Reflexión del KKE sobre la alianza PCP-Bloco de Esquerda

    Comparte

    Invitado
    Invitado

    Reflexión del KKE sobre la alianza PCP-Bloco de Esquerda

    Mensaje por Invitado el Sáb Abr 30, 2011 10:53 pm

    “Política de alianzas para los intereses del pueblo y no para la perpetuación del poder de los monopolios”

    Sobre el reciente encuentro del PC Portugués con el “Bloque de Izquierda”, que está siendo utilizado de distintas formas por las fuerzas oportunistas de nuestro país.

    por Giorgos Marinos,

    miembro del PB del CC del KKE

    (Artículo publicado en Rizospastis, órgano del CC del KKE, el 17 de abril)


    Los desarrollos en el Movimiento Comunista Internacional, la estrategia y táctica de los Partidos Comunistas (PPCC), la política de alianzas que llevan a cabo, su posición en relación a los partidos burgueses, la socialdemocracia y el oportunismo, las organizaciones imperialistas y los temas básicos de la lucha de clases son una fuente de experiencia y estamos obligados a examinarlos, analizarlos, rechazarlos o utilizarlos para reforzar la siguiente dirección básica:

    Que los partidos comunistas se fortalezcan, se hagan más capaces de cumplir con sus obligaciones revolucionarias como vanguardia de la clase obrera, lo que han de adquirir en la práctica, por medio de la confrontación de clase, en el esfuerzo de fortalecer la unidad de clase de la clase obrera, la alianza social con los sectores populares oprimidos, en la lucha por el derrocamiento del capitalismo, por el poder de la clase obrera, por el socialismo.

    El intercambio de puntos de vista relativo a cuestiones político-ideológicas, entre las que la política de alianzas ocupa un lugar importante, es una herramienta crucial y nos gustaría compartir con los PPCC nuestras preocupaciones surgidas del reciente encuentro celebrado en Lisboa entre el Partido Comunista Portugués y el “Bloque de Izquierda”, así como la utilización de este encuentro por las fuerzas oportunistas en Grecia. En el encuentro entre los dos partidos, según la declaración del PCP, tuvo lugar “un intercambio de opiniones y visiones sobre el análisis de cada partido sobre la situación económica y social del país (…) Un análisis que permitió identificar aspectos en los que hay análisis convergentes. Convergencia en análisis que no ocultan las diferencias de opinión e incluso posiciones divergentes en varios asuntos, lo que es natural en partidos con diferentes orígenes y proyectos”. En la misma declaración se menciona que “en este marco, en el que cada partido participará en las próximas elecciones con sus propias propuestas y proyecto, el PCP con la firme convicción y confianza en la importancia de fortalecer la CDU para hacer valer una ruptura con la política de derecha y abrir la vía para una política patriótica y de izquierda, continuará e incrementará su intervención política y social. Un hecho que no impedirá una convergencia, como ocurrió principalmente en el caso del ámbito parlamentario, dando expresión a la defensa de los intereses nacionales, bien mediante el rechazo de las políticas y medidas lesivas o mediante la aprobación de otras que promuevan el crecimiento económico, la justicia social y el mantenimiento de derechos”.

    Además, la página web del periódico “Esquerda”, del “Bloque”, menciona que:

    “El Bloque y el PC Portugués (PCP) están convergiendo en una salida política por la izquierda. Tras un encuentro de una hora, el PCP y el Bloque anunciaron la convergencia de sus posiciones contra la intervención del FMI y por una política de izquierda contra la bancarrota. El diálogo continuará”.

    Estos son los hechos, y sobre esta base, SYN/SYRIZA y el resto de grupos oportunistas de Grecia están intentando explotar esta situación y recuperar su posición sobre la “unidad de la izquierda”.

    Honestamente, podemos decir que ésta es la naturaleza del oportunismo.

    La política sin principios, que intenta mecánicamente transferir a Grecia un hecho que tuvo lugar en Portugal para apoyar sus propias decisiones.

    No obstante, esto no es suficiente. El asunto es más complejo. Tiene que ver con el intento de atrapar a las fuerzas populares en una política de alianzas en bancarrota que tiene como base la estrategia socialdemócrata de SYN y del resto de fuerzas oportunistas, que adoptan y promueven propuestas de gestión similares a las de los partidos burgueses, sobre la crisis y la salida de la misma, la deuda y el déficit.

    Por este motivo es positivo que se abra este tema.

    El KKE ha construido relaciones duraderas y camaraderiles con el PCP, aprecia su importante contribución al desarrollo de la lucha de clases en Portugal por la defensa de los intereses obreros y populares. Aprecia su apoyo a las organizaciones antiimperialistas, su contribución a hacer frente al anticomunismo y las grandes dificultades que se crearon con la contrarrevolución y el derrocamiento del socialismo.

