COMITE PROLETARIO INTERNACIONSLISTA

    Comparte

    triangulodelagua
    Novato/a rojo/a
    Novato/a rojo/a

    Cantidad de envíos : 8
    Reputación : 14
    Fecha de inscripción : 12/12/2011

    COMITE PROLETARIO INTERNACIONSLISTA

    Mensaje por triangulodelagua el Miér Ene 18, 2012 9:55 pm

    CARTA ABIERTA DEL CPI (Comité Proletario Internacionalista) AL PCI-M (Partido Comunista de la India-Maoísta)

    Desde el Estado Español, el CPI manda un saludo fraternal al PCI-Maoista y a la revolución India en curso. La constitución del CPI en el Estado Español, nace de la iniciativa proletaria e internacionalista, consistente en prestar apoyo internacional a la revolución que hoy día se lleva a cabo en la India, en particular, y en ocuparse, en general, de la solidaridad internacional desde el Estado Español para con los revolucionarios del mundo. Para el CPI, los acontecimientos y la lucha desarrollada en la India por el PCI-Maoista, actualmente constituyen una de las puntas de lanza de la RPM. La revolución India, que se forja en medio de una Guerra Popular, va superando todas las dificultades que le va imponiendo el estado indio y los imperialistas, avanzando victoriosamente. Tras la traición del PCUN-Maoista, el Movimiento Comunista Internacional, esta muy atento al desarrollo de los acontecimientos en la India, ya que en la practica es de suma importancia el hecho de su determinación a llevar la Guerra Popular en la India hacia su objetivo revolucionario, y tomar el poder para destruir el viejo estado. Para el MCI, el triunfo de la Guerra Popular en la India supondría mucho mas, que una revolución circunscrita sobre un estado, supondría el triunfo de la línea revolucionaria ante las tesis revisionistas y conciliadoras auspiciadas por ejemplo por el PCUN-Maoista o el PCR-USA en el marco mundial. Los hechos que se dan hoy día en la India, representan en lo que concierne a la política comunista internacional, el hecho practico sobre el que se sustentan los revolucionarios contrarios al revisionismo. La Guerra Popular con vistas a la conquista del viejo estado burgués y a la creación del nuevo estado obrero, es incompatible con las ilusiones de “socialismo parlamentario bajo el estado burgués”, que promulgan los conciliadores de clase. Hoy día, la revolución en la India, mantiene una gran expectación ante los ojos de los comunistas, por un lado, y por otro, a los ojos de proletarios y campesinos sin tierra o pobres del mundo; porque la Guerra Popular en la India hace temblar a reaccionarios y revisionistas en todo el mundo. La Guerra Popular en la India, es el foco, de otras nuevas guerras populares en el mundo. El CPI por su parte, hará lo que este en sus manos, para ayudar desde el marco de la solidaridad internacionalista, al triunfo final de la revolución en la India. Mostramos nuestro apoyo a la revolución India, como gran gesta de los obreros, campesinos y demás oprimidos del país, en su lucha contra el imperialismo. También mostramos nuestro apoyo al PCI-M, como partido dirigente de esta revolución, que con gran determinación, se mantiene firme ante los intentos del enemigo de acabar con ellos. También aprovechamos esta carta, para mostrar un profundo respeto por el camarada Kishenji y condenar con todo nuestro odio la violencia al servicio del capital de sus asesinos. Queremos mostrar nuestra más enérgica repulsa ante lo acontecido. Solo nos queda desear los mayores éxitos para los camaradas indios. Un saludo revolucionario. ¡VIVA LA GUERRA POPULAR EN LA INDIA! ¡HONOR Y GLORIA A LOS COMBATIENTES REVOLUCIONARIOS INDIOS! ¡HONOR Y GLORIA AL CAMARADA KISHENJI! ¡VIVA LA REVOLUCION INDIA, QUE SE DESARROLLA COMO PARTE DE LA REVOLUCION PROLETARIA MUNDIAL! ¡SALVO EL PODER TODO ES ILUSION! ¡VIVA EL COMUNISMO, ABAJO EL REVISIONISMO! ¡VIVA EL INTERNACIONALISMO PROLETARIO! DICIEMBRE DE 2011. CPI

    triangulodelagua
    Novato/a rojo/a
    Novato/a rojo/a

    Cantidad de envíos : 8
    Reputación : 14
    Fecha de inscripción : 12/12/2011

    Re: COMITE PROLETARIO INTERNACIONSLISTA

    Mensaje por triangulodelagua el Miér Ene 18, 2012 9:57 pm

    LA SANGRIENTA REPRESIÓN NO VA A PARAR LA GUERRA POPULAR Y LA REVOLUCIÓN EN LA INDIA
    LA SANGRIENTA REPRESIÓN NO VA A PARAR LA GUERRA POPULAR Y LA REVOLUCIÓN EN LA INDIA

