La criminalización de los movimientos sociales

    Comparte

    tartesico
    Gran camarada
    Gran camarada

    Cantidad de envíos : 443
    Reputación : 887
    Fecha de inscripción : 26/03/2010

    La criminalización de los movimientos sociales

    Mensaje por tartesico el Mar Feb 05, 2013 3:03 pm

    "Si no estáis prevenidos ante los medios de comunicación, os harán amar al opresor y odiar al oprimido" Malcolm X


    La lógica de la represión política y criminalización de los medios ha estado siempre presente en la historia reciente de los movimientos sociales y antifascistas, especialmente intensos en Madrid.

    Una vez instalada la farsa de la mal llamada transición política ya a partir de los 80, y asegurado el silencio y la pleitesía de los partidos pseudo-obreros vendidos (PSOE-PCE) que entraron a jugar y a legitimar la monarquía fascista juancarlista, por un lado, y la confabulación del movimiento ultraderechista, que cedió sus reivindicaciones políticas continuistas a cambio de impunidad política y represiva en las calles, por otro lado, el estado y el gobierno ven que la única esquirla, el único escollo que les queda a la hora de controlar la "paz social" es decir, el silencio de la ciudadanía era el, por entonces, todavía potente movimiento antifascista y social de las izquierdas no parlamentarias en las calles, que aun a finales de los años 80 e inicios de los 90 seguía bien presente luchando en las calles y reivindicando su ideología por lo que se hacia necesario iniciar una doble campaña para tratar de neutralizarlo a través de dos frentes: la represión político-jurídico-parapolicial (ilegalización, persecución impunidad de ataques ultraderechistas, represión ..), por un lado y la criminalización mediática de los voceros del régimen por otro lado.

    Desde principios de los años 90 se sucedían los enfrentamientos con grupos neonazis en torno al 20N, con impunidad y protección policial, y en noviembre del 2000 la policía antidisturbios reprimió salvajemente, desde ambos lados de la manifestación y de manera inesperada, a los antifascistas en la Plaza de Jacinto Benavente. Era el inicio trágico de la actual campaña de asedio por parte del gobierno, y de forma continuada durante mas de 10 años contra todo tipo de disidencia y oposición de izquierdas en las calles para tratar de aplacar todo tipo de contestación social y tratar de asentar el dominio burgués que ya se había logrado en el parlamento títere durante los años 80 y 90. La calle era lo único que les quedaba.

    Especialmente intensa en esa tarea de represión fue la labor de la mano ejecutora del gobierno en Madrid, la delegación del gobierno, durante los gobiernos del bipartidismo caciquil PP-PSOE. En esta tarea se han destacado especialmente los mandatos represivos de Francisco Javier Ansuátegui (PP, 2000-2004), Soledad Mestre (PSOE, 2006-2009), Amparo Valcarce (PSOE, 2009-2011), y la actual Cristina Cifuentes (PP, 2012).

    No obstante, y aunque la labor de zapa y persecución paranoica de los movimientos sociales sin distinción ha sido una constante del gobierno, no siempre el chivo expiatorio ha sido el mismo, si no que ha ido variando en función de las necesidades o intereses del momento. De esta forma, podríamos distinguir dos grandes campañas de criminalización del movimiento social de izquierdas: por un lado los ataques contra el movimiento antifascista vinculado o relacionado con la Coordinadora Antifascista de Madrid (2000-2011) y por otro lado la criminalización de grupos activistas contestatarios y con gran visibilidad social, como el grupo Bukaneros, del Rayo Vallecano (2012-2013).

    -En la primera época, la C.A.M. y en general el movimiento antifascista en Madrid fue el blanco de los ataques de la delegación del gobierno pepero-socialista, por su militancia constante en las calles, y especialmente intensa durante el asesinato del antifascista Carlos Palomino en 2007. En estos 11 años los ataques han venido por todos los frentes y han tratado de liquidar la visibilidad y prestigio social del antifascismo en Madrid y asegurarse la neutralización de este basto movimiento social. Esta serie de recortes y artículos son un fiel reflejo de ello;

    http://madrid.antifa.es/documentos/articulo/represion-politica-y-criminalizacion-mediatica

    http://madrid.antifa.es/documentos/articulo/represion-politica-y-criminalizacion-mediatica/pagina-2

    http://madrid.antifa.es/documentos/articulo/represion-politica-y-criminalizacion-mediatica/pagina-3

    http://madrid.antifa.es/audiovisual/video/alarma-social-como-se-crea-periodistas-de-telecinco-pillados-por-sorpresa-con-camara-oculta

    -En la segunda época, después del asesinato de Carlos Palomino y de la enorme movilización social antifascista posteriormente, el movimiento antifascista, aun presente en las calles fue dejado de lado por parte de la delegación del gobierno a favor de otros objetivos mas vistosos en ese momento, aunque obviamente ningún frente de represión y criminalización es jamas abandonado por parte del gobierno que sigue creyéndose en la necesidad de combatir por todos los medios la protesta social en las calle.