    Nuestro partido, como sección del movimiento comunista internacional, estudia cuidadosamente las posiciones y decisiones de los PPCC y toma posición sobre los asuntos centrales sobre la base de si las diferentes decisiones ayudan o no a la lucha de clases, fortalecer o debilitan la lucha general contra el imperialismo y los monopolios, si ayudan o no a las fuerzas populares a liberarse de las ideologías y las políticas burguesas y oportunistas.

    Al mismo tiempo, el KKE informa sistemáticamente a los PPCC sobre su propia actividad y experiencias.

    Desde esta posición es desde donde examinamos el encuentro entre el PCP y el “Bloque” y creemos necesario expresar brevemente la experiencia que nuestro partido ha adquirido en cuanto a la posición del oportunismo en Grecia, que históricamente ha empleado tácticas corrosivas y liquidacionistas por medio de formas de cooperación tales como la “Izquierda Democrática Unida” (EDA) en los años 50 y 60, la “Izquierda Unida” en 1974 y “Synaspismos” (“Alianza” en griego) a finales de los años 80.

    la práctica básica que marca su posición es su asimilación de las políticas e ideología burguesas, la negación de los principios que caracterizan al partido leninista de nuevo tipo, la abolición de la independencia del PC y su disolución.

    Esta experiencia es muy útil para estudiar el papel que el “Bloque de Izquierda” juega en Portugal.

    Se trata de un partido oportunista, que ha sido suministrado de cuadros que se separaron del PCP en el pasado. Se trata de un partido con una estrategia socialdemócrata, con tesis que apoyan el poder de los monopolios, la propiedad capitalista de los medios de producción, la Unión Europea, un partido que apoyó durante mucho tiempo las políticas antipopulares del gobierno del socialista Sócrates.

    Este partido es activo en el seno de ese constructo de la UE, el Partido de la Izquierda Europea (PIE), ocupa el puesto de vicepresidente en su presidium, junto con SYN, participa en la campaña anticomunista, en el intento de socialdemocratizar a los PPCC, apoya las decisiones antipopulares para revertir los derechos obreros y populares y apoyó recientemente, con su voto, la decisión del Parlamento Europeo sobre la participación de la UE en la guerra imperialista contra Libia.

    Es obvio que su carácter no cambia por el hecho de que haya tenido un debate con el PCP y que posiblemente se haya creado una base de cooperación entre ellos. Su carácter socialdemócrata se mantiene, sus actividad daña al movimiento obrero y popular. E, independientemente de las intenciones del PCP, el “Bloque” utilizará esta cooperación para fomentar la confusión, para corromper la conciencia, para tratar de rebasar a los partidos comunistas o fuerzas antiimperialistas.

    SYN saludó el encuentro del PCP con el “Bloque” desde el primer momento. SYN está intentando aprovechar oportunistamente los acontecimientos que están teniendo lugar a nivel europeo o internacional para promover sus posiciones y jugar sus bien conocidos juegos de engaño.

    Hizo lo mismo con Jospin en Francia. Saludó la cooperación del Partido Socialista con el Partido Comunista Francés y otras formaciones oportunistas. Habló de un “rayo de esperanza” y posteriormente, como esta solución provocó intensas protestas populares y llegó a la bancarrota política, SYN intentó dar marcha atrás utilizando un montón de excusas.

    Hizo lo mismo en Italia, cuando saludó la “coalición del olivo” de “centro-izquierda” hablando de una “rama de esperanza” en Europa. Y cuando el pueblo trabajador condenó las políticas antipopulares del “olivo”, trató de justificar lo injustificable.

    Está claro que la lógica de la “unidad de la izquierda”, la lógica de los denominados “frentes antineoliberales” ha recibido un golpe, pero el oportunismo insiste porque su misión es manipular a las fuerzas populares, impedir la radicalización de la conciencia popular: una radicalización que tiene lugar mediante la utilización del conocimiento y la experiencia de la lucha de clases.

    El KKE, que analiza los acontecimientos según un criterio de clase desde el punto de vista de los intereses obreros y populares y avisa sobre las trampas que las fuerzas de la sumisión ponen al pueblo, dice claramente a la clase obrera, a los sectores populares y a la juventud que:

    No confiéis en absoluto en SYN/SYRIZA y en el resto de fuerzas del oportunismo. Su estrategia sirve a la perpetuación del capitalismo, del sistema explotador independientemente de las maniobras verbales que hagan para confundir. La principal dirección que caracteriza su política es el mantenimiento del poder de los monopolios, la propiedad capitalista de los medios de producción y el desarrollo sobre la base de los beneficios.