    Las fuerzas reaccionarias hindúes (la burguesía burocrática y no burocrática, los terratenientes y su Estado, con sus ejércitos, mercenarios, bandas blancas, agencias de "cooperación" que pasan información al Estado en torno al proceso revolucionario…) están respondiendo al avance de la Guerra Popular dirigida por el Partido Comunista de la India (Maoísta) (PCI-Maoísta) y a la organización de las masas oprimidas con una sangrienta y despiadada guerra contrarrevolucionaria caracterizada por la represión generalizada de los sectores populares organizados y el asesinato selectivo de los dirigentes políticos que encabezan dicho proceso revolucionario.

    Como parte de esta guerra contrarrevolucionaria las fuerzas policiales y paramilitares han asesinado a un dirigente y miembro del Politburó del PCI (Maoísta), Mallojula Koteshwar Rao alias Kishenji, en un falso encuentro el 25 de noviembre en los bosques de Burishol en Jangalmahal, Bengala. Dichas fuerzas policiales y paramilitares están asesoradas y dirigidas desde la sombra por las agencias de inteligencia del imperialismo (CIA, Mossad,etc.).

    La reacción y los medios de comunicación de la burguesía, como siempre, han desinformado sobre dicho asesinato presentándolo como fruto de un enfrentamiento armado. Sin embargo todos los indicios apuntan a que fue detenido, fuertemente torturado y finalmente asesinado a sangre fría. Su cuerpo presenta numerosas marcas de tortura y heridas. Según el poeta revolucionario Varavara Rao fue detenido durante 24 horas durante las cuales le torturaron salvajemente.

    La forma en que fue asesinado Kishenji tiene muchas similitudes con el asesinato en 2010 de el portavoz maoísta Cherukuri Rajkumar, alias Azad. También se da la siniestra circunstancia que antes de ambas muertes el estado indio había realizado propuestas de "conversaciones de paz" con los maoístas y que en ambos casos los interlocutores del PCI (Maoísta) han sido salvajemente asesinados. La selectiva eliminación de los dirigentes de los movimientos revolucionarios es una lección bien aprendida por las clases gobernantes indias de sus amos imperialistas, especialmente de los Estados Unidos.

    Con dichos asesinatos demuestran cuales eran las verdaderas intenciones detrás de estas propuestas de «conversaciones de paz» que no eran más que trampas para poder eliminar a los dirigentes del movimiento revolucionario y derrotar la Guerra Popular. Está demostrado que estas propuestas de «conversaciones de paz» buscan o bien la rendición o bien el aniquilamiento de la insurgencia. En el caso de Nepal consiguieron la rendición y reinserción de la insurgencia.

    Hoy cuando muchos izquierdistas, oportunistas y revisionistas defienden y apoyan la conveniencia de las «conversaciones de paz» estos hechos ponen a las claras a donde llevan las mismas. Estos cantos de sirena en torno a la paz son en el fondo odas a la paz de los cementerios en ésta época de guerras y revoluciones.

    Un revolucionario nunca es enterrado, siempre perdurara en el recuerdo por su compromiso inquebrantable con los más oprimidos y explotados, y su ejemplo sera seguido por muchos más en todo el mundo. Hoy los camaradas de la India han recibido un duro golpe con el asesinato del camarada Kishenji pero la Guerra Popular persistirá y la represión lejos de ahogarla la extenderá.

    ¡Condenamos energicamente este vil asesinato de la reacción hindú!

    ¡Llamamos a redoblar el Apoyo a la Guerra Popular en la India!

    ¡Apoyar la Guerra Popular en la India va indesligablemente unido a la lucha a muerte contra el revisionismo, el oportunismo y el centrismo!

    ¡Nuestra más profunda solidaridad con el PCI (Maoísta) y con el pueblo oprimido de la India!