    Desde el 2012 y hasta la actualidad, y aprovechando el clima social activo generado por las huelgas obreras del 2012, los descontentos que llevaron al surgimiento del 15M y el destape de los numerosos casos de corrupción del bipartidismo PP-PSOE, la delegación del gobierno empieza a fijarse en aquellos grupos sociales en ese momento aun visibles y con fuerte presencia social, especialmente en determinados barrios de fuerte influencia y tradición obrera, como Vallecas. En este momento, el grupo Bukaneros, seguidores antifascistas del Rayo Vallecano han cobrado notoriedad.

    Sus campañas criticas, carteles, banderas, y manifestaciones en las cuales se denuncia clara y nitidamente los abusos y atropellos del gobierno, especialmente el actual del PP, son motivo suficiente para que el brazo ejecutor del gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, los coloque como el chivo expiatorio, el mal mayor, la causa final y la "mano negra" detrás de todos los disturbios y malestares sociales que se vienen produciendo en Madrid en estos últimos meses de gobierno derechista, especialmente tras la ultima huelga general y el caso "Alfon".

    En esta tarea de criminalización, nuevamente se reproduce el mismo método de persecución política, represión jurídico-policial y criminalización mediática de los voceros del sistema que se dio durante 11 años contra el movimiento antifascista, y que se reflejan claramente en esos editoriales y artículos que señalan claramente al nuevo enemigo a la moda del gobierno derechista en nuestra ciudad:

    http://www.larazon.es/detalle_hemeroteca/noticias/LA_RAZON_492085/historico/5847-los-violentos-del-25-s-bukaneros-y-comuneros

    http://www.abc.es/local-madrid/20130111/abci-policia-atribuye-alfon-metodos-201301102205.html

    http://www.abc.es/local-madrid/20130201/abci-video-guarida-bukaneros-201301302156.html

    El objetivo de todas estas campañas surgidas en estos 13 años de persecución y criminalización gubernamental es muy claro: desviar la atención de los verdaderos problemas políticos del país y criminalizar y buscar culpables ajenos de las responsabilidades propias. Este sistema, sin embargo, no es nada nuevo y se enmarca en la naturaleza política de nuestro país.

    El estado español, como todo régimen fascista como el nuestro, ha usado esta estrategia a lo largo de la historia. Este tipo de estratagemas ya los usó anteriormente el régimen nazi alemán el cual consideraba que todos los males de la patria recaían en la alianza judeo-comunista, chivo expiatorio de los problemas del país.



    Mas cerca de "casa", este sistema fue usado también durante el régimen fascista de Franco, el cual creía ver en la "conspiración masónico-izquierdista" el motivo de todos los males del país.



    Y como vemos ahora, el turno en la etapa fascista actual del bipartidismo oligopólico en el que vivimos, le toca a los movimientos sociales alternativos activos en las calles que no se han dejado domar por la parafernalia del régimen Los verdaderos problemas del país (6 millones de parados, desahucios, suicidios, descrédito institucional, constantes casos de corrupción precariedad laboral, recesión económica...) como vemos, se maquillan y ocultan y, en su lugar, se trata de ofrecer "cebos" al pueblo para que considere la acción supuestamente "desestabilizadora" de estos movimientos sociales criminalizados como la causa de la crisis actual en la que vivimos y así tratar, una vez mas, de evadir su responsabilidad y hacer "mutis por el foro".

    Táctica que les ha salido de perlas hasta ahora, pero que ya va siendo hora de destapar. Los políticos, reyes, banqueros, empresarios, cuerpos represivos, voceros mediáticos ..ellos SON REALMENTE el origen y la causa de nuestros problemas únicamente y solo cuando nos los quitemos de encima de un solo golpe directo en la cabeza, podremos eliminar todos los problemas que nos atenazan.

    ¡¡Sepamos distinguir al verdadero enemigo!!!

    http://nnbes.blogspot.co.uk/2013/02/la-criminalizacion-de-los-movimientos.html

      Fecha y hora actual: Dom Dic 11, 2016 12:49 pm