La visita de la reina britanica a Dublin; ¿Una leccion para los movimientos republicano y socialista?

    Comparte

    tartesico
    Gran camarada
    Gran camarada

    Cantidad de envíos : 443
    Reputación : 887
    Fecha de inscripción : 26/03/2010

    La visita de la reina britanica a Dublin; ¿Una leccion para los movimientos republicano y socialista?

    Mensaje por tartesico el Lun Jun 27, 2011 7:03 pm

    La visita de la reina britanica a Dublin; ¿Una leccion para los movimientos republicano y socialista?

    by Diarmuid Breatnach.

    Elizabeth Windsor, la reina del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, Jefe de la Commonwealth, el Comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas Británicas y Cabeza de la Iglesia de Inglaterra, también jefe de una familia imperialista y capitalista de enorme riqueza, ha visitado los 26 condados del estado de Irlanda por su primera vez (a pesar de que ha visitado los seis condados de "Irlanda del Norte")

    A un costo enorme para el que se estima unos € 30 millones, pero que seguramente debe ser mucho mayor, se lanzo una masiva operación de seguridad por el Estado no sólo para asegurarse de que la reina concluyese su visita ilesa, si no para que no encontrase ningún signo de protesta en ningun lado, ya sea de manifestaciones, pintadas o pósters.

    Un gran numero de policias fueron visibles en los dias previos a la visita real en las calles de Dublin, y las pintadas de protestas duraron a lo sumo un dia como mucho antes de ser limpiadas. Muchas calles en el centro de la ciudad y alrededores y muchos de los puentes, fueron acordonadas por lo menos durante horas y, en algunos casos, durante varios días.

    Sin embargo, no hubo multitudes saludando a la "Union Jack" - de hecho, no había multitudes en nada, excepto aquellos situados detrás de las barreras y las líneas de la policía, a la espera de ir a trabajar, ir a casa, ir de compras, recoger a sus hijos, o aquellas personas en protesta.

    Una de las líneas de propaganda para vender esta visita para el público irlandés era que sería "buena para el turismo" y, por tanto, "crearia empleo". A corto plazo, esto fue obviamente groseramente falso.

    En realidad, esto fue malo para el turismo, ya que muchos turistas encontraron la mayoria de las grandes calles cortadas y bloqueadas, y se tuvieron que re-orientar en un complicado viaje, de forma que grandes atracciones turisticas, como el Castillo de Dublin o el Trinity College estuvieron cerradas un tiempo o tuvieron partes completamente clausuradas; el tráfico que llegaba desde el oeste se retrasó por una hora, los viajes a pie y excursiones en autobús fueron cancelados, los taxis tenían dificultades para recoger a los pasajeros debido a las barreras policiales (¡sin las multitudes! ) y en algunos casos, los visitantes encontraron sus hoteles rodeados de barreras policiales.

    Los restaurantes y cafés en las zonas afectadas sufrieron gran pérdida de negocio, e incluso las zonas periféricas de la ciudad sintieron los efectos. Por lo tanto, es dudoso que a largo plazo fuese a fomentar el turismo. Algunos medios hablaron de que la visita generaria un gran influjo de "turistas britanicos", que ahora se sentirian mas seguros a la hora de visitar la ciudad.

    ¿Se sentiran mas seguros que los 3 o 6 millones turistas britanicos (estimadamente) que nos visitan cada año?

    ¿Quien ha estado esperando visitarnos ahora, que no lo hubiera hecho previamente?

    Realmente, esta idea es ridicula, y sólo se presentaron unos medios de comunicación dóciles y obedientes que se abstuieron de desafiar estas ideas. La motivación de la visita no tenía nada que ver con el turismo, ya que era puramente política.

    La ultima vez que un monarca britanico visito Dublin fue cuando el rey Jorge VI vino en el año 1911, a la que en ese momento era todavia la segunda ciudad del imperio britanico, una decada antes de la campaña politica y armada de resistencia que obligó a la clase dominante británica a proponer un acuerdo en que la soberanía de una gran parte del país fue cedida, en teoría, a los irlandeses.