    ¡Viva la Guerra Popular en la India!

    Comité Proletario Internacionalista.

    triangulodelagua
    Novato/a rojo/a
    Novato/a rojo/a

    Cantidad de envíos : 8
    Reputación : 14
    Fecha de inscripción : 12/12/2011

    Re: COMITE PROLETARIO INTERNACIONSLISTA

    Mensaje por triangulodelagua el Miér Ene 18, 2012 9:59 pm

    Respuesta a la crítica pública del PCm de Italia al C.P.I.
    Respuesta a la crítica pública del PCm de Italia al C.P.I.
    El Comité Proletario Internacionalista (C.P.I) ante la crítica pública realizada el 26 de septiembre del presente año por el Partido Comunista maoísta de Italia ( PCm de Italia) declara lo siguiente:
    Frente a la acusación de que mostramos nuestras propias posiciones como las posiciones del Partido Comunista de la India-Maoísta (PCI-Maoísta) declaramos que nuestro Comité concibe el apoyo a la Guerra Popular en la India y el Internacionalismo Proletario estrechamente unidos a la denuncia de la conciliación y vacilación ante el Revisionismo. Y en este sentido no podemos dejar de unir el apoyo a la Guerra Popular en la India a la denuncia de la traición de la Revolución en Nepal, al contrario que ustedes que se muestran vacilantes ante el revisionismo de Nepal cuando no concilian abiertamente con él.
    El C.P.I denuncia que el apoyo que ustedes están levantando al proceso revolucionario en la India si que es ecléctico pues vacila y omite la denuncia de la traición en Nepal. Y en este sentido es evidente que tanto la India como Nepal son procesos estrechamente relacionados. Y ustedes al omitir la denuncia de la traición en Nepal lo que están es vacilando y dando aire al revisionismo.
    Es una vil calumnia acusarnos de exaltar la revolución india para olvidarnos de las tareas revolucionarias en los propios países pues nuestro Comité tiene claro que el mejor apoyo al proceso revolucionario indio pasa por el desarrollo de los procesos revolucionarios en los propios países y en este caso en el Estado Español.
    El PCm Italia no duda en arrojar por la borda leyes históricas con tal de atacar al recién creado CPI. Uno de los más claros ejemplos es considerar subjetivismo el hecho que la victoria del PCI-Maoísta en la India crearía una base más sólida para el trabajo de la vanguardia internacional para iniciar la revolución en cada país. ¿Quién puede poner en duda, salvo los necios, que el triunfo de una revolución pone en una situación favorable el trabajo de los revolucionarios en otros países? La experiencia la Revolución Rusa facilitó el deslinde con los revisionistas que anidaban en los partidos de la II Internacional y la formación de Partidos Comunistas que bregaran por la toma del poder ¿No fue este hecho una base más sólida para la vanguardia internacional y la lucha por la RPM? A los italianos les parece que el hecho objetivo que suponen las mejores condiciones que se abren para la vanguardia tras del éxito revolucionario en un país es subjetivismo y nos achaca, por defenderlo, una posición de expectativa. No señores, la posición de expectativa será la de ustedes que siguen esperando a que la supuesta línea roja derrote a la negra en el PCUN(m) sin hacer nada en ningún momento, ni advirtiendo el peligro durante la GP ni criticando su posterior liquidación, todo lo contrario, intentan dar balones de oxígeno a un cadáver putrefacto en vez de enterrarlo, que es lo que se hace con los cadáveres para evitar contagios. Nosotros, por nuestra parte estamos convencidos de la gran avance que supondría para el trabajo de los revolucionarios del mundo la toma del poder por el PCI-Maoísta, pero no esperamos sentados que esto ocurra, el CPI cree que el mejor apoyo es conocer la experiencia revolucionaria y ayudar a que esta avance alertando del riesgo real que suponen el revisionismo y las concesiones a las clases reaccionarias. Esta es, en nuestra opinión, la verdadera actitud internacionalista es la que combina solidaridad y vigilancia.
    El CPI acaba de nacer y ustedes en vez de esperar sus actividades y desarrollo de buenas a primeras se lanzan a intentar torpedearlo y destruirlo y todo por dos motivos:
    Que dicho Comité denuncia inequívocamente la traición de Nepal y la conciliación con dicha traición
    Que el grupo próximo a ustedes en el Estado Español no forma parte del mismo.
    Estas dos razones son los verdaderos motivos de su crítica nada constructiva al CPI.

