"El marxismo y la mujer - ¡Viva el movimiento femenino popular!" - texto de marzo de 2005 del Movimiento Popular Perú (contiene vídeo)

    Comparte

    pedrocasca
    Colaborador estrella
    Colaborador estrella

    Cantidad de envíos : 9592
    Reputación : 18575
    Fecha de inscripción : 31/05/2010

    "El marxismo y la mujer - ¡Viva el movimiento femenino popular!" - texto de marzo de 2005 del Movimiento Popular Perú (contiene vídeo)

    Mensaje por pedrocasca el Sáb Ene 05, 2013 6:13 pm

    El marxismo y la mujer

    texto de marzo de 2005 del Movimiento Popular Perú

    NOTA: en el blog Odio de Clase ha sido publicado un resumen de este texto en enero de 2013, acompañado de un vídeo de presas políticas peruanas del Movimiento femenino Popular Perú que puede verse en: (duración: poco más de 5 minutos - año 2012)

    http://www.youtube.com/watch?v=ETRYpaYfaWE&feature=player_embedded

    ¡VIVA EL MOVIMIENTO FEMENINO POPULAR!

    El marxismo-leninismo-maoísmo es la única ideología que está por la verdadera emancipación de la mujer la cuál forma parte y sólo se alcanza con la liberación del proletariado. El marxismo dice que la persona, el hombre como la mujer, es una realidad concreta que históricamente se ha generado por la sociedad. Es decir una unidad de relaciones sociales que históricamente se han formado y es por eso dependiente de los cambios que se hace en la sociedad en su proceso de desarrollo. En otras palabras somos un producto social y cuya transformación exige una transformación en la sociedad.

    "Cualquiera que conozca algo de historia sabe que los grandes cambios sociales son imposibles sin el fermento femenino. El progreso social puede medirse exactamente por la posición social del sexo débil." - Marx

    "La experiencia de todos los movimientos liberadores confirma que el éxito de la revolución depende del grado en que participen las mujeres" - Lenin

    "La verdadera igualdad entre el hombre y la mujer sólo puede alcanzarse en el proceso de la transformación socialista de la sociedad en su conjunto." - Presidente Mao

    "Las mujeres que son la mitad del mundo y desarrollar el movimiento femenino por la emancipación de la mujer, tarea que es obra de las mujeres mismas pero bajo la dirección del Partido; ..." - Presidente Gonzalo

    Entender el problema femenino es muy importante para la revolución, nuestros clásicos lo establecieron de una y mil formas, porque si no se lo enfoca partiendo de nuestra ideología no se va a poder unir a todo el proletariado en su conjunto y esto es lo que la reacción, el imperialismo y el revisionismo quieren: una división, una escisión en nuestras filas. Nosotros estamos en contra de toda explotación y miseria en todo el planeta por eso tenemos que luchar encarnizadamente para llegar al mundo de la eterna armonía, el Comunismo. Y para ello se requiere de un Partido Comunista, marxista-leninista-maoísta, militarizado, para asegurar la dirección y llegar a la meta final.

    Según la historia, el problema de la mujer está relacionado con la propiedad privada, la familia y el Estado, por ejemplo: antes era sólo el hijo quien podía heredar las pertenencias y propiedades de la familia mientras la hija no recibía nada. Vemos cómo la condición de la mujer se basa en las relaciones de propiedad y cómo las relaciones de propiedad se relacionan con los medios de producción. En otras palabras, la opresión de la mujer tiene su raíz en la formación y desarrollo del derecho de propiedad sobre los medios de producción y su emancipación está ligada a la destrucción de tal derecho. La tesis marxista está en contra de la tesis reaccionaria de que la opresión de la mujer aparece con la división del trabajo según el sexo, que la pone a la mujer en la casa y al cuidado de los niños. Esta tesis reaccionaria sólo busca esconder la verdadera raíz del problema que es la propiedad privada de los medios de producción. Y que lo que realmente debería verse es la propiedad social de los medios de produción.