    Ese acuerdo en 1921, desde luego, condujo a una escision del movimiento de liberacion nacional irlandes y a una guerra civil, en el que una seccion lucho por la burguesia irlandesa, reforzado por reculutas que no habian disparado un silo tiro en la guerra de independencia irlandesa (1919-1921, excepto, quiza, en el ejercito britanico) y que al final acabo derrotando a aquellos que esperaban tener una nacion unida, libre del mandado imperialista britanico.

    La clase obrera fue marginalizada de este conflicto, tanto por el liderazgo republicano como por sus propios lideres. James Connolly y otros prominentes lideres socialistas fueron asesinados en el Levantamiento de Pascua de 1916 o ejecutados posteriormente; el Ejercito Ciudadano Irlandes (I.C.A., vinculado a James Connolly y a la izquierda para proteger a los movimientos obreros) actuo la ultima vez en el Levantamiento de Pascua de 1916 y no volvio a actuar de forma unida nunca mas, desapareciendo gradualmente.

    El Estado capitalista, construido sobre la derrota de las fuerzas de liberación nacional en el año 1922 ha tenido una serie de cambios en el gobierno desde entonces, pero en esencia sigue siendo la misma. Eso explica muchas cosas, incluyendo la forma en que podría invitar al jefe de un estado invasor que aún se aferra a una gran parte del territorio irlandés y defenderla de sus propios ciudadanos, en el curso de la cual la policía irlandesa rompió más de una tricolor irlandesa en las manos de los manifestantes y, en ocasiones, las tiro a los cubos y contenedores de basura.

    ¡La bandera tricolor, los colores oficiales del Estado!.

    El estado deseaba en esta visita marcar la normalizacion de la sociedad irlandesa, la normalizacion de la ocupacion de los 6 condados del norte así como el rescate de los especuladores financieros, pagados por la mayoría del pueblo irlandés.

    Es posible que hubiera deseado la normalización y todavía puede conseguir deseandolo, pero la operación de seguridad enorme, el anegamiento de muchas áreas por la policía, la construcción de barreras en tantos lugares y las protestas fueron todo un relato elocuente de que no había nada de normal en la visita o en las relaciones de Gran Bretaña con Irlanda.

    La visita, ademas, fue recibida con júbilo y comentarios aduladores de los representantes de la burguesía irlandesa y sus medios de comunicación. Por el contrario, la mayoría de la gente ordinaria o no tenía nada que decir o estaban en contra.


    Las movilizaciones de las protestas y las notables ausencias nos dio mucho que pensar, al igual que la relativa facilidad con que el Estado era capaz de prevenir el contagio en cualquier lugar cerca de unos doscientos kilómetros de la ceremonia en el centro de nuestra pequeña ciudad. La masiva operacion de seguridad, resulto en un gran ataque a las libertades civiles de los ciudadanos dublineses de todo tipo u opinion politica, en relación con el derecho de libre circulación, así, como, en cuanto al derecho a protestar pacíficamente por los que se opusieron a la visita.

    Este ataque fue notable no sólo por la prepotencia y la arbitrariedad de las acciones de la Garda (policia irlandesa), sino también por la ausencia total de cualquier tipo de organizacion de defensa de los derechos civiles.

    Las manifestaciones -que, cuando y donde

    Muchas personas hace años, y tal vez algunos hasta hace unas semanas habrían esperado que las protestas masivas fueran organizadas por el Sinn Féin. Esta expectativa podría haber surgido de los orígenes de la organización en su oposición a la dominación británica y la práctica de su movimiento durante muchos años. Incluso después del Acuerdo de Viernes Santo, muchos todavía esperaba que la organización estuviese en un primer plano en las protestas contra la visita de un monarca británico reinante, al menos mientras los 6 condados del norte de Irlanda permaneció bajo ocupación británica.