    Otro ejemplo de cómo el PCm Italia no duda en renegar del marxismo a cambio de obtener un argumento para atacar al CPI viene a costa de la licitud o no de las negociaciones. Marx ya afirmó que una revolución es uno de los actos más violentos que existen, porque es la expulsión violenta del poder de una clase por otra. En una revolución las concesiones, acuerdos y compromisos no tienen lugar ¿A qué acuerdo se pretende llegar con alguien a quien pretendes derrotar? En una revolución lo que se busca es destruir a las clase reaccionaria, no llegar a ningún acuerdo con esta. Pero en la ceguera de su ataque a estos señores no les importa renegar del abc del marxismo y reprocharnos a nosotros infantilismo.

    Sobre la denuncia que hacemos de los acuerdos y negociaciones de paz es evidente que a ustedes les ha molestado mucho pues ustedes apoyaron el llamado «Acuerdo de Paz Global» en Nepal en 2006, acuerdo que representaba una clara y vil traición a la revolución y al pueblo de Nepal.

    En la actualidad no ser conscientes que las negociaciones y acuerdos de paz son utilizados por el Imperialismo para acabar con los procesos revolucionarios si que es oportunismo. Ustedes obvian el papel que cumplen en el momento actual las negociaciones de paz y ello les lleva a actuaciones tan oportunistas como apoyar las acuerdos de paz en Nepal.

    Nos acusan de extremismo infantil precisamente ustedes que apoyaron la vil traición firmada por el PCN (M) de Nepal en 2006 y precisamente ustedes que vacilan y muestran ambiguedad hacia estas cuestiones.

    Por otra parte no es justo acusarnos de defender una imagen puramente militarista de la Guerra Popular en la India, pues para el CPI la guerra popular se basa en la movilización y participación de las masas populares y bajo la dirección del Partido Comunista.

    En fin para concluir el CPI considera que la crítica destructiva que nos han lanzado tiene como causa principal el que dicho Comité haya denunciado la conciliación y vacilación ante la traición perpretada en Nepal.

    Comité Proletario Internacionalista.

    triangulodelagua
    Novato/a rojo/a
    Novato/a rojo/a

    Cantidad de envíos : 8
    Reputación : 14
    Fecha de inscripción : 12/12/2011

    Re: COMITE PROLETARIO INTERNACIONSLISTA

    Mensaje por triangulodelagua el Miér Ene 18, 2012 10:01 pm

    POR UNA VERDADERA REVOLUCION
    Comité Proletario Internacionalista (C.P.I)
    http://revolucionnaxalita.blogspot.com/

    En los últimos tiempos un gran movimiento de masas se ha activado en el Estado español. Importantes sectores de la población, espoleados por cómo está el capital reestructurándose con la crisis, han despertado, tras un prolongado letargo, a la vida política. Naturalmente, una de las características de este heterogéneo movimiento es la falta de un referente claro respecto a qué contraponer al sistema capitalista vigente.

    Como no podía ser de otra manera, espontáneamente el movimiento, huérfano de bagaje y experiencia política y rehuyendo cualquier adscripción a alguna corriente revolucionaria histórica, dejado a su solo impulso, no ha conseguido articular una alternativa sólida que oponer al capitalismo. El movimiento, en general, no ha hecho otra cosa, con todos los méritos y defectos que le son propios, que navegar a la contra, a la defensiva de los ataques, difamaciones y medidas impulsadas por el enemigo, es decir, la burguesía articulada a través de su Estado. Precisamente, esa posición defensiva y la negación de cualquier reflexión histórica que lo situara respecto al sistema al que busca oponerse, ha sido la causa de que, en general, la ideología, los métodos y las propuestas que ha engendrado el movimiento no hayan escapado a la lógica del sistema, sino que se ha movido siempre a través de sus coordenadas, matizadas, claro está, por un reformismo radical. De este modo, el interclasismo, el pacifismo, el parlamentarismo y el parcialismo han sido los ejes en torno a los que se ha nucleado el discurso indignado.