    Un elemento importante de esta estrategia es el sistemático anticomunismo que proporciona una coartada al anticomunismo burgués. Este elemento ha marcado su rumbo desde 1990 hasta el presente.

    Las posiciones y prácticas de SYN que apoyan la UE y la estrategia de reestructuración capitalista, que ataca y acaba con los derechos obreros y populares, expresan su dirección estratégica. Esta dirección es evidente en el esfuerzo por fomentar ilusiones relativas al papel del gobierno del PASOK: se burlan del pueblo argumentando que lo que fue mal fue que el PASOK abandonó su programa, aunque es bien conocido que este programa implicaba un ataque antipopular en todos los terrenos.

    Esta dirección lleva a una posición hostil hacia el PAME y otras uniones militantes, al apoyo a los empresarios y al sindicalismo dirigido por el gobierno, a la mayoría de GSEE y ADEDY que siempre han buscado, por todos los medios, la corrosión y el desarme del movimiento obrero para que fuera asimilado en beneficio del capital.

    Las maniobras oportunistas no tendrán éxito. Los “pecados” políticos de SYN no se purgan con el esfuerzo por utilizar el debate entre el PCP y el Bloque de Izquierda.

    Hoy, cuando la crisis capitalista muestra claramente que el sistema explotador ha sobrepasado sus límites históricos; hoy, cuando la efectividad de la lucha de clases está conectada obviamente con la solución al problema del poder, SYN/SYRIZA y el resto de formaciones están engañando al pueblo con demandas que tienen que ver con la renegociación de la deuda, lo que significa nuevos impuestos, duras condiciones para el pueblo y nuevos memorandos del gobierno, la UE y el FMI.

    Están engañando al pueblo con la utopía de una justa redistribución de la riqueza bajo las condicinoes del poder de los monopolios y otras demandas similares que también son ampliamente utilizadas por los partidos burgueses, por los economistas burgueses y los apologetas del sistema.

    Los constantes cambios en sus posiciones y exigencias con el objetivo de confundir demuestran la informalidad y la poca confianza que ofrecen los partidos y grupos oportunistas.

    Nuestro pueblo debe ser severo y darse cuenta de que la política de alianzas de SYN y sus llamamientos oportunistas a la “unidad de la izquierda” tienden a dificultar la unión de la gente sobre una base antiimperialista y antimonopolista y en una dirección anticapitalista.

    Su objetivo es encontrar cómplices para la perpetuación del poder de los monopolios. Al mismo tiempo, revelan la miseria que caracteriza el intento de SYRIZA, las controversias y los puntos muertos de la Babel oportunista.

    El KKE trata la política de alianzas con un gran sentido de la responsabilidad, como herramienta de importancia estratégica que fortalece la lucha del movimiento obrero y popular y la concentración de fuerzas contra la plutocracia, contra las políticas antipopulares y las uniones imperialistas.

    Nuestro partido ha excluido la cooperación con los partidos y grupos del oportunismo que conscientemente trataban de disolver al KKE y celebraban el derrocamiento del socialismo, fomentando la sumisión y contaminando la conciencia popular.

    Hemos excluido la unión ocasional de nuestros dirigentes e insistimos en la alianza de fuerzas sociopolíticas que tengan un interés en luchar contra la estrategia de los monopolios y el imperialismo, teniendo en cuenta que la alianza no constituye un cuestión sólo del KKE, sino que afecta a una amplia gama de fuerzas que se mantienen atrapadas en constructos ideológicos burgueses o dudan en dar el gran paso.

    El KKE insiste en la acción conjunta y coordinada de la clase obrera, de los pequeños y medianos campesinos, de los autónomos y las uniones militantes con orientaciones de clase de estas fuerzas sociales que juegan un papel dirigente en la lucha por nuestro pueblo y preocupados por todos sus problemas.

    Estas uniones constituyen el núcleo del esfuerzo para construir el frente antimonopolista y antiimperialista de lucha que pelea por el poder y la economía popular, concretamente por el socialismo, que es la condición previa para la abolición de la explotación, para la garantía del derecho al trabajo para todos y la satisfacción de las necesidades actuales del pueblo.

    Ésta es la respuesta que los propios acontecimientos han traído a la actualidad. Porque la lucha ante los agudos problemas de las familias obreras, la lucha contra las consecuencias de la crisis, la lucha contra el memorándum del gobierno, la UE y el FMI y las crueles medidas antipopulares, por los derechos soberanos, adquiere fuerza hasta el punto de que se convierte en una lucha contra el poder de los monopolios, por el derrocamiento de la barbarie capitalista.

    (Traducido por el Área Internacional del CC del PCPE)

    http://es.kke.gr/news/news2011/2011-04-20-marinos-portu

      Fecha y hora actual: Sáb Dic 03, 2016 1:24 am