    No pudo ser. En primer lugar Martin McGuinness, figura importante en el liderazgo del SF, declaró públicamente su deseo de que no hubiera protestas contra la visita del monarca. Gerry Adams, presidente del partido, empezó diciendo que él consideraba la visita "prematura", pero que respetaba la decisión del Presidente de Irlanda para invitar a la Reina. En otra entrevista unos días antes de la visita, expresó el deseo de que su visita debe desempeñar un papel en la mejora de las relaciones entre ambos países.

    En las últimas semanas, las consultas de los activistas del Sinn Fein de Dublín, trataban de conciliar su propio punto de vista con los de su liderazgo y defender lo indefendible.

    La dirección del SF luchó para ser algo más militante, mientras que se proyectan a la burguesía como el "responsable" partido burgués que desean llegar a ser. Al final decidieron que iban a promover el aniversario de los atentados de Dublín y Monaghan de 1974 (con participacion de los servicios secretos britanicos), en el curso de la cual algunos de los familiares de los civiles muertos en Dublín sintió que su conmemoración anual había sido secuestrado.

    La unica protesta del partido de Dublín, fue el lanzamiento de globos negros desde su sede en Parnell Square West cuando la reina visitaba el Jardín de la Memoria (monumento a los caidos por la libertad irlandesa) en el otro lado de la plaza. En el período previo a la visita, la dirección del partido instruyó a sus miembros a no apoyar ninguna manifestación organizada por los "grupos anti-Acuerdo de Viernes Santo", que por supuesto, significaba que no habría manifestaciones a favor de ellos. Algunos de sus seguidores jóvenes desafiaron a sus líderes y salieron todos modos, pero la gran mayoría se mantuvieron alejados.

    La organización que había estado promoviendo enérgicamente la mayoría de la resistencia a la visita real era, sin duda, éirigí, el partido republicano de organización socialista (y también con el mayor número de miembros de Dublín entre los grupos"disidentes"). En realidad habían estado organizando la oposición a cualquier mención de visitas reales britanicas durante años y había dado lugar a una protesta significativa una serie de años antes, cerca del estadio de Croke Park, cuando la hermana de la reina de Inglaterra había sido invitado por la Unión de Rugby de Irlanda allí. Recientemente, llevaron a cabo una protesta en la calle O'Connell, donde lo más destacado fue que una imagen de la monarca fue juzgado por "crímenes contra el pueblo", y luego decapitado en la guillotina.


    Pero no fueron el único grupo que realizarán protestas públicas en la calle principal de Dublín en el período previo a la visita, como la Red republicana para la Unidad (RNU) y el Republican Sinn Féin, que había llevado a cabo protestas por separado allí también.

    Además, el Partido Socialista de los Trabajadores había organizado una gira por cuatro ciudades de Irlanda entre el 13 y el 15 de mayo por el profesor John Newsinger para hablar sobre la "horrible historia de la Casa de Windsor". Unas 40 personas asistieron a la reunión de Dublín.

    Durante la visita, éirigí organizo cuatro manifestaciones públicas, mientras que los menores en términos numéricos (en Dublín) Movimiento por la Soberania de los 32 Condados (32 CSM) y Red republicana para la Unidad (RNU), llevaron a cabo dos manifestaciones separadas. A pesar de que parecía ser una acción conjunta entre el 32CSM y RSF en un momento dado durante la visita, no hubo una acción conjunta entre las demás organizaciones.

    Una excepción podría haber sido el 18, cuando un grupo de cincuenta o más miembros del 32CSM se acercó a la plataforma de éirigí en la calle Thomas en dirección del Castillo de Dublin, se detuvo allí cantando unas consignas, sólo para dar vuelta y marcha atrás.
    Un llamado a la unidad? Un reto? Un comentario despectivo? La respuesta no es conocida, pero por el momento en que el éirigí se puso en marcha y llegó a la escena, los otros habían sido "retenidos" en una calle lateral y se mantuvieron allí durante horas.