    Así, a falta de otro referente o reflexión, ha sido la llamada “revolución” islandesa la que ha atraído la atención de los indignados. Y es que en ella se plasman todos esos elementos políticos: una revuelta ciudadana, que pretende ir más allá de clases sociales, pacífica, que ataca sólo algunas consecuencias parciales del capitalismo (su aspecto especulativo o neoliberal) y que busca la participación de esa misma ciudadanía en las instituciones vigentes, fundamentalmente el parlamento, a las que se busca regenerar pero no destruir, como por ejemplo está sucediendo con la reforma de la Constitución islandesa.

    Todo ello está sucediendo en un país integrado, aunque periférico, en los centros del imperialismo, esos países en los que el relativo bienestar de una parte de la población es una consecuencia del expolio y la rapiña que sufre la inmensa mayoría de la humanidad, ésa que habita el denominado tercer mundo.

    Esto nos señala la característica esencial de la “revolución” islandesa, que no es sino la panacea de las llamadas clases medias, esos sectores sociales que gustosamente decidirían en asamblea quedar al margen de la historia y sus ajetreos. Islandia es, pues, la utopía pequeñoburguesa de quienes no cuestionan las relaciones de explotación que gobiernan el mundo y pretenden alzar la voz sólo cuando alguna consecuencia les afecta a ellos, realizada en un país diminuto y periférico del centro imperialista. Además, por ello mismo, está siendo utilizada como escaparate de cómo debe hacerse una “revolución ejemplar”… ejemplarmente inofensiva para el capital, como vemos, para dificultar la conformación de una alternativa auténticamente revolucionaria a la crisis permanente que es el capitalismo en su fase imperialista.

    Frente a esta “alternativa” de privilegiados, se abre paso hoy en el mundo, y mucho más silenciada por los media, una auténtica revolución que tiene por escenario una de las principales potencias llamadas emergentes, India. Aquí, las aspiraciones de gran potencia y la voraz expansión de las relaciones capitalistas se entremezclan con la sumisión de centenares de millones de personas a las ataduras y discriminaciones del sistema de castas y a una brutal pobreza. Allí, donde, a diferencia de la fría Islandia, sí se concentran las contradicciones de nuestro mundo, como la emergencia de nuevas potencias imperialistas en medio de la crisis de los centros tradicionales del imperialismo, o la colusión de las relaciones sociales capitalistas con formas de producción anteriores; allí se está dando el mayor proceso revolucionario que estremece al mundo en la actualidad.

    En India, desde 1967, millones de campesinos y obreros se hayan empeñados en una lucha por cambiar radicalmente y de base este injusto y podrido mundo. Desde 2004, en que las principales organizaciones revolucionarias indias se fusionaron, este proceso se muestra especialmente pujante y ya ha sido declarado por el gobierno indio como “la mayor amenaza a la seguridad interna” del Estado, que ha lanzado una vasta operación militar de represión y exterminio, denominada Cacería Verde, contra los revolucionarios, conocidos como naxalitas, y los cada vez mayores sectores de la población que les apoyan; represión que los naxalitas están enfrentando exitosamente.

    Muchas son las diferencias que separan las condiciones de India y del Estado español, pero desde luego los naxalitas nos brindan varias lecciones universales que los que queremos transformar este mundo desde los cimientos no podemos ignorar.

    En primer lugar, que para enfrentarse a un sistema que lleva siglos instalado y que cuenta con un ingente potencial económico, social, cultural y militar, no son suficientes los buenos deseos, sino que se necesita tener en cuenta toda la experiencia anterior de los oprimidos en la lucha por su liberación, así como las leyes sociales objetivas que gobiernan este sistema, independientemente de nuestra voluntad. Es decir, para enfrentarse al capitalismo con garantías de éxito y evitar que nos reconduzca y asimile, necesitamos una teoría revolucionaria. Los naxalitas, armados con un auténtico marxismo revolucionario, forjado en la lucha contra el revisionismo, esto es, la ideología burguesa en las filas de los explotados, nos muestran el camino.

    En segundo lugar, la lucha contra un sistema férreamente organizado, sofisticado y militarizado, requiere de la organización de los oprimidos, precisamente esa organización que sirva de puente entre la teoría revolucionaria, mapa de la revolución, y las masas explotadas encargadas de llevarla a cabo. Nuevamente, los naxalitas, organizados como Partido Comunista de India(Maoísta) –PCI(M)—, nos muestran el camino.

