enemigo se había reencarnado en uno), García Márquez no podía sospechar que unos años después Pol Pot iba a batir ampliamente aquella marca paranoica al decretar el arresto y posterior ejecución de cualquier camboyano que usara gafas.
    Las revelaciones de Kenji Fujimoto, pseudónimo del ayudante, cocinero personal, edecán y correveidile de Kim Jong il forman una novela excesiva, delirante, apoteósica, que convierten el 1984 de Orwell en un manual de autoayuda. Una piscina subterránea forrada de oro, una videoteca pornográfica con más de 20.000 títulos, un ejército de jóvenes esclavas dispuestas a satisfacer cualquier capricho del amado líder, una brigada de expertos que supervisaba grano a grano el arroz que se comía. Si una décima parte de lo que cuenta Fujimoto es verdad, Kim Jong il era, en efecto, la imaginación misma sentada en su trono. Si es todo mentira, habría que darle, como mínimo, el premio Nobel de literatura.
    En realidad, las extravagancias del líder coreano no van mucho más allá de las de algunos de sus colegas. Fujimoto cuenta que una vez su amo le envió a un Mac Donald’s de Pekín para probar el sabor de un Big Mac, pero el sha de Persia tenía un avión que todas las mañanas le traía los croasanes calentitos de su cafetería parisina favorita. En su alucinante libro sobre Reza Pahlevi, Kapuscinski relata, entre otras muchas barbaridades, que una vez compró una flota de cazabombarderos supersónicos a Estados Unidos pero, como carecía de pilotos adiestrados para manejarlos, se fueron pudriendo bajo el polvo y el sol en algún lugar del desierto iraní: una imagen que deja pequeña las mejores hipérboles de García Márquez. Antes de que se herrumbraran del todo, el sha usó los aviones de combate dispuestos en perfecta formación para hacerse fotos que luego circularon en postales y sellos.
    Al igual que Kin Jong il, Saparmuarat Niyázov, dictador de Turkmenistán tras la caída del muro, todavía está esperando al novelista capaz de echarse su leyenda a hombros. Pobló el país de enormes estatuas de oro ataviadas con su chaqueta, su jeta de bestia parda y su rutilante flequillo, decretó un día nacional del melón, clausuró todos los hospitales fuera de la capital y escribió un libro sagrado, el Ruhnama, que además de explicar absolutamente todo, los niños turcomanos debían aprender en los colegios y los funcionarios saberse de carrerilla. Para no privar al resto del cosmos de tanta sabiduría, enviaron una copia del libro en un satélite espacial.
    Con todo, tal vez el detalle más extravagante de cuantos he leído sobre sátrapas absurdos es el encaprichamiento de Gadaffi con Condoleezza Rice, de quien coleccionaba fotos y a la que se declaró varias veces por televisión, que ya hay que tener imaginación y ganas. La realidad no es que imite al arte, es que a veces se le va mucho la mano.

    Fuente: http://blogs.publico.es/davidtorres/2013/06/14/la-imaginacion-en-el-poder/

    Zaitzev
    Colaborador estrella
    Colaborador estrella

    Cantidad de envíos : 5502
    Reputación : 5916
    Fecha de inscripción : 16/11/2010
    Edad : 26
    Localización : En una tierra llamada "Sonora", con la novedad de que llueven novatos pendejos. ;)

    Re: La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Mensaje por Zaitzev el Sáb Jun 15, 2013 12:53 am

    Los que estén a favor de mi idea del servicio de repartición de metadona a esa gente, digan yo, por favor...

    Contenido patrocinado

    Re: La última payasada del diario Público: "El chef de Kim Jong-il viajaba por el mundo a por caviar, cerveza y Big Mac"

    Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 11:14 pm


      Fecha y hora actual: Miér Dic 07, 2016 11:14 pm