    Las protestas de éirigí fueron casi en su totalidad pacífica con cierta violencia policial. En la semana previas a la visita habían planeadodos actividades públicas: un "campo de la paz" fuera del Jardín de la Memoria para evitar o protestar por lo menos la visita prevista de la reina de Inglaterra y una marcha para protestar ante el Castillo de Dublín, durante la recepción y banquete ofrecido por el Estado en su honor el día siguiente. Sin embargo, la prevención policial en el Jardín del Recuerdo obligó a un cambio de plan, la protesta se reuniria más hacia el Centro, lo más cerca que podían llegar a Parnell Square (donde el jardín se encuentra) y hacer su ruidosa protesta allí.

    La otra protesta fue planeada en el Parque Memorial en Islandbridge, cuando se supo que líderes unionistas británicos del escuadrón de la muerte de la UDA había sido invitado a poner una ofrenda floral ante el monumento a los soldados irlandeses que murieron en las fuerzas armadas británicas durante las dos guerras mundiales.

    La protesta de éirigí el domingo 15 de mayo en la esquina del Monumento Parnell con la Parnell Square se llevó a cabo allí porque la Garda previsiblemente les impidió ascender al Jardín del Recuerdo.

    El martes 17, el día que la reina fue a entrar en el Jardín del Recuerdo, la protesta de éirigí comenzó en O'Connell Street, donde forcejearon con la Garda cuando se sentaron un rato en el Spire en una acordonada O'Connell Street.

    Luego se movieron a Moore Street (el lugar tristemente olvidado de la última sede de la Sublevación de Pascua de 1916) , antes de entrar en Parnell Street y en medio de algunos empujones de la Garda, se sentaron en la carretera en el cruce con Parnell Square West. Las consignas eran aquí: "Ellos dicen 'Reina' - nosotros decimos guillotina!" (“They say ‘Queen’ – we say Guillotine!”), "De quién es la calle? Nuestras calles!" (“Whose streets? Our streets!”) y "¿Puede oírnos alto y claro? Realeza británica no es bienvenida aquí!" (“Can you hear us loud and clear? British Royals not welcome here!”).

    En la misma tarde, la Red republicana para la Unidad (RNU) se reunieron en la estación de Connolly, pero fueron impedidos por la Garda su entrada en O'Connell Street, luego se abrieron paso hasta las calles laterales para llegar lo más cerca que pudo llegar al Jardín del Recuerdo y terminó protestando en Dorset st / Frederick St.

    Fue allí en ese cruce también que el 32CSM y RSF iniciaron sus protestas, ya sea por acuerdo conjunto o no, lo cual no se conoce.

    La policía en la esquina de Dorset Street y Frederick Street había formado dos líneas de barreras y estaban de pie detrás de ellos, para prevenir el avance hacia el Jardín de la Memoria. Después de un rato, luces de bengala de humo naranja fueron arrojados a las líneas de la policía y las luchas estallaron muy duras alrededor de las barreras, donde algunos de los manifestantes rompieron las lineas policiales. La policía de aquí sacó las porras y spray de pimienta, utilizadolo en al menos uno de los manifestantes. Como la Reina llegó al Jardín de la Memoria, la policía antidisturbios con porras comenzó a echar a los manifestantes a lo largo de la calle Dorset, incluidos los que pacíficamente protestaban con pancartas y banderas; algunos de los manifestantes comenzaron a quemar bolsas de basura y usar todo lo que pudieron encontrar para lanzar a la policía, como ladrillos y piedras.

    Los manifestantes fueron conducidos hacia abajo hasta el cruce con la calle Eccles. La policía, en muchos casos eran bastante torpes, incluso con los espectadores locales, algunos de los cuales resultaron heridos y algunos de los cuales parecen haber sido arrestados. Un ciclista y dos mujeres jóvenes fueron atacados por la policía y se lo llevaron en camionetas, corría el rumor de que 20 personas en total fueron detenidas en Dorset Street.