    Asimismo, es ley histórica que cualquier cambio revolucionario se ha producido necesariamente enfrentando la resistencia armada de las clases dominantes. La burguesía instruye y entrena diariamente a millares de lacayos en el manejo de las armas para la defensa de su orden social. Es por ello que el social-pacifismo, el que propala que los problemas sociales, fundados en la explotación y el antagonismo irreconciliable entre clases, se pueden solucionar “pacíficamente”, simplemente es una apología del monopolio de la violencia del Estado burgués. Otra vez los naxalitas, con decenas de miles de hombres y mujeres en armas, dirigidos por el PCI(M) en guerra popular, señalan la senda.

    Finalmente, la transformación de la sociedad requiere que todos los oprimidos tomen parte en ella activamente. No valen las viejas estructuras de delegación y representación, como el parlamento, ideales para la reproducción del viejo sistema, fundado sobre la división social del trabajo. Es por ello que cualquier proceso revolucionario debe romper esa estructura estatal y establecer una nueva, fundada sobre comités populares de base. Frente a la dictadura reaccionaria de los explotadores, la dictadura revolucionaria de los explotados se nos presenta como otra ley histórica. De nuevo, los naxalitas, a través de la edificación de los Janatana Sarkars (gobiernos populares), donde directamente son las masas las que organizan su producción, sanidad, justicia, vida cultural y defensa, nos muestran el ejemplo vivo de que efectivamente es posible organizarse al margen de los mecanismos del capital.

    Por eso, porque independientemente de la diversidad de condiciones, esa línea que une teoría revolucionaria, organización, guerra popular y nuevo poder, es el camino universal que necesariamente debe recorrer cualquier auténtico cambio revolucionario, y porque los naxalitas avanzan por esa senda, dándonos con su sacrificio ejemplo a todos los pueblos del mundo, es nuestro deber apoyar la revolución en India, aprender de ella y difundir su ejemplo, así como oponerla a las falsas ensoñaciones de reforma y perpetuación de un capitalismo supuestamente “humano”, como las que vienen del gélido norte, tan ilusas como injustas.




    ¡Abajo las ilusiones reformistas!

    ¡Viva la Guerra Popular en India, ejemplo para los proletarios y pueblos del mundo!

    ¡Viva la Revolución Proletaria Mundial!

    triangulodelagua
    Novato/a rojo/a
    Novato/a rojo/a

    Cantidad de envíos : 8
    Reputación : 14
    Fecha de inscripción : 12/12/2011

    Re: COMITE PROLETARIO INTERNACIONSLISTA

    Mensaje por triangulodelagua el Miér Ene 18, 2012 10:05 pm

    Declaración del Comité Proletario Internacionalista


    El Comité Proletario Internacionalista (CPI) nace con la finalidad de impulsar una actividad continuada de apoyo, solidaridad e información del proceso revolucionario que se desarrolla en la India. El CPI quiere dar a conocer y generar simpatía hacia dicho proceso revolucionario entre los sectores populares y oprimidos del Estado Español.

    En la India, segundo país más poblado del mundo con más de 1.100 millones de habitantes, y una de las grandes economías capitalistas “emergentes”, avanza un proceso revolucionario de obreros y campesinos dirigido por el Partido Comunista de la India (Maoísta), un partido construido en medio de la más fiera lucha contra el revisionismo o falso comunismo desde los años 60. Se trata de un proceso revolucionario del que apenas se hacen eco tanto los medios de comunicación controlados por la burguesía como los medios de comunicación controlados por la izquierda domesticada y reformista-revisionista.

    Este proceso se inicio en 1967, en la localidad de Naxalbari (Bengala Occidental), cuando miles de campesinos pobres sin tierra y obreros armados con lanzas y precarios fusiles declararon la guerra al Viejo Estado Indio, a la clase terrateniente, a la burguesía india y a su amo imperialista. Un nuevo movimiento, hoy conocido como naxalita, nacía rompiendo, al mismo tiempo, con el reformismo en el seno del movimiento comunista indio. El mensaje fue fuerte y claro: destruir al Estado reaccionario por la fuerza de las armas; construir un nuevo Estado dirigido por el proletariado como único camino para garantizar el fin de la explotación y dominación que sufren las masas oprimidas.