    En la comunidad primitiva, el hombre y la mujer desenvolvían sus vidas en una espontánea igualdad y distribución dentro del grupo social, pero cuando se dio el aumento de la riqueza la posición del hombre se resalta y se sustituye el derecho materno por el paterno Así, en el esclavismo, la condición de la mujer fue de inferioridad ante la del hombre y hasta es menospreciada y es sometida a tutoría por la cual siempre es un hombre de la familia él que decide sobre ella. En el feudalismo, la mujer seguía siendo dependiente de su padre o de su marido, como un objeto de propiedad, además de que aquí la iglesia influye también en su opresión para la cual la mujer era un ser inferior que debería ser sierva de su marido. Y con el surgimiento del capitalismo, la mujer posee derechos sobre los bienes familiares, pero el capitalismo sólo puede dar a la mujer una igualdad jurídica formal, pero de ninguna forma le puede dar una emancipación y, aún más, con el desarrollo del capitalismo a su fase imperialista vemos como se reaccionariza más el problema de la mujer y se remacha aún más su opresión social, económica, política e ideológica. Al mismo tiempo el capitalismo crea la clase que lo va a destruir, el proletariado, y la mujer al incorporarse al trabajo, al proceso productivo, al participar en la producción tiene la posibilidad de entrar directamente en la lucha de clases, entendiendo la necesidad de destruir este caduco sistema que sólo trae hambre, miseria y explotación a las masas, al pueblo. En otras palabras el capitalismo sienta bases para la futura emancipación de la mujer como parte de la liberación del proletariado. Y que para conseguir la emancipación de la mujer se tiene que destruir la raíz de la opresión femenina que es la propiedad privada.

    A lo largo de la historia se puede ver en concreto cómo los avances y retrocesos en el problema de la mujer que se obtienen son dependientes de los avances y retrocesos del desarrollo de la sociedad, el lugar que tiene la mujer en la sociedad muestra el grado de avance de la sociedad, de cómo su condición va mano a mano con el desarrollo mismo de la sociedad.

    El Movimiento Femenino y el feminismo

    Todo movimiento tiene una posición de clase y nosotros como revolucionarios estamos por el movimiento femenino proletario, que tiene la posición de la clase obrera y no de la burguesía la cual no mira el problema de la mujer de una forma científica, una posición materialista y dialéctica sino de una forma idealista, reaccionaria. Entonces lo importante aquí es que al tomar el movimiento femenino se tiene que tomar tres cuestiones; el feminismo, la politización de la mujer y su organización:

    El Feminismo:

    "El feminismo no aparece ni artificial ni arbitrariamente entre nosotros sino que respondió a la incorporación de las mujeres al trabajo manual e intelectual." - José Carlos Mariátegui (fundador del Partido Comunista del Perú)

    Y es así que la mujer va tomando más conciencia política pero no todas las mujeres se reúnen bajo un solo movimiento, porque no todas tienen el mismo carácter de clase a la cual defienden, por eso hay feminismo burgués, el feminismo pequeño burgués y el feminismo proletario los cuales responden de igual manera a sus reivindicaciones mirando sus intereses de clase. Mariátegui nos dijo: "Las mujeres como los hombres son reaccionarias, centristas o revolucionarias, no pueden por consiguiente combatir juntas la misma batalla, en el actual panorama humano, la clase diferencia más a los individuos que el sexo." El feminismo burgués y pequeño-burgués luchan y defienden a la clase que representan. Y busca seguir manteniendo este sistema caduco que sólo da más miseria y explotación al pueblo. Ese feminismo burgués y pequeño-burgués levanta las traposas banderas de la "liberación femenina", como expresión de la caduca, podrida y decadente ideología imperialista.

    Las posiciones revisionistas dentro del movimiento comunista internacional y dentro del Movimiento Revolucionario Internacionalista (MRI), como parte de éste, se ponen a la cola del feminismo burgués tratando de desviar el movimiento a luchar por la libertad de "orientación sexual" y de "las relaciones íntimas", oponiendo así el individuo a la clase. El feminismo proletario que en esencia es revolucionario está por la destrucción de este sistema. Entonces entendiendo que el movimiento femenino tiene que tener carácter de clase proletaria, rechazamos y condenamos a los que plantean formar diversos grupos u organizaciones feministas que nieguen o que no tengan un claro y justo carácter de clase, de la clase del proletariado, porque de lo contrario significaría que no esté del lado del pueblo, del lado de la revolución sino solo serviría al enemigo, a las clases explotadoras, y además sería un elemento de divisionismo y de freno de la lucha popular.

    La politización de la mujer es importante porque sin ella no se da su movilización ni su organización, no va a poder luchar junto con el proletariado por su emancipación. Por eso es clave su politización dándoles formación ideológica, y que rechacen la concepción burguesa acerca de la mujer que se les inculca desde su niñez como sexo débil, para que después prepararlas para que luchen en todas las formas, en la lucha reivindicativa que es parte de la lucha por el Poder. La mujer tiene que participar al igual que el hombre en forma decida y combatiente en la lucha de clases bajo la dirección del proletariado, solo así conseguirá su emancipación.

    La organización de la mujer es importante para de esa forma luchar contra sus enemigos de clase y poder vencer, es por ello que para garantizar la victoria tiene que organizarse en todos los frentes bajo completa dirección del Partido Comunista. Y las mejores hijas del pueblo entran a las filas del Partido en todos los niveles formando parte de la vanguardia del proletariado.