    Esa misma noche, el Movimiento Irlandes contra la Guerra (estrechamente relacionado con el Movimiento Socialista de los Trabajadores), celebraron su protesta en la calle O'Connell, en contra de la visita real. Se mostraron carteles para la protesta de los globos negros en relacion al papel del imperialismo británico, como un importante socio en la coalición militar liderada por Estados Unidos en la invasión y ocupación de Irak y Afganistán. Se dejó a Ben Griffin, ex soldado británico de las SAS que había servido en ambas zonas de guerra, para hacer una sutil referencia a la propia cuestión específica de Irlanda con el Estado británico y la monarquía, cuando expresó su "solidaridad con las personas que activamente creen en la paz y la independencia, en oposición a las guerras y el imperio representado por ella".

    El día 18, la protesta de éirigí comenzó con un mitin en St. Thomas fuera de la Iglesia de Santa Catalina, a través del camino desde donde los británicos habían colgado, arrastrado y descuartizado a Robert Emmet (lider independentista irlandes del siglo XVIII-XIX) en 1803. La manifestación tardo en arrancar y los organizadores informaron a la multitud que se esperaban oradores de los seis condados.

    A medida que la gente comenzó a inquitarse, uno de los miembros de éirigí mantenia entretenidos a la gente desde el escenario con baladas a capella. Finalmente, el rally se inició con los discursos de; los líderes de éirigí y un miembro recientemente elegido como concejal de la ciudad de Newry, un concejal de la ciudad de Dublín (Ciaran Perry, socialista independiente), un representante de Fírinne (organización que busca una investigación pública de los atentados de Dublín y Monaghan) y Eugene Mc Cartan del Partido Comunista de Irlanda. También estuvo el cantante y compositor Adán Pol Mac.

    Aproximadamente dos horas después de la hora originalmente anunciado para el rally se formaron grupos y unos 500 marcharon a lo largo de St. Thomas hacia el castillo de Dublin. Aparte de los partidarios de éirigí, también hubo pequeños grupos de socialistas y republicanos, como el WSM anarquista (cuya bandera había sido confiscada antes) y IRSP, junto con los socialistas independientes y los republicanos.

    Al llegar al cruce con la calle de Patrick, con Christchurch en el rincón más alejado, se encontraron con líneas dobles de la Gardaí bloqueando el acceso hacia el Castillo de Dublín o hacia abajo hacia el río Liffey. A la derecha, se vieron las banderas del 32CSM en el otro lado de doble fila de Garda. Se hicieron unos pocos discursos y se lanzaron los globos negros al aire. Cuando se dispersara la marcha poco después, Ciaron O'Reilly, uno de los famosos cinco de Shannon, comenzó un discurso acerca de Bradley Manning, el soldado de los EE.UU. actualmente en prisión esperando el juicio por la presunta el suministro de Wikkileaks con miles de documentos secretos de las fuerzas de EE.UU.

    Aunque la violencia fue un elemento menor en las protestas en su conjunto, se ha planteado como un tema por algunos comentaristas, al igual que las intenciones y la composición de los manifestantes.

    Que algunas personas, ya sea desde una perspectiva política o la social de los barrios oprimidos deben querer utilizar estas ocasiones para vengarse de la policía no debería sorprender a nadie. Pero es que merece tal condena?

    La policía sirve a la clase dominante y repartió violencia a gran escala hacia muchos grupos de protesta, especialmente en los últimos meses a los estudiantes que protestaban, uno de los cuales incluso perdió el conocimiento.

    Y la violencia y el desprecio es impuesto sobre una base más pequeña, a los que fueron descuidados con la heroína en los años 80 y han sido ignorados por el Tigre Celta, los mas pobres.

    En algunas de las protestas, un pequeño grupo de adictos a las drogas tomó parte, luchando por mantenerse despiertos.