    Hoy la Guerra Popular en la India es una esperanza para todos los oprimidos y revolucionarios del mundo. Podemos decir que es la esperanza más importante y trascendental para los proletarios y campesinos en este momento. Representa el anhelo de millones de oprimidos que buscamos poner fin al dominio del capitalismo y su brutalidad económica, política, militar y cultural.

    La importancia de la guerra popular en la India es inmensa. Su triunfo significaría por una parte, el liberar a casi 1.200 millones de personas de la miseria que viven a diario; e imprimiría un gran entusiasmo a los pueblos del sur de Asía y de todo el mundo en la lucha contra el imperialismo y la reacción. El triunfo de la revolución en India significará un indudable impulso para el Movimiento Comunista Internacional, que creará las condiciones idóneas para que, mediante el trabajo de la vanguardia proletaria internacional en torno a las condiciones subjetivas, fundamentalmente un balance en torno a la experiencia revolucionaria anterior, sentar las bases más sólidas para el inicio de una nueva oleada de revolución proletaria mundial en todo el planeta.

    El PCI (Maoísta) se ha convertido en un auténtico faro rojo para todos los comunistas y revolucionarios del mundo. La toma del poder en la India por parte del PCI (Maoísta) supondría un cataclismo para el imperialismo y tendría un efecto multiplicador en los llamados países emergentes, así como representaría un impulso de unidad en torno a un marxismo auténticamente revolucionario en el seno del Movimiento Comunista Internacional, un marxismo cabal enemigo de toda clase de revisionismo y centrismo que diluyan y traben el camino revolucionario.

    APOYAR LA GUERRA POPULAR EN LA INDIA EN LO QUE SUPONE DE DENUNCIA DE TODO TIPO DE OPORTUNISMO Y REVISIONISMO

    "La lucha contra el imperialismo es una frase vacía y falsa si no va ligada indisolublemente a la lucha contra el oportunismo". LENIN

    Desde la perspectiva comunista y revolucionaria apoyar a la guerra popular en la India supone apoyar una lucha auténticamente revolucionaria y antireformista, que así mismo traza una línea entre los que se llaman “comunistas”, “internacionalistas” para traficar con los escaños parlamentarios y a los que siguiendo a Marx, Engels, Lenin, Stalin y Mao trabajan por extender la Revolución Proletaria Mundial.

    Hoy la Guerra Popular en la India inspira a los oprimidos y explotados de todo el mundo a levantarse y luchar. Actualmente dicha Guerra Popular conquista grandes triunfos, situación que hace temblar a los reaccionarios y revisionistas, que ven como las masas desechan las ilusiones burguesas y se incorporan en forma creciente a la lucha revolucionaria.

    La Guerra Popular a la vez que destruye el viejo poder va creando un nuevo poder en las bases de apoyo, y está ayudando al pueblo a organizarse y a que se fortalezca. Lanzan campañas de alfabetización y educación mediante el establecimiento de escuelas. Ofrecen servicios médicos muy necesarios. Se crean unidades de autodefensa y las fuerzas fundamentales para combatir y superar los ataques y la brutalidad de los militares.

    Hoy mas que nunca en medio de esta crisis sin precedentes en el sistema capitalista están creadas las condiciones para que organizaciones comunistas revolucionarias asuman la tarea de conducir a las masas populares a la toma del poder por medio de la revolución proletaria. Revolución que al igual que la gloriosa Comuna de Paris sea fruto del pueblo en armas.

    En los países imperialistas tenemos que ser capaces de crear una línea revolucionaria, tirando por la borda las patrañas revisionistas de "acumulación de fuerzas espontaneísta", "frentes de izquierdas electoralistas" o los que claudican afirmando "que aquí no se puede hacer la revolución".

    Hoy cuando los apologistas del imperialismo declaran la caducidad del marxismo y los reformistas-revisionistas corren a su siga para pedir el fin de las beligerancias y “acuerdos de paz”, los comunistas indios forjan un nuevo poder por medio de la guerra popular.

    Apoyar el proceso revolucionario en la India significa apoyar un proceso que deslinda y combate con firmeza al reformismo, al revisionismo y a toda clase de oportunismo y centrismo.

    Apoyar el proceso revolucionario en la India implica apoyar un proceso que busca la toma del Poder y la Revolución en antitesis con los “acuerdos de paz” y las “negociaciones” porque precisamente estos apuntan a descabezar las guerras populares y a liquidar las luchas revolucionarias de todo el mundo.