    Así a lo largo de la historia de la lucha de clases del proletariado internacional han surgido mujeres combatientes grandes luchadoras que dedicaron su vida a la revolución siendo grandes ejemplos para el pueblo, la clase y las futuras militantes, combatientes por venir, entre otras tenemos a Luisa Michel, N Krupskaya, Rosa Luxemburgo, Liu Ju-lan, Chiang Ching, camarada Norah.

    Acerca de la mujer en la revolución del Perú

    El Partido Comunista del Perú se guía por el marxismo-leninismo-maoísmo, pensamiento gonzalo, principalmente pensamiento gonzalo. De allí que tiene la posición científica acerca de la situación de la mujer. Teniendo presente las condiciones concretas de nuestro país como país atrasado y oprimido, la sociedad peruana tiene un carácter semifeudal y semicolonial, y sobre ella se desarrolla el capitalismo burocrático, donde el imperialismo principalmente yanqui esquilma aún más al pueblo peruano, por eso desarrollamos en primer lugar una revolución democrática en todo el país. Donde la mujer participa decidida y combatientemente en todos los niveles del Partido, en los tres instrumentos de la revolución: Partido, Ejército y Frente. Y la forma concreta de cómo se organízan es el Movimiento Femenino Popular, el cual es un organismo generado por el Partido. Esto quiere decir entre otras palabras que es un organismo de masas del Partido y se guía por el marxismo-leninismo-maoísmo, pensamiento gonzalo, principalmente pensamiento gonzalo; de igual forma se rige por el centralismo democrático y sirve a desarrollar la guerra popular.

    El Partido Comunista del Perú deja establecido en su programa de la revolución democrática, que se viene llevando adelante, en el punto 11: "Real igualdad para la mujer, un futuro mejor para la juventud y protección para la madre y la niñez; respeto y apoyo para la ancianidad."

    La mujer peruana ha demostrado a lo largo de la historia que tiene coraje y belicosidad para luchar por los derechos del pueblo y han vertido heroicamente su preciosa sangre por la causa. En el nuevo Poder, en los Comités Populares, vive la mujer en real igualdad con el hombre en todos los planos, ante los juicios populares, en el matrimonio, en el trabajo laboral. Donde se lucha constantemente contra las viejas ideas que propagan la fuerza débil de la mujer, de ver a la mujer como un objeto sexual y no como un ente pensante y operante. Por eso todo maltrato, daños, violaciones se castiga fuertemente en los juicios populares. Es por eso que la revolución del Perú tiene un alto número de mujeres participantes en la guerra popular, porque en el viejo Estado la mujer al igual que el hombre sufre la explotación del imperialismo, el capitalismo burocrático y el semifeudalismo, pero además la mujer sufre todos los lastres, los prejuicios, supersticiones, ideas trasnochadas, que provienen de esos caducos sistemas, aparte que la iglesia está metida en esta opresión propagando que la mujer sea servil y obedezca a su esposo así como el hombre lo hace ante dios. Por eso la mujer está aún más dispuesta a luchar por la transformación de esta sociedad caduca. Dado que en el viejo Estado no tiene, ni siquiera ante la ley, igualdad de derechos, ni en el matrimonio, en el divorcio, ni sustento judicial para que el padre tome responsabilidad económica por los hijos. En el trabajo laboral aún teniendo la misma competencia profesional gana mucho menos que el hombre. Las proletarias y las obreras sufren estos lastres de la vieja sociedad y desde niñas se les inculca el servilismo al hombre y son objeto de humillaciones. Además son obligadas a esterilizarse y miles de mujeres peruanas han sido esterilizadas sin dar su consentimiento, y todo esto hace el gobierno para "luchar contra la pobreza". Las madres no tienen apoyo económico. Y así son innumerables los ejemplos de cómo la mujer en el viejo Estado está totalmente oprimida.

    En la revolución peruana también tenemos ejemplos de compañeras que han entregado su vida por el Partido y la revolución. La más grande heroína de la revolución peruana, que fue miembro de la dirección más alta del Partido y recibió la más alta distinción, fue la camarada Norah.

    Y hoy en día tenemos compañeras, dirigentes que luchan junto con sus hermanos de clase por la conquista del Poder en todo el país bajo dirección del Partido Comunista del Perú.

    ¡Luchar por la emancipación de la mujer bajo la dirección del Partido Comunista del Perú!
    ¡Viva el Presidente Gonzalo!
    ¡Viva el marxismo-leninismo-maoísmo, pensamiento gonzalo!
    ¡Viva el Partido Comunista del Perú!
    ¡Viva la guerra popular!
    ¡Abajo el imperialismo, el revisionismo y la reacción!


      Fecha y hora actual: Lun Dic 05, 2016 3:31 am