    Algunos de estos elementos, por el bien general de la protesta, en las protestas eírigí eran invitados a salir de ellas. A corto plazo parece ser la manera correcta de manejar la situación (a largo plazo, la educación, capacitación, organización es la forma mas correcta). Arriba, en Dorset Street, estos elementos fueron alentados por algunos para mezclarse con la Garda y se debe cuestionar la justicia de hacer eso, ya que ninguna organización de derechos civiles o políticos luego esta dispuesto a apoyarlos cuando son detenidos o cuando se debe acudir a los tribunales.

    El Estado utiliza la violencia contra sus oponentes siempre que lo considere necesario, como cuando fue fundado el Ejército Ciudadano (I.C.A.)durante el lock-out de 1913, los socialistas y los republicanos tienen el derecho de responder con la misma. Sin embargo, superados en número de diez o veinte a uno en las calles , con un número mayor de miembros de la Garda, este no era el momento de darles la excusa para borrar todas las protestas en las calles.

    El balance

    Para buscar el balance, en primer lugar mencionar que era importante que la visita real no se diese sin oposición. Esas protestas salvó el orgullo de la nación y la clase trabajadora y será recordado por muchos años, incluso si no es apreciado. Si no hubieran ocurrido, la vergüenza y la desmoralización habrian provocado en el gran movimiento antiimperialista la desesperación.

    Hubo algunas acciones conjuntas en los lugares y, aunque demasiado poco y demasiado tarde, pueden ser construidas en el futuro.

    El resultado positivo más significativo de las protestas, aparte del hecho de que tuvieron lugar, fue que el Sinn Féin ahora ha perdido lo poco que le quedaba del respeto entre los auténticos republicanos irlandeses. No sólo ha abandonado sus pretensiones de socialismo y anti-imperialismo (Adams dio tambien la bienvenida a la próxima visita de Obama), el partido ni siquiera puede decirse que han defendido el nacionalismo irlandés en esta ocasión.

    En el lado negativo, hubo un ataque masivo contra los derechos civiles de la gente que hasta la fecha sigue siendo en gran medida sin respuesta. La libertad de circulación de los ciudadanos y, en muchas áreas de los residentes locales, ya sea a pie, en transporte público o privado se vio impedido de forma masiva y limitada por la policía. Muchos exámenes de los estudiantes fueron reprogramados en el Trinity College. Había una restricción del derecho de colocar cartel antes de la visita y la prohibición total durante el mismo, impuestas por el Ayuntamiento de Dublín. Carteles que habían sido legalmente solicitados y el permiso concedido fueron derribadas por la policía por lo menos en algunas áreas.


    Controles de identidad se llevaron a cabo ampliamente por la policía, comprobando incluso los carretes y memorias de las camaras de fotos. Incluso los turistas fueron hostigados y en ocasiones se pidió sus documentos de identidad y tomó nota. Los activistas fueron detenidos y sus coches buscado y, en ocasiones, carteles y pancartas confiscadas. Hubo una serie de incidentes incluso con la bandera tricolor, confiscándose en diferentes áreas (y en al menos un incidente, arrojadas a camiones de basura). Muchos de los manifestantes fueron impedidos de llegar a las zonas donde las protestas estaban teniendo lugar. Algunos manifestantes e incluso espectadores fueron arrestados.

    Los movimientos revolucionarios de la nación y de la clase han sufrido un golpe psicológico y el sentimiento de vergüenza tendrá que ser redimido.

    Lo que pudo ser

    Podríamos haber sacado números más grandes, haber tenido un mayor impacto visual de semanas de antelación, movido mas simpatias en la gente acerca de los costos, las molestias, los abusos de los derechos civiles en la operación de seguridad del estado. Podríamos, incluso tal vez haber tenido defensores de los derechos civiles. Podríamos haber hecho las cosas mucho más difícil para el estado.