    Apoyar la Guerra Popular en la India como contundente refutación práctica a las mentiras de los revisionistas prachandistas de Nepal, que traicionaron la revolución en ese país, bajo el pérfido argumento de “ser un imposible” debido a la correlación de fuerzas y al poder “imbatible” del imperialismo. En este sentido denunciar sin ningún tipo de ambigüedad las teorías capitulacionistas y revisionistas del PCNU(M) de Nepal como pestilente cloaca y ejemplo negativo para todos los comunistas y revolucionarios del mundo.

    La lucha de los maoístas en la India tiene un gran significado porque desmiente a todos aquellos que niegan la posibilidad de la Revolución, a los reaccionarios que hablan de la caducidad del marxismo, a los oportunistas y reformistas que rechazan una revolución con la dirección del proletariado a través de un Partido Comunista y que buscan experimentos intermedios a través de reformas dentro del sistema capitalista.

    Esta lucha del pueblo indio y su Partido reafirma la vigencia de la violencia revolucionaria como herramienta necesaria para transformar la sociedad y pone en entredicho al falso pacifismo burgués de “la violencia es mala venga de donde venga” que se propala en América Latina, articulado por el imperialismo a través de sus agencias de cooperación.

    Los revolucionarios proletarios de todo el mundo no pueden darse el lujo de mostrar la mínima indiferencia a los avances y las dificultades de nuestros camaradas de la India. Hoy en la India se desarrolla un proceso revolucionario que todos los auténticos comunistas y revolucionarios del mundo tienen el deber de apoyar y aprender de él. En los diversos idiomas de la India, "¡Naxalbari Zindabad!" quiere decir "¡Viva Naxalbari!". Pero, para los oprimidos de la India y del resto del mundo, esta consigna también quiere decir "¡La rebelión se justifica!". "Las ráfagas del viento de Naxalbari arrancaron décadas de hedor revisionista e incitaron a la rebelión".

    El avance de la Revolución en la India es una demostración práctica de que la revolución es posible, de que si se sigue una línea política justa y se consigue movilizar a las masas es posible triunfar. ¡Hoy más que nunca es necesario el apoyo militante del movimiento comunista, del proletariado internacional y de los pueblos del mundo a esta Revolución! ¡Apoyemos la Guerra Popular en la India, que es una esperanza para todos los oprimidos y pueblos del mundo!



    Comité Proletario Internacionalista

    Formado por:

    Comunistas de Castilla Bandera Roja

    Colectivo Odio de Clase

    Movimiento Anti-Imperialista

    Movimiento por el Internacionalismo Proletario

    Reconstrucción Comunista

    Individualidades Comunista

    carlos3
    Miembro del Soviet
    Miembro del Soviet

    Cantidad de envíos : 2793
    Reputación : 3012
    Fecha de inscripción : 30/09/2010

    Re: COMITE PROLETARIO INTERNACIONSLISTA

    Mensaje por carlos3 el Miér Feb 01, 2012 6:45 pm

    me parece que el problema màs que criticar al prachandismo de nepal , o la sintesis de avakian,,, sigue existiendo un problema de transparencia en las posiciones,, cuando se tenía que criticar a nepal todas las organizaciones que levantan las piedras contra prachanda, brillaban por su silencio,, hasta la unión obrera de colombia que ha liderado la batlla contra prachanda , era quièn defendía a la "aplicacion creadora del maoismo" sin ni siquiera hacer una autocritica y pedir disculpa contra las verdaderas organzaciones que levantaron la voz contra la traición antes que triunfara,, aca nuevamente pasa lo mismo , algunos estan empeñados en hacer "internacionales maoistas" sin ni siquera entrar a debatir los analisis màs profundos,, por lo menos organizaciones como el M.a.i, han hecho el intento de hacer una sintesis, pero las organizaciones mlm no han estado a la altura de desarrollar un verdadero análisis que respete las diferencias entre maoistas,, hoy en día son mucho màs las interrogantes que debemos responder antes de seguir jugando punch ball, contra prachanda,, ahora es fácil criticar cuando los hechos estan consumados, pero pucha que es difícil aplicar un analisis correcto cuando es necesario.

    Contenido patrocinado

    Re: COMITE PROLETARIO INTERNACIONSLISTA

    Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 1:24 am


      Fecha y hora actual: Sáb Dic 03, 2016 1:24 am