    Desde el momento en que la visita parecía cierta, se podría haber tenido una amplia franja de ciudadanos llevando chapas y camisetas y calcomanías para automóviles expresando su oposición a la visita. La ciudad podría haber sido cubiertos con muchos carteles y pegatinas, y más consignas que en el caso actual.

    Grupos de FaceBook se podría haber multiplicado. Muchos eventos podrían haberse llevado a cabo en el período previo a la visita, la concientización y la militancia, la preparación.

    Eventos innovadores y llamativos podrían haber sido organizados antes y durante la visita. Se podriam haber hecho reuniones en areas y barrios obreros.

    Los preparativos se podría haber hecho, teniendo en cuenta las barricadas y puestos de control policiales. Aparatos que produzcan ruido podrían haber sido producidos en masa por las protestas (tan simple como dos o tres latas atadas entre sí y ser golpeado por el palo o un trozo de metal, una para cada persona). El ingenio, la energía y el entusiasmo de todos los que tienen una conciencia anti-imperialista podría haber sido liberado.

    Se habría necesitado de una comisión mixta en la que los diversos organismos interesados ​​y algunas personas no alineados habrían tenido representación , pequeños grupos de trabajo podría haber trabajado en sus áreas de especialización o de interés particular.

    Desde una perspectiva socialista, habria sido importante haber buscado la representacion y participacion adecuada de las organizaciones socialistas no republicanos, incluyendo a los anarquistas . El actual SWP participó con sus seguidores y lejos de las áreas cerca de donde estaba prevista la visita real, mientras que el Partido Socialista se negó a organizar o tomar parte en ninguna protesta , aparte de una contribución en el Dáil (Parlamento irlandés) de Joe Higgins.

    Las posiciones desafortunadas del SP y el WP en relación con los seis condados se conocen desde hace décadas, pero el SWP solía tener una clara línea anti-imperialista en el tema. Por lo que se podía ver durante la visita de la reina británica, parece estar debilitándose. La participación de la WSM en Dublín fue también mínima y de última hora y tal vez las señales de alguna dificultad ideológica de los suyos.

    Sin el tipo de acumulación antes mencionada y el liderazgo unido, ¿por qué habríamos de esperar una alta participación de una población ya desmoralizado por los ataques contra ellos y nuestra aparente incapacidad para resistir con toda eficacia?

    "Ní neart ir act le Cheile", el proverbio irlandés dice; las organización republicanas no se unieron con el republicano, las organizaciones socialistas no se unen con el socialista, y ninguna de las dos alas de la oposición política al estado irlandes se unieron la una con la otra . Una vez más, no hemos podido dejar de lado las diferencias, aunque sea temporalmente, para unirse en la acción contra el enemigo común. Cuando algunos de nosotros finalmente lo hizo, ya era demasiado tarde y que eran muy pocos.

    "Nuestros enemigos se unieron y nosotros nos dividimos -nos reunimos y se dispersaron nuestras filas con el viento."

    Bueno, no del todo. Pero sí evitaron que tuviéramos el impacto que deseamos tener.


    ¿Y QUÉ SE PUEDE HACER AHORA?

    No es demasiado tarde para hacer algunas mejoras importantes. Si no hemos aprendido la lección de la unidad contra el sistema, tal vez por lo menos hemos aprendido a apreciar la unidad táctica temporal y de trabajo para que cuando los acontecimientos lo requieren.

    Y quizás como un primer paso, todos podemos unirnos para hacer una demanda del sector de los derechos civiles. Podríamos empezar por la creación de una comisión para tomar declaraciones sobre violaciónes de los derechos civiles durante esta visita. Lo que hacemos ahora nos puede ofrecer alguna protección que la próxima vez. El estado llevó a cabo esta operación para un propósito específico en particular, pero no dejará de emplear las mismas tácticas contra nosotros otra vez. Vamos a estar listos.


    Enlaces, videos y fotos;


    Anti-Royal visit video (RNU):
    http://www.youtube.com/watch?v=oorv1ppajEs&feature=chan...title

    German news video
    http://tagesschau.vo.llnwd.net/d3/video/2011/0517/TV-20...4.mp4

    BBC news video
    http://www.facebook.com/l/21fa8/www.bbc.co.uk/news/worl...20626

    RTÉ news video
    http://sluggerotoole.com/2011/05/18/queens-visit-confir...-one/

    Spoof video
    http://www.youtube.com/watch?v=KtFyoP8OHlg&feature=share

    Videos of protests
    http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=...t=151

    http://www.facebook.com/permalink.php?story_fbid=194572...01782

    http://www.youtube.com/watch?v=8NwAhYTskK4&feature=play...edded
    Listen to the Garda officer in charge who says he "never heard of them" (the UDA). Well, Officer, it was people like them with British Intelligence assistance who laid the no-warning bombs that later exploded with slaughter in Dublin and Monaghan streets and it was your Asst. Chief Commissioner at the time, Ned Garvey and who worked for British Intelligence, who handed over the wreckage to the RUC for forensic examination! Still collaborating, Gardaí!


    Photos, reports and comment

    Dublin

    http://www.republicannetwork.ie/index.php?option=com_co...id=18
    http://dublin32countysm.blogspot.com/2011/05/freedom-of....html
    http://irishantiwar.org/node/1280
    http://www.socialistparty.net/comment/661-irish-should-...abeth
    http://www.independent.ie/opinion/columnists/gene-kerri....html
    http://nortedeirlanda.blogspot.com/

    Cork

    http://www.wsm.ie/c/cork-protests-british-queens

    Radio interview with two descendants of 1916 rebels
    http://www.independent.ie/national-news/state-visits/de....html

    http://www.indymedia.ie/article/99882?search_text=Diarmuid+Breatnach

    Pinya
    Comunista
    Comunista

    Cantidad de envíos : 194
    Reputación : 218
    Fecha de inscripción : 12/01/2011

    Re: La visita de la reina britanica a Dublin; ¿Una leccion para los movimientos republicano y socialista?

    Mensaje por Pinya el Lun Jun 27, 2011 8:04 pm

    Los irlandeses tambien son unos etnicistas racistas, y fundamentalistas religiosos no nos olvidemos, como los vascos o los catalanes?

    tartesico
    Gran camarada
    Gran camarada

    Cantidad de envíos : 443
    Reputación : 887
    Fecha de inscripción : 26/03/2010

    Re: La visita de la reina britanica a Dublin; ¿Una leccion para los movimientos republicano y socialista?

    Mensaje por tartesico el Jue Jun 30, 2011 12:19 am

    tu si que eres un racista. Los irlandeses, dices? en que te basas para decir eso? en que quieren ser un pais libre e independiente de los imperialistas britanicos, o los vascos y catalanes del imperialismo español? no serian racistas si dijeran que esta bien la ocupacion? Racistas en el norte son los unionistas, que no han dejado de atacar barrios (hace unos dias mismamente en el este de belfast lo han vuelto a hacer) republicanos, o incluso colegios "catolicos". Cuantos barrios unionistas o colegios protestantes has visto tu que hayan atacado ellos? Para ti racista es querer ser un pais libre del imperialismo?

    sebastian555
    Camarada
    Camarada

    Cantidad de envíos : 124
    Reputación : 166
    Fecha de inscripción : 22/06/2011
    Localización : Buenos Aires, Argentina

    Re: La visita de la reina britanica a Dublin; ¿Una leccion para los movimientos republicano y socialista?

    Mensaje por sebastian555 el Jue Jun 30, 2011 12:24 am

    Yo no logro entender como se permite que sigan existiendo las monarquias, deberian juntarse todos los ciudadanos y darle pa que tenga a la reina.

    Contenido patrocinado

    Re: La visita de la reina britanica a Dublin; ¿Una leccion para los movimientos republicano y socialista?

    Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 11:22 pm


      Fecha y hora actual: Sáb Dic 10, 2016 11:22 pm